Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que 20minutos.es escriba una noticia?

La anciana de 103 años que mantiene viva una tradición de 1.000 años en Filipinas con sus tatuajes

3
- +
06/07/2020 18:32 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La etnia Kalinga lleva 1.000 años haciendo sus tradicionales tatuajes en su tribu residente en Filipinas, pero actualmente Whang-Od Oggay es la única tatuadora que queda. Esta anciana de 103 años es la última mambabatok, nombre con el que se conoce a estos artistas, que queda viva.

Hace 80 años, esta mujer aprendió esta técnica milenaria que se hacía antiguamente solo a los guerreros Butbut que habían asesinado a alguien en batalla. Pero ahora, se han extendido entre la población y entre los turistas que acuden para que Whang-Od se los haga.

Estos tatuajes se hacen con trozos de carbón, que la artista golpea en la piel con un martillo y espinas de árboles frutales de pomelo o calamansí, una fruta de China y Filipinas. Algunos de los diseños son patrones de piel de serpiente, escaleras o números y todos ellos tienen un significado.

Ver esta publicación en Instagram
Más sobre

Una publicación compartida de La Blouse Roumaine (@lablouseroumaine) el 4 Sep, 2018 a las 2:21 PDT

La propia Whang-Od Oggay está cubierta de estos dibujos y, como está soltera, está enseñando a su sobrina nieta, Grace Palicas, para que continúe haciendo estos tatuajes Kalinga. De hecho, según The Culture Trip , la artista opina que solo alguien de su familia puede seguir la tradición, porque si alguien de fuera de la etnia lo hiciera el tatuaje se infectaría.

Muchos son los visitantes que recibe la longeva anciana para pedir sus servicios como mambabatok, aunque el viaje no es nada fácil. Hay que viajar unas 15 horas al norte de Manila para llegar al pueblo de Buscalan en la montaña, al que solo se puede llegar caminando más de un kilómetro y medio entre bosques y campos de arroz.

La mayoría de estos turistas tienen como costumbre llevar alguna ofrenda, como alimentos o medicinas esenciales para la subsistencia del pueblo. Y parece que esto seguirá siendo así, pues Grace Palicas está más que dispuesta a seguir la tradición.


Sobre esta noticia

Autor:
20minutos.es (41714 noticias)
Fuente:
20minutos.es
Visitas:
31
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.