Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Anestesio escriba una noticia?

Carta a Dios: ¡Líbranos de esta tropa!

09/05/2009 21:06 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Solo espero que se obre el milagro. Moratinos, las Vices, la Chacón... ¡No aguanto más a esta tropa!

Querido Dios:

Te escribo estas líneas por que, la verdad sea dicha,  es que no doy crédito a según que cosas.

Mira, por ejemplo: Lo del Moratinos y la Chacón es que clama al Cielo (perdón por señalar...)

A ver: ¿Adivinas quién está a cargo de nuestras tropas en la misión internacional ATALANTA que tiene rodeadas las aguas somalíes contra la piratería ejercida por un ejército de mangurrinos? ¿El Moratinos o la Chacón? ¿Lo adivinas? ¿A que no? Pues yo, tampoco.

Y es que me da la impresión, ¡oh Dios! que, como en el asunto de Kósovo, alguien se han vuelto a hacer la picha un lío (¡Ups!... ¡lo siento, lo siento!, me lavaré la lengua con jabón cuando acabe la carta...) porque no acabo de explicarme la razón por la que el Juez instructor Andreu ordena al Ministerio de Defensa que ponga en libertad a los siete piratas recién capturados por nuestras tropas, por la cojonuda razón (¡perdón, perdón!) de que la fiscalía española no va a formular acusación alguna contra ellos y, sin embargo, los va a enviar a Kenia. ¡¡¡¿¿¿Te lo puedes creer???!!!

¿Podrías averiguar, Tú que todo lo ves, la clase de misión de pacotilla que estamos cumpliendo entonces si, cuando capturamos a los piratas los tenemos que soltar enseguida porque el gobierno de ZP no quiere juzgarlos aquí en contra de la opinión del propio Juez instructor? ¿Es eso posible, ¡oh Dios creador!?

¿Y sabrías decirme, gracias a Tu sabiduría infinita, quién de los dos ministros, el Moratinos o la Chacón, ha negociado con Kenia que tengamos que entregarles los piratas que nuestras propias tropas capturan jugándose el pellejo con unos tipejos que no dudan ni un segundo en liarse a pepinazos contra los barcos de la fuerza internacional o cualquier cosa que se menée? ¿Sabrías decírmelo, ¡oh Dios!?

¿Y quién de los dos ministros, el Moratinos o la Chacón, ha fijado el papel y cometido de nuestras tropas en el ámbito de la operación ATALANTA? ¿Me lo dirías, Señor ¡oh Dios!?

¿Sabrías decirme, en fin, quién co.... (ya, ya me reprimo...) manda aquí?

Ya nos vale, pienso yo, ¡oh Dios!, con que la Chacón y el Moratinos sean, a mi modesto entender, algo "cortillos" de entendederas y no lleguen a asimilar muy bien esas cosas raras de la diplomacia y el respeto a los compromisos adquiridos con nuestros aliados en misiones militares internacionales, pero es que clama al Cielo (perdón otra vez, es que me voy creciendo y...) que, con el nivel de corrupción y la falta absoluta de seguridad jurídica existentes en Kenia, sea precísamente allí a donde tengamos que enviar a los piratas que secuestran nuestros barcos y sus tripulaciones y que nos saquean, nos chantajean, nos insultan, nos toman el pelo y, encima, se largan de rositas y luego... ¡hala!, de vuelta a su Somalia a seguir pegando tiros y pepinazos a los nuestros.

España, creo yo ¡Oh Dios!, se está convirtiendo gracias a estos virtuosos de la política internacional, en un país de pega, del que todos hacen mofa y del que ya nadie se fia. ¿Tú no lo ves así, Señor ¡oh Dios!?

España, creo yo ¡Oh Dios!, se está convirtiendo gracias a estos virtuosos de la política internacional, en un país de pega, del que todos hacen mofa y del que ya nadie se fia.

Y luego está lo de las Vices (Señor, ¡esto no te lo vas a creer!), la "Tere" y la "Eli", dos elegantes esqueletos que se ponen a largarnos unas enrevesadas explicaciones que lo flipas y que no hacen más que dejarnos con cara de "pasmaos" al comprobar lo vacías de contenido que están sus declaraciones públicas.  Y aquí veo yo, ¡oh Señor!, que me parece que no saben lo que dicen, no saben lo que hacen, dicen lo que no saben y saben lo que no dicen. ¿Estaré tan confudido, ¡oh Señor!?

Y es que, hasta ahora, ¡oh Señor!, cada vez que salía por la tele la Vice Primera con los pelos amarillos,  tiesos como escarpias, se me hacía un nudo en el estómago, se me erizaban los vellos del cuerpo y me empezaba a dar la taquicardia , ¿sabes, Señor?.

Esto ha sido siempre así hasta que ha hecho su aparición en el escenario de la verborrea gubernamental la  Vice segunda, la "Eli", de idéntica percha (¡en serio, Señor!) que su superiora pero con la permanente amarilla al estilo antiguo; Eso las hace algo diferentes pues, por lo demás, son idénticas (bueno, también es verdad que una es más bajita que la otra...).

Lo cierto Señor es que, si ya con la aparición de la "Tere" se me ponía el nudo en el estómago, se me venian erizando los pelos del cuerpo y empezaba a darme la taquicardia, ahora me ocurre lo mismo, pero en sobredosis y con redoble de tambores por todo el cuerpo.

Yo soy creyente, ya lo sabes, ¡oh Señor!; eso me da un plus de "paciencia casi-infinita" que me permite seguir aguantando el tirón sin que me llegue a dar un patatús, pero así y todo no voy a poder soportarlo por mucho más tiempo. ¿sabes? ¡No puedo con esta tropa!

Y aquí es donde entras tú, ¡oh Dios todopoderoso!. Solo te pido, que obres un "milagrillo", que tampoco es mucho lo que te pido; verás, el milagrillo de marras es que... ¡por favor, nos libres de esta plaga sociata que se ha apoderao' de mucha gente aquí en España!. ¡Haz que resurja la luz en nuestras vidas!. ¡Hazlo porque, de lo contrario, acabaremos todos locos, tontos, mendigando o "palmatori"!

En fin; sé que no es mucho lo que te pido, ¡oh Señor!; por eso precisamente también sé que lo harás: Obrarás ese "milagrillo" que para tí no es ná y por cuyo favor te quedaremos los españoles eternamente agradecidos.

Tu siervo,

Anestesio.


Sobre esta noticia

Autor:
Anestesio (3 noticias)
Visitas:
88
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.