Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Rubén Sancho escriba una noticia?

Cadena de errores (Contracrónica del Estados Unidos 2-0 España)

25/06/2009 11:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Contracrónica del partido de semifinales de la Copa Confederaciones entre Estados Unidos y España

Un error No hace daño, dos se pueden solventar, tres comienzan a ser nocivos, pero cuando se produce una cadena de errores sin límite no hay nada que hacer, el partido se pierde, y la eliminación está asegurada.

En el partido de ayer España se empeñó en cometer un error tras otro, sin solución de continuidad, los cuáles pusieron a Estados Unidos la victoria en bandeja de plata.

El primer error grave fue el exceso de confianza con el que se afrontó el encuentro. España salió sobrada, creyendo que la victoria era solo cuestión de tiempo, jugando andando y dando alas al equipo estadounidense, olvidando la gran competitividad de cualquier deportista yanqui.

El segundo error fue la falta de coordinación entre Villa y Torres. Ante la falta de espacio ambos acabaron molestándose entre ellos, sin reparar ninguno en la posibilidad de caer a banda para abrir los espacios.

El tercer error fue de Capdevila, un error de principiante, un error de novato, un error achacable a un juvenil y no a un profesional. No se puede defender a un atacante por delante del balón, ni ‘cuerpear’ con él cuando es más alto y corpulento que tú, y menos si es tu comañero de equipo y ya sabes como juega. Ese error nos costó el primer gol.

Más sobre

El cuarto error fue achacable a Del Bosque, que tiró del manual de entrenador de primero de carrera y decidió que ante una defensa cerrada hay que jugar con extremos. Bien, en teoría, error en la práctica, porque retiró a Cesc, que estaba siendo el mejor de España, y dio entrada a Cazorla, animoso pero inefectivo. España es lo que es gracias a la cocentración de jugadores de toque en el centro del campo, con extremos no funcionamos.

El quinto error fue de Sergio Ramos, que sigue teniendo pájaros en la cabeza y dejó el balón muerto para que Dempsey lo empujara al fondo de la portería. Este chico tiene todas las condiciones para ser un jugador de leyenda, para estar en la élite del fútbol durante los próximos quince años, pero va por el camino de que nadie se acuerde de él dentro de tres años.

El sexto error fue del equipo en su conjunto, fue un error de confianza, un nerviosismo inexplicable en un equipo que llevaba 35 partidos sin perder. El error fue confiar nuestras esperanzas en el pelotazo y el rechace, simplemente no sabemos jugar así.

En definitiva, una cadena de errores que nos han llevado a jugar el inextricable partido por el tercer y cuarto puesto, tras perder en semifinales con un equipo que todos sabemos inferior, lo cuál causa mayor frustración.

Solo cabe esperar que de los errores aprendamos, y regresemos a Sudáfrica el año que viene con la lección repasada.

Publicado en El Librepensador


Sobre esta noticia

Autor:
Rubén Sancho (54 noticias)
Visitas:
627
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.