Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Riot Über Alles escriba una noticia?

De cortinas de humo y otras picarescas.

08/05/2009 11:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Una "cortina de humo" no es solamente una forma de engañar, un simple método. Es un arte que requiere, porque así lo pide su naturaleza, una continua renovación y grandes inyecciones de ingenio.

 

 

Uno de los fenómenos que más me interesan en la relación entre Sistema e Individuo(s) es el de las denominadas cortinas de humo. Una cortina de humo, me permito la licencia de recordarlo, viene a ser una maniobra de distracción indicada para desviar el interés de la población de un asunto a otro, siendo el primero, por norma general, comprometedor para el Sistema. Me fascina, realmente. Porque no es solamente una forma de engañar, un simple método. Es un arte que requiere, porque así lo pide su naturaleza, una continua renovación y grandes inyecciones de ingenio. La gente necesita de mayor fantasía, iniquidad y globalidad para creer en esa cortina de humo, para que ésta sea efectiva. Para que haga su trabajo (como ya he dicho, desviar la atención).

 

La última gran cortina de humo todavía se encuentra entre las primeras páginas de todos los diarios. Es realmente sorprendente como la amenaza de pandemia, el brote a escala planetaria de la llamada Gripe A, ha conseguido llenar, en tan solo unos días, todas las reservas de atención de todo un mundo. Un mundo que, precisamente, se está enfrentando actualmente contra un gravísimo problema económico-socio-político. Sí. Hablo de eso. De la Crisis. Una situación de espanto y conspiranoia propiciados por la mala administración y la explotación desmedida de sectores como la construcción. La vivienda. Un problema de calle. De aquí, de ahora. Un problema que, dentro de un par de horas, seguirá aquí sentado a mi lado. Mirándome. Y cabreándome.

 

El feliz ejercicio de creatividad y renovación de esta cortina de humo viene dado por su carácter épico. Amigos, hay que dejarse de tonterías, ahora no se trata ni de paro, ni de miseria, ni de expropiación, ni de quiebra, ni de desahucio: ahora es tu vida la que está en juego. Muy cinematográfico. De repente, una amenaza aún mayor consigue desperezarnos de nuestros devaneos existenciales para hacernos salir a la calle a gritar e ir agitando los brazos como un orate hasta la farmacia más cercana. Curioso también que esta gripe haya reportado tantísimos beneficios a la industria farmacéutica: las acciones se han disparado, los medicamentos se han agotado, bla, bla. Pero bueno. Esto ya lo sabíamos. Ya sabíamos que cualquier acción de este tipo, por ejemplo el crear una cortina de humo, había de reportar ingentes cantidades de dinero para las industrias más poderosas del mundo: la petrolera, la farmacéutica y la armamentística. Esto no es demasiado sorprendente. Lo sorprendente, el verdadero arte, el talento radica en cómo nos han colado una gripe común a título de amenaza mundial (pandemia: qué palabra tan sobrecogedora). Una gripe común, comunísima. Y, claro, nueva. Menudo sofismo. Porque la gripe, si algo tiene, es que muta. Por eso todos la pasamos año tras año. El sarampión no muta. Pero la gripe sí. Decir que la Gripe A es una mutación es una perogrullada.

Y luego hablan de víctimas mortales: el otro día pude leer en un periódico de Barcelona un titular que hacía especial alusión a estas víctimas mortales. Pero, leyendo la noticia, explicaban frugalmente que una de las víctimas, una mujer de mediana edad residente en Tejas, tenía enfermedades crónicas graves. Que otra de las victimas solo tenía 12 meses. Y que otra, en realidad, no ha muerto de la Gripe: es que tenía meningitis y 18 meses de vida.

Cualquier gripe, incluso un simple resfriado, puede resultar mortal para alguien vulnerable o que se encuentra en un sector de riesgo. Esto no vuelve en absoluto especial a la Gripe A. Lo dicho: al final, va a resultar una semana en cama, paracetamol, ibuprofeno para la fiebre, zumito de naranja y mucha agua.

 

En resumen, me enternece el esfuerzo por los mandatarios del Sistema por sacarnos un poco a tomar el aire, por distraernos de nuestras preocupaciones económicas, y también agradecerles que, al final, no muramos demasiados por sus subterfugios (una gripe puede llegar a ser insidiosa, pero en muy pocos casos mortal). Al más puro estilo Buckheimer, nos han puesto en primera plana un folleto novelesco de genero apocalíptico (en el cual, todos somos protagonistas), para que cada día vayamos devorando mientras pensamos que, en el fondo, no estamos tan mal. Peor sería estar enfermo. O muerto.   

 

 


Sobre esta noticia

Autor:
Riot Über Alles (1 noticias)
Visitas:
187
Tipo:
Opinión
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.