Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-deportes escriba una noticia?

El británico Brownlee reaparece en el Mundial con una gran victoria en Madrid

06/06/2010 15:07 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El británico Alistair Brownlee consiguió llevarse el Triatlón de Madrid, tercera prueba puntuable del Dextro Energy-Campeonato del Mundo de Triatlón, después de superar en el sprint final en la Casa de Campo de la capital española al australiano Courtney Atkinson con el suizo Sven Riederer completando el podio.

Por su parte, el español Javier Gómez Noya tuvo que conformarse con una meritoria cuarta posición después de estar con los mejores hasta los últimos kilómetros, dando muestras de su plena mejoría después de superar los problemas en la cadera, que le impidieron preparar la temporada a la perfección.

La prueba comenzaba en el lago madrileño con un recorrido de 10 kilómetros dividido en dos vueltas. En el primer viraje, el ruso Dmitry Polansky, tercero del Campeonato tras las pruebas superadas en Sydney (Australia) y Seúl, era el que marcaba los ritmos parando el crono en 8:56 segundos con Alistair Brownlee, sexto y Gómez Noya, decimotercero, sin perder referencias con el ruso.

Polyansky seguía liderando la prueba en el segundo trazado llegando a conseguir un fuerte ritmo de carrera terminando los 10.000 metros con 17:57 segundos. Tras él se coló el australiano Joshua Amberger y los británicos Brownlee en tercera y cuarta plaza, destacando sobre todo la figura del joven Jonathan, de 20 años y debutante en una prueba del Mundial.

Llegaba el momento de la transición a la bicicleta y ahí es donde se comenzaba a ver las diferencias entre los triatletas. Un grupo de ocho corredores, con Gómez Noya entrando entre los mejores, eran los que se escapaban mientras que un amplio grupo formado por más de 20 perseguidores, entre los que se encontraban los también españoles Iván Raña, Mario Mola y Francesc Godoy, intentaban recortar diferencias con la cabeza de carrera.

Los hermanos Brownlee, Noya, Polyansky, Brukhankov, líder del Mundial, Belaubre, Amberger y Seear formaban el primer grupo con 17 segundos de ventaja con los segundos, que tenía, además de los españoles mencionados, a gente alta de la tabla como Courtney Atkinson o Jan Frodeno, campeón olímpico en Pekín 2008.

Una diferencia que se vio neutralizada antes de la mitad del recorrido sobre las dos ruedas convirtiendo la prueba en un pelotón, eludiendo todo tipo de sorpresas a pesar de los tímidos ataques que protagonizaban los distintos atletas para intentar estirar la cabeza de carrera e intentar desprenderse de corredores.

Si la prueba femenina fue accidentada la masculina no podía ser menos. La mala suerte se volvió a cebar con el equipo español y esta vez el damnificado fue el joven Mario Mola. El balear, de 20 años y debutante en una prueba del Mundial, sufrió un pinchazo en la rueda cuando marchaba con los mejores y se vio obligado a perder tiempo con la cabeza.

A falta de dos vueltas con la bicicleta, el norteamericano Chrabot, el australiano Huggett y el belga Croes comenzaron una fuga en solitario aventajando en más de 10 segundos a sus perseguidores, con Atkinson, Noya y el mayor de los Brownlee encabezando una lista de ocho corredores, que no querían alejarse de los primeros y consiguiendo despegarse del resto del grupo.

Pero antes de la última y definitiva transición, Noya y compañía dieron caza a los tres corredores escapados para afrontar los definitivos y primordiales diez kilómetros de carrera a pie, la mayor especialidad del ferrolano, que afrontaba esta cita apenas una semana después de proclamarse campeón de España de acuatlón en la localidad murciana de Águilas.

Tanto Atkinson como Brownlee, --que llegaban a correr a 17 kilómetros por hora-- encabezaban la prueba y se destacaban a 18 segundos del español y del suizo Sven Riederer en el 'ecuador' de la carrera. Una distancia que se iba viendo ampliada según restaban las vueltas de llegada a meta.

El atleta gallego, que afrontaba su segunda prueba del Mundial (fue duodécimo en Seúl), perdía comba con la cabeza de cara a la última vuelta viéndose fuera del podio ante el ritmo de Riederer, pero en los últimos 2.500 metros, la victoria tendría que decidirse entre Brownlee y Atkinson, que tenía en la memoria el segundo puesto en la capital de Corea del Norte tras verse superado por el germano Frodeno en el sprint final.

Ahí, se volvió a repetir el final de Seúl y Brownlee, de 22 años, y recientemente campeón del mundo, se mostró muy fuerte en su primera prueba del Mundial para intentar repetir la historia de 2009 donde, además de vencer en Madrid, pudo anotarse cinco de las siete pruebas de las Series Mundiales.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-deportes (121424 noticias)
Visitas:
139
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.