Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Montserrat Gutiérrez escriba una noticia?

A Ana Mato no le tiembla la mano recortando en sanidad, ni tampoco para cobrar sobresueldos del PP

28/05/2013 20:10 2 Comentarios Lectura: ( palabras)

Es la segunda ministra peor valorada del Ejecutivo de Rajoy

Mato, que ha dirigido una revolución en el sistema sanitario (copagos, privatización…), apenas se ha mojado ni ha dado explicaciones.

Peor sanidad que hace año y medio

La mayor parte de los grupos de la oposición en el Congreso de los Diputados valora negativamente la aprobación e implantación del decreto ley del pasado 20 de abril de 2012 de reforma sanitaria, que lideró la cartera de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, dirigida por la ministra Ana Mato.

La norma fue convalidada por la Cámara Baja el 17 de mayo de ese mismo año, y entre otros puntos, puso en marcha por primera vez en España el copago farmacéutico, , que también por primera vez han tenido que asumir los pensionistas-, o medidas para controlar el 'turismo sanitario', como la retirada de la tarjeta a los inmigrantes ilegales.

Con este decreto ley, el Gobierno pretendía ahorrar más de 7.000 millones de euros en el Sistema Nacional de Salud (SNS). Salió adelante con la mayoría parlamentaria del PP y el apoyo del único diputado de UPN. Fue rechazada por el resto de los grupos de la oposición.

Para estos grupos, este decreto de reforma sanitaria acabará con el carácter universal de la sanidad, quedándose miles de personas sin esa cobertura y perjudicando claramente a los colectivos más desfavorecidos.

Señalaban, además, que los copagos y los recortes en la materia perjudican la accesibilidad de los pacientes y, en especial a los pensionistas, pacientes crónicos y de enfermedades raras.

No obstante, consideraban que "lo más grave", desde la aplicación de este decreto, era que el Gobierno desmantelaba el Sistema Nacional de Salud.

Las listas de espera aumentan

Aunque el Ministerio de Sanidad sigue remiso a hacer públicas las listas de espera que le remiten las comunidades, sin embargo, según las informaciones de algunos medios con los últimos datos publicados por las comunidades autónomas, las listas de espera para operaciones son las primeras víctimas del recorte en gasto sanitario.

Al parecer, el número de españoles que esperan para ser intervenidos quirúrgicamente se ha disparado en los dos últimos años. Esta lista ha aumentado entre un 20 y un 47 por ciento en los últimos doce meses.

Así, actualmente el número de pacientes en lista de espera quirúrgica en el Sistema Nacional de Salud se sitúa oficialmente en 536.911 personas, cuando en 2010 esta cifra era de 381.753 (sin contar la Comunidad de Madrid).

Además del número de personas en la lista, también se está disparando el tiempo medio de espera y el porcentaje de pacientes que esperan más de seis meses sin operarse. En el primer caso, los días de retraso para una intervención han subido de 64 a 76 en un solo año, un 15 por ciento más, mientras que el porcentaje de largas esperas ha pasado del 5, 7 del total al 9, 8 por ciento en el último año.

Los expertos consideran que esta repentina subida tiene dos razones fundamentales, consecuencia de la reducción llevada a cabo en el gasto sanitario: la reducción de los conciertos con la sanidad privada y la eliminación en varias comunidades de las peonadas de tarde en los hospitales.

Más recortes este año

Pero el Gobierno volverá este año a servir en bandeja a las comunidades autónomas un nuevo recorte del gasto sanitario para cuadrar sus presupuestos. De los 6.000 millones de euros de ahorro previsto en el gasto autonómico de 2013 en el Plan Nacional de Reformas, 3.134 millones de euros correrán a cuenta del gasto en salud, que se situó el año pasado en 56.295, 2 millones de euros, según datos del Ministerio de Hacienda.

Otros 1.200 millones de euros se reducirán en el área de cuidados de larga duración y servicios sociales, que junto con educación absorberán el 66, 4% del presupuesto autonómico de este año, un 0, 7% menos que en 2012. El ajuste sanitario de más de 3.000 millones de euros permitirá a las regiones reducir en un 5, 5% su presupuesto sanitario en 2013, para casi cumplir con el ajuste medio del 6, 5% recogido en sus cuentas sanitarias este año.

El Ejecutivo no plantea medidas nuevas de las ya puestas en marcha en la reforma sanitaria de abril de 2012, que se marcó un objetivo de ahorro de 7.267 millones de euros. El 56% de este ajuste estaría ya ejecutado, gracias sobre todo al recorte en medicamentos y en el capítulo de personal, donde las comunidades habrían ahorrado 1.850 millones de euros.

