Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Vinaches escriba una noticia?

La "depresión" de los cuarenta

15/02/2010 18:42 3 Comentarios Lectura: ( palabras)

A la llamada "crisis de los cuarenta", yo la llamaría "crisis de la segunda adolescencia"

A la llamada "crisis de los cuarenta", yo la llamaría "crisis de la segunda adolescencia". Todos sabemos que en la etapa adolescente, los cambios hormonales, físicos y psíquicos son algo demostrado científicamente. Todas las hormonas de nuestro cuerpo entran en guerra. Es una etapa difícil, llena de altibajos, descubrimientos, enojos, ilusiones... y muchos más sustantivos de este tipo.

No está demostrado que la crisis de los cuarenta, tenga una base hormonal, por lo menos en los hombres, aunque, en las mujeres, en la gran mayoría de los casos, se produce un descenso de estrógenos. Creo, que mantiene un paralelismo con la adolescencia, pero a otro nivel. Tal vez diríamos que sucede todo lo contrario.

En la adolescencia, estamos llenos de ilusión, vitalidad y una cierta "certeza" de quienes somos. Y cuando llegamos a los cuarenta, en muchos casos (no en todos), empieza a aparecer el sentimiento de desilusión, cansancio y desengaño.

Cuando llegamos a los cuarenta, empieza a aparecer el sentimiento de desilusión, cansancio y desengaño

Diríamos que es la segunda metamorfósis de nuestra vida. Llegamos al ecuador de la misma y los que acusamos esta crisis, sentimos desilusión porque la mayoría de proyectos que teníamos, se han venido abajo. Nos sentimos cansados, tanto física como mentalmente, debido al esfuerzo del día a día, a la rutina trabajadora y en muchos casos, el desengaño nos ahoga. Los niveles de endorfinas bajan espantosamente, y una sensación depresiva se apodera de nosotros. Me atrevería a decir, que sufrimos una especie de depresión patógena, ya que tiene un por qué, pero con matices guerreros que nos hacen poner en alerta a todo el que nos rodea. En esta etapa, nos acosan varios pensamientos: "ojalá hubiese hecho esto... o aquello" "si hubiese hecho ejercicio..." "¿por qué me salen ya las canas?" "una arruga nueva...". Intentamos cambiar todo lo que pensamos que nos está perjudicando, y esto altera el órden de las cosas y nos hace vivir momentos angustiosos.

Pienso sinceramente, que como en la adolescencia, es un proceso natural. Cada momento, requiere entenderlo como tal. No es fácil, todo tiene su trámite. Lo bueno de esta crisis, es que pasa, y cuando sales de ella, te sientes reforzado. Por supuesto que tienes que asumir muchas cosas, pero dejas de ver la vida como un obstáculo, y te lanzas a disfrutar de ella.

La crisis de los cuarenta, simplemente es una gran piedra en el camino. Unos la saltan, otros se dan golpes una y otra vez, hasta que salen sangrando y otros simplemente se tropiezan. Es una crisis de personalidad, que al salir de ella te inundan las ganas de seguir siendo como eres.

La crisis de los cuarenta, simplemente es una gran piedra en el camino


Sobre esta noticia

Autor:
Vinaches (26 noticias)
Visitas:
1796
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

Noemi (25/02/2010)

Esta muy bien el articulo que has puesto!! la verdad te ayuda a ver las cosas de otra manera....

0
+ -
Responder

Emilioags (28/02/2010)

Las horas por mas que sean de oscuridad espesa siempre cuentan con alguna estrella que pueda brillar.Pero es imprescindible estar bien atentos para ver esa estrella y gozar con el mensaje, del resplandor de esa estrella.En las noches de la vida tambien una estrella puede brillar. Seguro que una estrella tambien brilla en tu noche espesa, Cuando amanece todo recobra vida y color.La luz no necesita de las cosas, pero las cosas si necesitan de la luz