Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Rododendro escriba una noticia?

El crédito en el ámbito de morosidad

08/07/2014 20:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Los morosidad ha expulsado del mercado crediticio a muchas personas que, en épocas de falta de crédito, necesitan más que nunca acceder al crédito. Pero existen todavía algunas posibilidades de financiación

Dinero para morososSon muchas las razones que explican que tantos españoles hayan caído en el ámbito de la morosidad desde que comenzó la crisis económica: desde los clásicos “malentendidos” con empresas de telefonía e internet que han acarreado alguna que otra factura impagada, hasta los casos más graves de incumplimiento de las mensualidades de la hipoteca o los recibos periódicos de préstamos al consumo.

La expulsión de estas personas del mercado crediticio debido a los registros de morosidad les impide acceder a cualquier tipo de préstamo personal, con las nefastas consecuencias que esto tiene para la economía doméstica. Pero hay alternativas para salir de esta situación: los minicréditos o créditos rápidos.

El grifo del crédito y la morosidad

Utilizar el crédito, es decir, el dinero que no se tiene pero que se tendrá, para adquirir bienes y servicios es uno de los pilares del actual sistema económico. Este supuesto vale tanto para empresas como para particulares y es su uso el que inyecta combustible al mercado bancario. La acusación de que se ha “vivido por encima de las posibilidades reales” se ha convertido en tópico acusatorio contra todos aquellos consumidores que han usado dinero “prestado” para realizar sus compras, haciéndolos los únicos responsables de encontrarse en la precaria situación de no cumplir con sus obligaciones crediticias. Esta afirmación, a pesar de no ser absolutamente correcta, sí que alude a las malas prácticas en el uso de los productos como, por ejemplo, pagar otros préstamos o pedir créditos para realizar compras accesorias cuando ya se tienen dificultades económicas. Estas actuaciones son las que tienen como consecuencia para el consumidor entrar en el círculo de morosidad del que es tan difícil salir.

La mejor opción de financiación la representa los minicréditos, productos financieros de pequeño importe que devolver en menos de un mes

Los minicréditos para morosos

En caso de estar en esta situación, nuestra insolvencia se convertirá en una marca indeleble que no nos hará atractivos para ninguna entidad financiera, las cuales nos denegarán cualquier solicitud de crédito que hagamos. Ante esta coyuntura solo nos quedan opciones como la unificación de la deuda (con los riegos que conlleva) o declararnos en concurso de acreedores a título particular con las nefastas consecuencias que tendrá para nuestra economía de cara a un futuro.

La opción más difícil y al mismo tiempo la única que podrá permitirnos salir de la situación de la manera más limpia posible, es acabar con la deuda intentando pagar a todos nuestros acreedores fraccionando los pagos tanto como nuestros ingresos nos permitan, siempre y cuando las financieras acepten las propuestas. Como último recurso, como hemos comentado, nos queda la declaración legal de insolvencia y concurso de acreedores de persona física, será la solución final en caso de no poder salir de la espiral de deudas, pero esta opción dinamitará nuestra capacidad futura para lograr mejorar nuestra perspectiva económica, aunque sí que lograremos normalizarla.

Si a pesar de toda la organización a plazos del pago de las deudas nos encontramos con meses en los que los imprevistos anulen esta previsión de gastos, en este escenario, la mejor opción de financiación la representa los minicréditos, productos financieros de pequeño importe que devolver en menos de un mes que ofrece dinero de manera casi instantánea para todo tipo de clientes; en especial a aquellos que están registrados en listas de morosidad como Asnef. Para este tipo de clientes, los micropréstamos como los de Sucredito.es o Cashper.es se convierten en un pequeño salvavidas con el que salir a flote ante pequeños problemas de liquidez.

Nuestra insolvencia se convertirá en una marca indeleble que no nos hará atractivos para ninguna entidad financiera


Sobre esta noticia

Autor:
Rododendro (4 noticias)
Visitas:
844
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.