Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-economía escriba una noticia?

La banca española mantendrá la guerra de depósitos en 2011 y afrontará un ejercicio "muy duro", según Fitch

16/11/2010 13:55 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La banca española mantendrá la guerra de depósitos en 2011 para captar el ahorro de los clientes y afrontará un ejercicio "muy duro" por la bajada de la rentabilidad del negocio, según pronosticó la máxima responsable de la cobertura de entidades financieras en España de la agencia de calificación Fitch, Carmen Muñoz.

La contienda del pasivo impactará de forma "muy importante" en los ingresos del sector financiero en general, pero sobre todo en los ingresos de las entidades que sólo tienen presencia en España, especificó la experta en unas jornadas sobre banca europea celebradas en Madrid.

Además de la elevada remuneración que bancos y cajas seguirán ofreciendo por el ahorro en un entorno de bajos tipos oficiales de interés, las entidades sufrirán un fuerte descenso de los márgenes, y deberán asumir las mayores exigencias de provisiones por riesgo inmobiliario establecidas por el Banco de España, agregó.

Según la agencia de calificación crediticia, el débil crecimiento español también meterá presión a las cuentas de resultados de bancos y cajas de ahorros centrados en la economía doméstica, ya que el Producto Interior Bruto (PIB) se contraerá un 0, 3% en 2010 y experimentará un tenue crecimiento del 0, 7% en 2011 y del 1, 8% en 2012.

"Acceder a la liquidez, avanzar en fórmulas para ganar en rentabilidad, elevar los niveles de capital y mejorar la calidad de los activos son los retos más importantes a los que se enfrenta el sistema financiero español en el próximo año", consideró Muñoz.

Sin embargo, la responsable de Fitch apuntó que la banca española no se enfrenta a un panorama "tan negro" como el que espera a otros países, gracias a que ejerce un control de costes y mantiene un ratio de eficiencia que compara bastante bien con la banca internacional.

AMERICA LATINA.

Además, incidió en que la gran diferencia entre el sistema financiero español y los de Irlanda y Portugal es que el primero cuenta con dos grandes bancos, Santander y BBVA, que han diversificado su negocio fuera de España "de forma coherente" y manteniendo el enfoque en la banca minorista, al tiempo que gozan de presencia en América Latina, zona que ya contribuye de forma importante a su beneficio global.

Para compensar el difícil entorno previsto en España en 2011, los dos grandes bancos han acometido operaciones corporativas que les permiten avanzar en su diversificación, dijo Muñoz, en alusión a las recientes compras de activos de Santander en Alemania, Reino Unido y Polonia, y a la adquisición del 24% del banco turco Garanti por parte de BBVA.

En este sentido, Muñoz tachó de "curioso" que el mercado penalice a estas entidades por atribuirles el mismo riesgo que al Reino de España, tal y como ponen de manifiesto sus elevados ratios de seguros de impago de crédito (CDS, 'credit default swap'), cuando el negocio español cada vez pesa menos en la cuenta de resultados de Santander y BBVA.

"Son las fuerzas del mercado las que identifican a estas entidades financieras como 'riesgo España' y las meten en el mismo saco. Es un efecto contagio claro que demuestra que no se puede ser complaciente y que hay que ir abriendo mercados", explicó la experta de Fitch.

Muñoz avanzó que cuando se relaje el encarecimiento de los CDS registrado en los últimos días debido a los temores de los inversores sobre una eventual quiebra de Irlanda y Portugal, la banca española volverá a emitir deuda en el mercado. "Mientras siga alto (el CDS) por el efecto contagio, se replegarán, pero en cuanto vean oportunidades accederán a los mercados", sostuvo.

A su parecer, la banca española "ha aguantado muy bien la crisis hasta la fecha", pero los mercados de liquidez se han secado, y aquellas entidades que apoyaban su crecimiento de forma excesiva en la financiación externa son las que ahora pagan el precio por un crecimiento excesivo de su deuda.

SEGUNDA OLEADA DE FUSIONES.

En cuanto a si las cajas de ahorros están acometiendo la reestructuración con lentitud, opinión que han expresado diversos banqueros, Muñoz valoró favorablemente que ésta se haya emprendido y que la nueva Ley de Órganos Rectores de las Cajas de Ahorros (Lorca) permita a estas entidades captar capital en los mercados. "Va por buen camino", afirmó.

Además, apuntó a que la reciente integración de Cajasol en el grupo de Banca Cívica apunta al comienzo de una segunda oleada de fusiones para ganar tamaño, necesidad que podría trasladarse a la banca mediana, segmento en el que Banco Guipuzcoano ha sido absorbido por parte del Banco Sabadell.

La analista también resaltó que la reestructuración contribuirá a reducir el exceso de capacidad de la red, con una reducción importante del número de oficinas, si bien matizó que una vez finalizado el proceso, el sistema financiero español seguirá estando más bancarizado que el resto por razones culturales y de su enfoque al negocio minorista.

"Las estrategias del pasado marcan el rendimiento futuro, pero ahora mismo el sistema financiero español va por buen camino en cuanto a la reestructuración y se beneficia de la fortaleza de los mas grandes", concluyó la responsable de banca española de Fitch.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-economía (114841 noticias)
Visitas:
116
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.