Sin embargo, el Ministerio de Sanidad aprobará este año un decreto que eliminará prestaciones de la cartera de servicios asistenciales, para los grupos de cribados y 13 servicios de especialidades médicas, entre los que se incluirá un nuevo catálogo de implantes quirúrgicos. Con esta medida, el Gobierno aspira a ahorrar 700 millones de euros en 2013.

Sanidad también profundizará en su política de trasladar parte del coste sanitario al bolsillo del ciudadano a través de nuevos copagos en la dispensación en centros de salud de productos dietoterápicos y ortoprótesis, así como en el transporte sanitario no urgente. Las regiones acordaron introducir los nuevos copagos el año pasado pero están pendientes de aplicarse. El ahorro previsto por el Ejecutivo es de 175 millones de euros este año.

Gastos en medicamentos

Pero el gran esfuerzo del ajuste sanitario seguirá recayendo en el gasto en medicamentos, que acumula desde 2010 una reducción del 25%. En 2013, el Gobierno confía en rebajar el capítulo farmacéutico en 1.400 millones de euros, gracias al efecto de la futura orden de precios de referencia, que rebajará los precios de más de 11.300 presentaciones y cuyos efectos se notarán a partir de septiembre.

El objetivo de ahorro este año es de 409 millones de euros. A esta cantidad habrá que sumar también el ajuste que suponga la adecuación de los envases de medicamentos a la duración del tratamiento o el copago de los pacientes en los medicamentos de dispensación hospitalaria.

Menos para dependencia

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha asegurado que el ahorro de 1.100 millones de euros en dependencia contemplado en el Programa Nacional de Reformas responde a cuatro medidas acordadas el año pasado con las comunidades autónomas hasta 2014.

Estas mismas fuentes han resaltado que las citadas medidas fueron la reducción del 15% de la prestación a cuidado familiar, la eliminación del pago de cuotas de la seguridad social de cuidadores familiares, priorizar las prestaciones a servicios profesionales y la fijación del copago del ciudadano en un 5%.

Pero los recortes también se está notando en las pruebas y tratamientos, los enfermo crónicos y la atención a las víctimas de la violencia machista (un total de 32.242 mujeres fueron identificadas como víctimas de violencia de género en 2011 e inscritas en el Registro Central que el Ministerio de Justicia) .

Por ejemplo, se ha conocido en los último días que el nuevo medicamento para la hepatitis C, que duplica la eficacia del anterior, tiene un precio de 27.000 euros, pero que muchos hospitales no pueden asumir este desembolso, debido a una política de ahorro farmacéutico equivocada.

Tampoco ha asistido Mato a un consejo europeo desde que ostenta dicho cargo en el gabinete de Mariano Rajoy (y ya van ocho). Y para qué realmente, si no cree en la sanidad pública.

Aversión de Mato por la prensa

Que un ministro dé explicaciones debería ser algo normal, pero la expectación con la que se recibe a Mato en sus comparecencias, es titular de una de las carteras más convulsas en lo que va de legislatura, es inversamente proporcional a su escasez.

No solo los recortes en sanidad han puesto a Ana Mato en el punto de mira en los últimos meses, también su posible vinculación con la Gürtel y los sobresueldos en el PP

Los diputados no son los únicos que, a excepción de las preguntas en el Pleno, de obligatoria respuesta, se han quejado del mutismo de la ministra. Los periodistas tampoco lo han tenido fácil. Mato casi ha hecho más declaraciones en los pasillos del palacio de la Carrera de San Jerónimo que en comparecencias públicas. Sin contar las posteriores a los Consejos Interterritoriales (y no todos), la ministra no ha dado una sola rueda de prensa para explicar las reformas puestas en marcha. Es la primera titular que en los 14 meses que lleva en el cargo no ha concedido una entrevista a los principales periódicos para tratar asuntos de su departamento.

La aversión de Mato por la prensa ya era conocida en Génova, donde la ministra fue vicesecretaria general de Organización y Electoral desde 2008 hasta su nombramiento. “Entonces costaba cada rueda de prensa”, recuerda un excolaborador. Pero en aquellos años, Mato no tenía más escapatoria que salir a dar explicaciones, y ahora ha encontrado sustitutos de peso, empezando por la secretaria general de Sanidad y Consumo, Pilar Farjas, de quien se dice que le fue impuesta desde la consejería de Salud de Galicia para que tuviera cerca a alguien que conociera el sector. Esto, en sí, no es algo extraño. Pero sí es inusual el protagonismo concedido a Farjas, que acudió el 12 de diciembre al Congreso a aplacar a los diputados y que incluso después del real decreto ley del 20 de abril con el paquete de recortes fue la encargada, en un desayuno off the record, de intentar explicar a los periodistas las medidas.

