Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que La Reina Lectora escriba una noticia?

Una distopía futurista sobre la decadencia de Occidente

10/07/2019 20:34 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Mejor morir que vivir sin matar, de Ricardo Añino, es una novela distópica cuyo argumento se basa en la decadencia europea y el aprovechamiento de este hecho por otra gran potencia: China. Un análisis político y social dentro de un marco de ficción

 

En 2112 la Europa del Sur está sometida al régimen opresor y de segregación racial impuesto por China y dirigido por el general Dilong Yazi, jefe del Servicio de Seguridad de Euro-China. Alda, una contrabandista de sangre mezclada, china y galaica, es una aberración racial para el régimen de segregación que esclaviza a los europeos del sur, los aceitunos. Pese a su media sangre china, la Resistencia elegirá a Alda para que luche por la liberación aceituna. Alda, sus compañeros y el vagabundo Xan-Pericán deberán recorrer los territorios segregados, aceitustanes, para recoger en seis monasterios las piezas de un arma con la que derrotar al enemigo. En las seis abadías les serán asimismo entregadas seis palabras, fruto de la reflexión monacal acerca de lo que, una centuria atrás, llevó a los europeos a su división y derrota.

La Distopía futurista sobre la que se construye la novela es una reflexión despiadada, mordaz y heterodoxa sobre la Europa del siglo XXI y sirve de ocasión para explorar las causas de su decadencia. Mediante una historia polifónica, donde la épica y la sátira se combinan armónicamente, el autor pone en duda algunas ideas sagradas de nuestro tiempo y redescubre algunos viejos mitos hacía tiempo desacralizados.

Una reflexión despiadada, mordaz y heterodoxa sobre la Europa del siglo XXI

Ricardo Añino nació en La Coruña, vivió en Canarias y ahora en Tel Aviv, Israel, donde ejerce como diplomático. Ha trabajado en Paraguay, Senegal, Sudáfrica, Costa Rica, y también en Madrid, lugares en los que ha conocido gentes e historias de todo tipo, lo cual, junto a la naturaleza de su profesión, lo abocaron sin remedio a la escritura. Paradójicamente, afirma que no le gusta viajar, y que prefiere escuchar y aprender antes que hablar.

Es admirador de John Kennedy Toole y de Unamuno, y un entusiasta de los mitos. Mejor morir que vivir sin matar es su segunda novela, en ella nos aporta una visión futurista de la globalización y de la decadencia de Europa. De todas sus obras, asegura que su favorita es La condición binaria. Define su estilo como «ficción reflexiva» porque busca dar cuerpo a sus reflexiones a través de sus personajes; sin embargo, estos parecen cobrar vida y acaban aportando a la obra sus propios puntos de vista.

Una visión futurista de la globalización y de la decadencia de Europa

La obra está publicada por Editorial Adarve y se puede adquirir tanto en papel como en digital, desde la propia web de la editorial y desde la plataforma Amazon.

 

 

 


Sobre esta noticia

Autor:
La Reina Lectora (47 noticias)
Visitas:
3159
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.