Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Granadanews escriba una noticia?

La Diputación de Granada colaborará con la Junta gestionando fondos del Proteja para contratar personal en obras y servicios

03/08/2010 14:34 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La institución provincial aportará un millón de euros adicionales para complementar el programa autonómico, además gestionará los fondos de aquellos ayuntamientos que no presenten proyectos o a los que se haya penalizado

Las Diputación provincial de Granada gestionará 4 millones de euros del Programa de Transición al Empleo de la Junta de Andalucía (Proteja), que tendrán que destinarse por entero a la contratación de personal en la realización de obras y servicios. La Consejería de Gobernación y Justicia asignará inicialmente 3 millones de euros a la institución provincial que por su parte aportará un millón de euros adicional.

Tras el acuerdo suscrito por el presidente de la Diputación, Antonio Martínez Caler y el consejero de Gobernación y Justicia, Luis Pizarro el pasado 28 de junio, en estos días se ha constituido la comisión de seguimiento provincial con la presencia junto al presidente y el vicepresidente tercero, José María Aponte y el vicepresidente cuarto, José Entrena, de la delegada del gobierno de la Junta de Andalucía, Mª José Sánchez. Esta nueva edición del Proteja va a suponer una inversión total en Andalucía de 225 millones de euros, de los que 20 irán destinados a formación, 181 serán gestionados directamente por los consistorios y 24 por las instituciones provinciales. En este sentido las diputaciones tendrán un papel relevante en la ejecución de esta política activa de empleo, cuyo objetivo es poner en marcha actuaciones generadoras de puestos de trabajo y la reactivación de las economías locales.

Para Martínez Caler, estos acuerdos significan ‘ que todas las administraciones estamos implicadas en una misma dirección, la de crear empleo y contribuir a salir de la actual situación económica’ , al tiempo que se reorienta a los desempleados hacia nuevos sectores de actividad, ha explicado.

La experiencia de las diputaciones en la gestión de obras y servicios y su conocimiento de la realidad municipal contribuirá a aportar una mayor eficacia y eficiencia al proyecto, al convertirse no sólo en gestores de fondos sino también en una garantía adicional para aquellos casos en los que los municipios no puedan o no quieran ejecutar los montantes económicos que se les han asignado en este segundo Programa de Transición al Empleo.

La Diputación contará con tres millones de euros que irán destinados en su totalidad a la contratación de personal, mientras que cada una aportará los materiales, recursos humanos o medios que precisen los proyectos para su realización.

En cuanto a los plazos, las instituciones provinciales deberán presentar los proyectos antes del próximo 9 de agosto, y éstos tendrán que validarse en una Comisión Mixta --integrada por tres representantes de la institución provincial y otros tantos de la Administración autonómica--, antes del 15 de ese mismo mes. A partir de entonces, se contará con tres meses para que dichas acciones estén en marcha.

 

Respaldo a municipios medianos y pequeños

Las actuaciones se dirigirán preferentemente a los municipios y entidades locales autónomas de menos de 20.000 habitantes (un total de 691 en toda la comunidad autónoma) y, en especial, aquellas que presenten mayores niveles de desempleo. También se podrán acometer proyectos que afecten a más de un municipio, siempre que no se encuentren incluidos en el Programa de Fomento del Empleo Agrario (el antiguo PER).

Los objetivos prioritarios de estas iniciativas serán las familias con especiales problemas socioeconómicos, la población con personas a su cargo y las situaciones de exclusión social, además de dar prioridad al empleo de la mujer. De esta forma se refuerza el cambio de perfil de las personas empleadas a través de este programa, que en su primera edición estaba fundamentalmente dirigido a la construcción.

Las obras podrán ir destinadas a la construcción, mejora o rehabilitación de infraestructuras municipales, edificios de titularidad pública, parques y polígonos industriales, o conservación del patrimonio municipal. Se contemplan asimismo actuaciones para eliminar barreras arquitectónicas, incrementar la eficiencia energética y el uso de las energías renovables, así como para crear y desarrollar infraestructuras tecnológicas y de innovación. En cuanto a los servicios, abarcan las áreas sanitaria, educativa, cultural y de servicios sociales.

 

Fondos adicionales

Por otra parte, en el Proteja 2010 las diputaciones juegan otro papel esencial, ya que recibirán las partidas correspondientes a aquellos municipios que no presenten proyectos a la nueva convocatoria del Proteja o que no agoten todos los fondos que se les asignen.

También percibirán automáticamente los fondos procedentes de la penalización a aquellos ayuntamientos que no hayan logrado cumplir los plazos de la primera edición del Proteja. Así, a los consistorios que tengan obras pendientes de iniciar el 1 de julio – cuando termina el primer programa de empleo-- se les restará el coste de dichas obras al montante que se le asigna este año.

Con el fin de no perjudicar a los ciudadanos de esos municipios con los fondos que reciban las diputaciones realizarán acciones en el municipio penalizado o que supongan la contratación de personas de dicha población. En este caso, para la contratación de obras o servicios las diputaciones contratarán con los mismos condicionantes que un ayuntamiento, es decir, que no tendrán que dedicar todos los fondos a personal, sino que el peso del empleo tendrá que ser, al menos, el 60% del coste de cada proyecto.

En cuanto a las contrataciones, se otorga preferencia a quienes no reciban subsidios ni prestaciones y posean cargas familiares, con especial atención a las mujeres y a colectivos especialmente vulnerables como los parados de larga duración, los mayores de 45 años, los menores de 30 y los discapacitados.

Respecto a los plazos, a las diputaciones se les transferirán los fondos y se les requerirá para que, en un mes, presenten las iniciativas que quieran ejecutar. La comisión mixta paritaria entre ambas administraciones, se encargará de validar los proyectos y de realizar un seguimiento de la ejecución de cada convenio.

Las personas que se hayan beneficiado de estas contrataciones podrán acceder a programas de formación, en especial en sectores económicos emergentes, con el fin de facilitarles mayores posibilidades de transición al empleo. En caso de que carezcan de compensaciones por desempleo podrán recibir una beca por un periodo máximo de tres meses con el fin de que puedan acceder a la formación, y que será equivalente al Iprem mensual vigente al inicio de la misma.

 


Sobre esta noticia

Autor:
Granadanews (3994 noticias)
Fuente:
granadanews.es
Visitas:
60
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.