Su actitud ha llamado la atención y chocado incluso al personal del ministerio, que bromeaba durante la última comparecencia del director de la Organización Nacional de Trasplantes, Rafael Matesanz, con Farjas sobre que había que dar otro uso a la sala de prensa. Aparte de la secretaria general, incluso personas en teoría más alejadas del ámbito sanitario, como el secretario de Estado de Servicios Sociales, Juan Manuel Moreno, han tenido que dar la cara por la política de recortes. La calle también ha acusado esta ausencia, y la etiqueta #preguntaamato ha sido muy popular en Twitter.

Lo que no está claro es el motivo de esta actitud. Aparte de su tradicional recelo a dar explicaciones, sus patinazos han sido sonados.

Antes incluso de su primera comparecencia en el Congreso, ya “resbaló” cuando se refirió a un crimen de violencia machista como de violencia familiar, cambiando el foco de la causa última de estos asesinatos.

En su primera comparecencia para explicar los recortes todavía circula como un ejemplo de confusión. Perlas como: “Hemos universalizado la sanidad para los españoles. Saben ustedes que la sanidad es universal y que estaba recogida en muchas leyes pero nunca se aplica hasta el final. Todos los españoles tienen derecho a asistencia sanitaria gratuita. Todos sin dejar uno”. Así intentaba explicar que solo los que hubieran cotizado a la Seguridad Social tendrían asistencia (y que se dejaba fuera a los inmigrantes sin residencia legal y a los que ganaran más de 100.000 euros sin haber cotizado).

Con “luego hemos quitado también una cartera que llamamos cartera común suplementaria que la adjunto si me lo permiten con la cartera accesoria. Ahí estarían pues las prestaciones farmacéuticas, las teroperapéuticas… me he equivocado en el nombre [quería decir dietoterápicas], y poner en valor lo que tiene mucho en valor, porque no hay cosa que tenga más valor que una medicina que cura enfermedades” intentó explicar que iba a haber dos carteras, una básica, común y gratis, pero que otra, con los productos alimentarios especiales, prótesis y transporte sanitario, quedarían sujetos a copago. Sus titubeos al explicar los recortes han corrido por Internet.

Al decir “no es lo mismo una persona que no está enferma en su consumo de medicamentos que una persona que está enferma. Los pensionistas que no pagan nada son aquellos que ya no tienen derecho a prestación por desempleo” y con explicaciones como que “el copago farmacéutico no es copago sanitario” quiso contar los cambios de la aportación en medicamentos por los pacientes.

Los nervios y el posible desconocimiento de quien solo llevaba cinco meses en el cargo podían explicar tanto titubeo, aunque no en su caso que ya tenía experiencia en estas lides. Luego se vio que la indefinición era de fondo.

Aquella revolución del sistema nacional de salud todavía colea, y, por incapacidad o incomodidad, selló la boca de la ministra, que, según Metroscopia, es la peor valorada del Gobierno.

Hasta tal punto ha llegado el tema que, como su jefe, Mariano Rajoy, se ha apuntado a la moda de dar ruedas de prensa sin preguntas por parte de los periodistas. Esto, hizo vivir a la ministra en marzo de este año (en Nueva York para participar en unas jornadas de la ONU) el primer plantón general de la prensa ante esta “manía” de ciertos políticos.

Los corresponsales españoles en Nueva York decidieron no acudir a la comparecencia de la ministra de Sanidad, Ana Mato, que había requerido que fuese sin preguntas, quizás para evitar que se aludiera a los regalos y viajes recibidos durante años por la trama Gürtel.

La trama Gürtel y Ana Mato

Pero no solo los recortes sanitarios han sellado la boca de Ana Mato, y no solo por ellos ha sido noticia en los últimos meses. La resurrección del caso Gürtel, donde aparecen pagos de viajes para ella y su familia y partidas de miles de euros para fiestas de sus hijos, la ha puesto en —otro— punto de mira. Tanto, que ha merecido un intento de reprobación por la oposición, un honor que ha compartido esta legislatura con los titulares de Educación, José Ignacio Wert, y el de Hacienda, Cristóbal Montoro.

Pero es en el campo de los sobresueldos, percibidos supuestamente de la caja B de Luis Bárcenas, donde Ana Mato brilla con luz propia. Y no es para menos. De entrada, es de las genovesas más veteranas en eso de llevarse a su cuenta corriente millones de pesetas o cientos de miles de euros, dependiendo de la época que se trate.

