Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-economía escriba una noticia?

La Caja de Canarias continuará reduciendo costes y apuesta por optimizar la productividad de su plantilla

05/05/2010 19:49 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La Caja de Canarias continuará trabajando en la racionalización y optimización de procesos, ahondando en la política de contención de costes y en la mejora de productividad de la plantilla, una labor para lo que "será fundamental trabajar en la simplificación y reducción de las cargas de trabajo, en el ajuste de la capacidad de la red comercial y en la formación especializada de los empleados", informó la Institución en un comunicado.

De esta manera, la Asamblea General de La Caja de Canarias ha aprobado sus cuentas anuales correspondientes al ejercicio 2009, así como la liquidación del presupuesto de Obra Social de 2009, su dotación para 2010 y las líneas generales de actuación de la Entidad para este ejercicio.

El Director General de La Caja de Canarias, Juan Manuel García Falcón, expuso en la Asamblea General la evolución de las principales magnitudes financieras del pasado año, calificándolas de "satisfactorias y acordes al comportamiento del sector" tras cerrar el año con un volumen de negocio cercano a los 15.300 millones de euros (un 2% más que en 2008) y un beneficio neto superior a los 25 millones de euros.

"Estos resultados permiten a La Caja de Canarias fortalecer aún más su solvencia y su liquidez, posicionando a la Institución en una situación favorable para afrontar con garantías de éxito los retos y exigencias que presenta el nuevo escenario financiero", manifestó.

CRECIMIENTO INTERANUAL DEL 2%

En lo que respecta a la evolución de la Entidad, La Caja de Canarias concluyó 2009 con un crecimiento interanual del 2 por ciento en su cifra de volumen de negocio, elevándose hasta los 15.268 millones de euros. En este apartado, resulta especialmente destacable el crecimiento de los recursos ajenos captados por la Entidad, que se han visto aumentados en un 9 por ciento con respecto a la misma fecha del ejercicio anterior, debido principalmente a la buena acogida de los productos de ahorro y previsión comercializados.

Respecto a la inversión crediticia, la Institución ha abonado en 2009 más de 1.300 millones de euros tanto a economías domésticas como a empresas y comercios. Con ello, el montante total de esta rúbrica a cierre de ejercicio se eleva a 6.665 millones de euros.

Desde La Caja de Canarias destacaron el importante esfuerzo provisionador y de saneamientos acometido en un entorno de fuerte deterioro económico. En este sentido la Entidad ha constituido a cierre de 2009 un 22 por ciento más de fondos de cobertura para posibles insolvencias de clientes, acumulando provisiones por un importe de 173 millones de euros en la línea de garantizar un mayor fortalecimiento financiero y una mejora de los niveles de solvencia. Atendido a lo anterior, la tasa de cobertura de La Caja de Canarias se ha elevado hasta el 233, 85 por ciento si se considera el valor de sus garantías hipotecarias.

Por otra parte, los recursos propios de la Entidad se han incrementado en un 4 por ciento en el último año, aumentando hasta la cifra de 732 millones de euro. Ello ha permitido a La Caja de Canarias alcanzar un coeficiente de solvencia a cierre de 2009 del 12, 12 por ciento, en línea con la media del sector. Así mismo, la institución financiera finalizó 2009 con un core capital del 6, 07 por ciento, experimentando esta ratio una mejora del 16 por ciento respecto a 2008.

La morosidad de La Caja de Canarias se situó en una tasa del 6, 18 por ciento a cierre de año, motivada en gran medida por el hecho de que la Entidad desarrolla su actividad en una región donde los indicadores de desempleo y recesión son de los más negativos del territorio nacional.

DAR RESPUESTA A LAS NECESIDADES

Sobre las prioridades estratégicas para 2010, la Asamblea General aprobó que la entidad financiera centre sus esfuerzos en una serie de líneas generales de actuación que den respuesta a las necesidades y exigencias normativas, comerciales y de gestión derivadas del nuevo ciclo económico y de la recesión que se está viviendo. En este sentido, durante el presente ejercicio La Caja de Canarias potenciará sus actividades de control de la solvencia, liquidez y riesgos, actuando proactivamente en la gestión de la morosidad y la venta de los activos adjudicados.

Por otra parte, se enfatizará la actuación comercial en el segmento minorista, mejorándose la calidad de servicio e incentivándose el uso de los canales alternativos y la búsqueda de nuevas líneas de diversificación del negocio. Otras de las líneas generales a destacar son el desarrollo de un plan de igualdad y la mejora de la comunicación y el diálogo social.

Paralelamente, la Entidad se propone en 2010 profundizar en las vías de colaboración con las administraciones públicas y en la formalización de alianzas estratégicas o acuerdos que permitan generar economías de escala y reforzar la cuenta de resultados, mientras que una última línea de actuación estará focalizada en mejorar la valoración y el reconocimiento de la Obra Social entre clientes y sociedad en general.

UN TOTAL DE 9, 3 MILLONES PARA LA OBRA SOCIAL

Para la actividad de la Obra Benéfico Social, la Asamblea General también procedió a la aprobación de un presupuesto de 9.308.050 euros para el ejercicio 2010, destinándose algo más de un 30 por ciento de los beneficios del pasado ejercicio a esta finalidad.

Si bien el presupuesto de la Obra Social para el presente año se reduce en un porcentaje similar a la disminución de beneficios, la Entidad ha llevado a cabo una importante redistribución y reasignación de éste, prestando especial atención a las partidas destinadas a los aspectos sociales y asistenciales.

En este sentido, el importe dedicado a acciones y proyectos asistenciales y sociales se eleva a 4.568.000 euros, significando prácticamente la mitad del presupuesto total de la Obra Social. Esta partida es de especial relevancia en los momentos actuales ya que supone una especial atención y una respuesta eficaz a los numerosos problemas de índole social y asistencial a los que se debe dar solución en colaboración con otras instituciones.

Así, La Caja de Canarias dará continuidad a su programa de urgencias sociales y atención a familias en situación de extrema necesidad, dotando este año 1.400.000 euros. Con este programa se vienen cubriendo necesidades básicas de alimentación, vivienda, suministros de agua y luz, y comedores escolares, entre otros conceptos.

También se destinará al concurso de ayudas a proyectos socioasistenciales 750.000 euros que se repartirán entre ONGs y demás entidades sociales sin ánimo de lucro que desarrollen sus programas de atención a la exclusión social y la dependencia en las islas.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-economía (114841 noticias)
Visitas:
296
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.