Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Antonio Rodríguez Jiménez escriba una noticia?

La Armada moderniza su material. Nuevo robot submarino "Leopard"

11
- +
22/06/2022 00:35 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La próxima entrada en servicio de un nuevo buque de rescate submarino basado en el diseño modular de los Buques de Acción Marítima, BAM, fuerza a la adqusición de material de última generación destinado al rescate submarino. Con ello la Armada ha presentado su nuevo robot submarino, ROV, "Leopard"

La entrada en servicio de los nuevos submarinos S-80 supone para la Armada Española una completa renovación de material y medios, aparte de los sumergibles el equipo aledaño a la nueva tecnología submarina debe de estar a la par que la revolución tecnológica que los nuevos buques representan, emplear un equipo anticuado con unos buques tan modernos conllevaría a una obsolescencia práctica que afectaría a la operatividad de la nueva flota de S-80.

Por ello con el programa de construcción de submarinos se sigue un programa aledaño de los sumergibles y sistemas en torno a ellos, ya sean los simuladores como la construcción de buques auxiliares y en este campo el veterano buque de rescate submarino "Neptuno", botado en 1975 como buque civil y adquirido por la Armada en 1988 con el nombre primigenio de "Mar Rojo" y rebautizado en 1999, se queda obsoleto para enfrentarse a la tarea de participar en un hipotético rescate de un buque con la modernidad de un S-80 por lo que su sustitución se ve inevitable por un barco nuevo.

Este nuevo buque empezará a construirse en 2023 en los astilleros de Navantia en Puerto Real y seria entregado a la Armada en 2025 con el primer submarino de la serie 80 en servicio, el S-81 "Isaac Peral", y cercana la entrega a la Armada de la segunda unidad, el S-82 "Narciso Monturiol". Sin nombre aún que lo identifique el nuevo buque es conocido genéricamente como BAM-IS, Buque de Acción Marítima de Intervención Submarina, y llevará lo más avanzado en intervención de rescate submarino que actualmente existe en el mercado, que ya está empezando a recibirse para su prueba e instrucción del personal antes de adaptarse al nuevo buque de rescate.

Y como botón de muestra inicial de este equipo la Armada acaba de recibir el nuevo robot de rescate submarino, ROV, el "Leopard" construido por la firma sueca SAAB y adquirido para España por la oficina de adquisiciones de material militar de la OTAN.

El ROV "Leopard"

Visto en crudo y dentro de su estructura de transporte, llamada técnicamente "garaje", el nuevo ROV "Leopard" puede parecernos un armatoste pesado, inamovible y sin ninguna movilidad para hacer un trabajo de precisión. Pero es solo una ilusión pues el "Leopard" es en realidad el pequeño robot submarino en forma de caja redondeada, hidrodinámico y equipado con focos, cámaras y brazos mecánicos en quilla y que va dentro de la jaula garaje, garaje que también porta el umbilical que le une con la grúa al navío anfitrión y el cable propio del ROV que se maneja filo-guiado desde el buque.

Cuando el navío de rescate, en este caso el "Neptuno", llega al punto del incidente se arria el "garaje" por grúa al mar y se deposita en el fondo, su peso lo ancla al lecho marino con firmeza, se pretende que todo el conjunto tenga la máxima estabilidad y se quede inmóvil, una vez asegurado al fondo el "Leopard" sale del "garaje" y por  guiado por cable se dedica a operar en el siniestro que este localizado, sea este el que sea: un submarino averiado, una fuga de una tubería submarina, trabajar en el casco de un barco, proporcionar suministros y aire a un sumergible accidentado, reparar un cable submarino, etc.

El nuevo equpo se prueba en el veterano "Neptuno" pero será desplegado en el futuro buque de rescate submarino cuando entre en servicio en 2025

Operatividad del ROV "Leopard"

Como el comandante del "Neptuno" aclaró a la prensa este ROV hace: "Lo mismo que hace un buzo solo que mejor, sin limite de tiempo, hasta 1.000 metros de profundidad (la cota máxima de rescate a un submarino es de noventa) sin cansarse y sin parar, solo necesita que le llegue corriente". De hecho la única cortapisa seria que se disponga del suficiente número de pilotos adiestrados para que relevándose sucesivamente tener al "Leopard" en funcionamiento por tiempo indefinido bajo el agua.

Para trabajar el ROV despliega dos brazos articulados capaces sendos de 4 y 7 funciones de movimiento, un brazo humano solo maneja cuatro, cuatro cámaras de video en negro y a color, cuatro focos LED y dos sonares uno de ellos 3D. Con estos medios y desde un shelter modular una tripulación de piloto y copiloto puede manejar al "Leopard" en cualquier avería submarina sin mas limite que los 90 metros de cable que unen al ROV con su “garaje” y a través del que le van llegando las ordenes.

Una vez finalizada la tarea el ROV es devuelto a su "garaje" por el mismo camino que uso para salir, esto es para evitar que el cable se enrede en cualquier obstáculo, no se dan vueltas ni giros el "Leopard" vuelve a su jaula por la misma ruta por la que salió, y una vez instalado en el "garaje" todo el conjunto es izado al barco.

El manejo de una maquinaria tan complicada requiere pericia por lo que las tripulaciones pasan por un primer curso básico de seis semanas de instrucción básica y seguidos de seis meses de cursos específicos, muchos dados por la firma constructora SAAB, para alcanzar un nivel de excelencia al medio año de iniciar el adiestramiento. El numero de equipos formados, piloto y copiloto, hasta el momento es de dos, iniciándose la instrucción de nuevas tripulaciones al inicio del próximo curso en septiembre.

A constar que todos los sistemas del "Leopard", tanto grúa como garaje y shelter de mando, son modulares y se anclan mediante plataformas al navío en cuestión, sí hace falta su concurso en otra localización, se desenganchan y mediante grúas se izan a un transporte y se despliegan donde sea preciso ya sea otro barco, un muelle, la orilla, una plataforma móvil, etc. Y se operan desde allí.

De hecho todos los sistemas que porta el "Neptuno" son igualmente modulares: desde los laboratorios submarinos, los vestuarios de los submarinistas o las cámaras hiperbáricas, pueden desmontarse sin complicaciones y colocarse si es preciso en otro lugar por lo que es obvio deducir que cuando el nuevo BAM-IS esté operativo todos los sistemas utilizables del "Neptuno" serán emplazados en el nuevo buque. Para entonces el ahora nuevo ROV "Leopard" ya será un producto rodado al que sus operadores habrán cogido la medida y con estos sistemas veteranos y los nuevos que se incorporen en estos pocos años será una dotación imprescindible del nuevo buque de rescate submarino.

El nuevo ROV "Leopard" permite operar a altas profundidades sin padecer las limitaciones de un buzo humano


Sobre esta noticia

Autor:
Antonio Rodríguez Jiménez (167 noticias)
Visitas:
967
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.