Reúne la condición de que durante, al menos los últimos 22 años, ha ocupado un cargo electo ( Diputada autonómica en la Asamblea de Madrid, Diputada al Congreso y Eurodiputada ) más un sin fin de cargos orgánicos en el PP que le han hecho subir y bajar de planta en Génova 13 como Pedro por su casa.

Para cerrar el circulo, también durante años, ha compartido con otro reconocido genovés y perceptor de sobresueldos cuantiosos, un esplendido chalet, tres hijos, confetis al por mayor, viajes variopintos y cuentas corrientes, es decir, su marido, Jesús Sepúlveda, ex senador, ex alcalde de Pozuelo y ex trabajador por cuenta ajena de Génova 13. Y desde el año 2009 imputado en la trama Gürtel, variante Madrid.

Con los supuestos datos en la mano, sus retribuciones complementarias en A de estos 22 años, salvo el periodo de eurodiputada (2004-2008) que dejó de percibirlas, son ciertamente cuantiosas.

Según estas fuentes, Mato recibió de su Partido durante los años 1996- 2000, un total de 29 millones de las antiguas pesetas. Cantidad a la que hay que añadir su sueldo como diputada nacional que durante esos mismos 5 años aproximadamente le supusieron otros 45 millones de pts., unos 9 millones anuales. Ambas cantidades tributaron a Hacienda. Total que sumados unos y otros, la cifra resultante se eleva a 74 millones de pts., unos 445 mil euros.

El siguiente periodo que va desde mediados del 2001 hasta mediados del 2004, tampoco la hoy Ministra de Sanidad tiene razones para quejarse. Entre unas cosas y otras, es decir, sobresueldo PP más su salario como diputada, sus ingresos ascendieron a 200 mil € gracias a la generosidad de sus colegas de partido y a otros 240 mil € de la caja del Congreso de los Diputados, lo que sumados hicieron un total de 440 mil €.

El tercer tramo (de 2004 a 2008), salvo error u omisión, Mato deja de percibir sobresueldos y se limita, que no es poco, a vivir de sus retribuciones como eurodiputada. La cifra resultante no está tampoco nada mal. Sobre la base de unos 120 mil € anuales- hay quien sostiene que es bastante más la cantidad real- Mato se embolsa otros 500 mil €, que no estaba nada mal.

Y por último, tras su regreso anticipado a la Carrera de San Jerónimo y hasta su nombramiento como Ministra de Sanidad, ( Marzo 2008-Diciembre 2011) las cuentas también le son de lo más favorables y amables, máxime considerando que coinciden ya con la actual crisis económica, laboral y de recortes de los servicios públicos, sanitarios y sociales.

Los datos hablan por si solos : 375 mil € a costa de las arcas genovesas y 264 mil € de la contabilidad del Congreso de los Diputados. Es decir, continua en racha y subiendo : 639 mil € brutos y debidamente tributados al fisco.

Es decir, que a lo largo de estos 3 periodos temporales, 17 años, la cifra total por ambos conceptos asciende a 2 millones de euros.

Pero aquí no acaba la cosa en lo que a otros ingresos en especie se refiere. Según sostienen los informes de la UDEF, con facturas incluidas, Ana Mato fue bonificada con regalos, viajes, fiestas infantiles y la comunión de uno de sus hijos por parte de la trama Gürtel

El hecho cierto es que en el Juzgado Central de Instrucción nº 5 de la Audiencia Nacional se está investigando el origen de esos regalos, viajes y confetis y sobre todo a cambio de que fueron agasajados. El tiempo lo dirá. De momento, el juez Pedrira del TSJCM archivó una denuncia contra Mato y una de sus hijas por considerar que los potenciales delitos habían prescrito. La cifra que se incluye en esos informes suman cerca de 50 mil €.

¿Todos los dineros recibidos de Génova 13 fueron o no registrados en sus correspondientes declaraciones de bienes y rentas como parlamentarios nacionales ?. ¿Solicitaron o no autorización a la Comisión del Estatuto del Diputado para poder cobrarlos ?.

Se asegura que saldrá pronto del Gobierno, pero que su jubilación la tiene asegurada y de momento tiene ya un puestecito como Eurodiputa esperándola.


Sobre esta noticia

Autor:
Montserrat Gutiérrez (343 noticias)
Visitas:
975
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
6
+ -
Responder

Emilio (29/05/2013)

No creo que GLOBEDIA merezca colaboradores de "copia y pega" El articulo, como todos, es plagio de El Pais y medios adines. Este, de Emilio de Benito "La Ministra Muda" sociedad.elpais.com/sociedad/2013/03/02/actualidad/1362246748_746811.html
Inaceptable!

0
+ -
Responder

Menchu (29/05/2013)

que feo si...