Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Emiro Vera Suárez escriba una noticia?

Acobijar en las mantas del coexistir

21
- +
08/06/2018 01:28 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Estoy a punto de desmayarme, ver las ciudades amuralladas frente a las huestes cristianas para resistir de Roma y evitar el asedio de personas que caen en el engaño y la mentira

Fuente Literaria/Relato de Ciencia. Ficción/ 3.12

 

Esa mañana me dispuse a ver el roció del amanecer y ver sí es licito ir a verte, porque estas a muchos kilómetros de mí y debo regresar al Castillo, fueron noventa-90- días de no estar en mi planeta. Sin duda, la historia la marcan los Imperios y ninguna ciudad sin apego a la verdad puede sobrevivir, como la nuestra, su presidente pelea con todo lo que proviene de las cercanías de nuestra tierra.

Estoy a punto de desmayarme, ver las ciudades amuralladas frente a las huestes cristianas para resistir de Roma y evitar el asedio de personas que caen en el engaño y la mentira Es tiempo de abrir la puerta de nuestro Dios para agradarle.

Cuando vaya a casa, traspasare los muros e iré a la pila bautismal, me interesa saber, lo cierto de esta noticia. La tropa siempre vigilante, en el paso de un lugar a otro, haciendo sus pausas para ir a orar en la antigua mezquita. El islam ha tomado nuestras ciudades, desde que el imperio estadounidense decidió salir de Hussein y Gadaffi. Muchos dejaron los limites del muro porque sintieron odio a sus jefes tradicionales, desde ese momento, todo empezó a salpicar como agua en una piedra para dejar sus huellas.

Desde hace tiempo. La Virgen de la Granada, es la patrona de varias localidades andaluzas. Desde la torre puedo ver en las noches a los murciélagos revolear el castillo y, desde mi sillón, tener la oportunidad de contemplar tu desnudez.

Este viaje, ha sido muy especial para mí y mi corazón sigue con vosotros, me habéis dado mucha alegría al saber de sus lecturas, pero, ahora estoy más relajado. En cada planeta fuimos atendidos estupendamente, sobremodo, mi nave estuvo guiada por Aldana, quien tuvo siempre en mente este fabuloso viaje, porque aparte de pilotear la nave como auxiliar, tuvo gracia de liberar a mucha gente de sus ataduras para que llevanse una vida más providencial, en cada lugar nos atendieron de una manera estupenda.

Este, fue un viaje sorpresa, en un momento no sabia adonde íbamos. Con la nave dañada, tuve que cruzar tres agujeros negros y mi mente de una u otra manera iba afectando mi salud, porque ya Thais no podía seguir haciendo esa travesía conmigo y, era obligado hacer este viaje y salir del planeta, porque resulta mítico, pero, el regente quería gobernar por siempre mi país. Ya la vida, para mí, no será más perfecta.

Sin los hijos y mi mujer, el tiempo se hace difícil y las lecciones, siempre será buenos recuerdos, quizás, esta hambruna nos afecte a todos, pero el espacio territorial esta vacío y, surgen nuevas perspectivas y, donde el amor nunca se acaba, nacimos para hacer algo diferente.

 donde residió mi primera luz, la segunda puerta da hacia la salida de Valencia, allí yace mi segunda luz, y la tercera puerta no se abre todavía. Solo Jehová mi Dios en su misericordia dará la oportunidad de conocer los secretos de ese tercer amor.

Desde luego, mi país, Venezuela, tiene paraísos muy bellos y estoy asentado en La Bahía de Patanemo, pura agua salada

Una de las cosas que aprendí, es que, no podía cansarme, ni pensar. En el espacio somos el presente y, simplemente vivimos. Somos parte de un paisaje urbano y espiritual. Aunque, jamás he sido parte de tu paisaje y, solo nos sorprendemos por el caminar, es un torbellino de imágenes, sueños y, una sola pasión, el existir

Lo único nuevo es que debo cambiar de estilo y comer algo más tarde. Empezar de nuevo poco a poco e intentar ser consciente de cada acto, de donde estén todos y, cada una de las partes de mi cuerpo deben manifestarse, porque debo sonreír. Acá, en Venezuela debemos despertarnos una hora antes por el transporte y las naves paralizadas, no hay respuestas y, necesitamos ser más consigo mismo, es dejar que la tarde sea noche y, tener la oportunidad de contar algo mío.

Aunque, vivo en una ciudad que no me gusta por el estilo de su gente en el compartir, el castillo del Cerro Azul se encuentra a una hora de carretera en Puerto Cabello, en plena costa venezolana, ya sin mis hijos, volveré a buscar empleo otra vez, eso de viajar ya cansa, dar clases, poco pagan, total, la vida siempre va en serio.

Todo ha pasado de prisa en mi tierra, es el horror de las guarimbas y los testimonios.es el hambre y la escasez de alimentos, es un control dictatorial hasta para comprar una rebanada de pan en mi urbanización que te mandan a girar y girar y, lo sorprendente es que los distribuidores son personas que los vistes nacer y de una u otra forma en un momento le ayudaste, de verdad, la conciencia del madurismo es de miseria e inhumana, todo lo complican. Es una suerte de Gaza, pero, es Venezuela. Los maduristas son israelíes.

Ellos, nunca han sido humanos, disfrazaron sus almas para matar a Chávez.

Pero, cuan importante es oír la voz de nuestros niños que no pierden su futuro al encontrarse con la otra luz, su mirada es más coherente que de muchos adultos, despiertan mi admiración.

Quiero, en estos momentos estar en la otra punta del mundo y ver la sorpresa de tu vida, unas cosas son lentas y, otras más rápidas, debemos aprender a desarrollarnos como individuos para darle vueltas a la cabeza, esta generación es rápida, pero no razona, piensan como islamitas, una vertiente humana que ya invadió Europa y ahora aboga por Latinoamérica.

Hace tiempo, no me como la guinda de un pastel, con anterioridad adquirí varias porciones de tortas de pan. Total, debemos sentirnos a gusto con la mujer que amamos y, nos daremos cuenta que somos nosotros mismos.

Ya no estoy casado, estoy aburrido en esta Torre, abajo los dragones y minotauros vigilan, no vayan algunos ciudadanos pensar que este castillo es de su propiedad, son unos generadores de guerra.

No me tomes a la ligera, me agrada tu guinda de pastel, solo aprende hacer las cosas bien.

Este, fue un viaje sorpresa, en un momento no sabia adonde íbamos

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

X


Sobre esta noticia

Autor:
Emiro Vera Suárez (549 noticias)
Visitas:
334
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.