Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-nacional escriba una noticia?

Un doctor de la Universidad de Berlín dice que la impresión en Europa es que "la violencia de ETA ha llegado a su fin"

30/09/2010 14:01 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El doctor de la Universidad Libre de Berlín Ignacio Sotelo, primer conferenciante del "II Encuentro sobre Memoria y Víctimas de Terrorismo", ha afirmado que la impresión general, no solamente en la capital alemana, es que la violencia de ETA es un fenómeno "que se está acabando, que, por fin, después de 60 años, ha llegado a su fin".

Sotelo, que ha dictado la conferencia titulada "Izquierda y violencia", ha asegurado ---a preguntas de los periodistas sobre cómo se ve, desde Europa, desde Berlín, los últimos movimientos de la izquierda abertzale y de ETA---, que "la impresión general es que es un fenómeno que se está acabando".

No obstante, ha recordado que esto no quiere decir que el final se produzca "mañana o pasado mañana", porque estos procesos "duran dos o tres años, pero ya no se plantea como problema fundamental acabar con la violencia en el País Vasco".

Según ha dicho, "el tema que ahora debe preocupar a los vascos y a los españoles es qué va a pasar en el País Vasco sin violencia", porque la violencia ha sido "un factor distorsionante de la política y ha llevado a que una parte minoritaria esté en posiciones extremas y otra parte", también "minoritaria", haya estado en otras posiciones "extremas", mientras la "mayoría de la gente ha estado al margen de cualquier forma de conflicto".

Para él, "el futuro es que la democracia se afiance y que esa parte mayoritaria de la población que se ha sentido al margen, se integre, por primera vez, en la política".

Sotelo ha asegurado que el futuro es "positivo si el proceso de democratización sigue avanzando y, por fin, todos los ciudadanos o la mayoría de ellos, consiguen tener una voz propia".

En la inauguración estaba prevista la presencia del alcalde de Bilbao, Iñaki Azkuna, y la directora de Atención a las Víctimas del Terrorismo, Maixabel Lasa, pero el director de 'Bakeaz', Josu Ugarte, ha excusado su presencia por motivos personales y de agenda.

El simposio, que se desarrolla en la sede bilbaína de Lan Ekintza, ha sido promovido por Bakeaz, la Fundación Fernando Buesa y el Aula de Ética de la Universidad de Deusto. Subtitulado "Del estalinismo al espejismo revolucionario. La violencia desde la izquierda", trata de reflexionar, según los proponentes, sobre "la relación entre determinadas formas de violencia política y algunas tradiciones de la izquierda, con particular incidencia de las posiciones adoptadas por la izquierda ante la actividad terrorista de ETA".

En el acto de presentación, y antes de dar comienzo a las jornadas, han tomado la palabra el propio Ugarte y el coordinador del área de apoyo a las víctimas del Ministerio de Interior, José Ignacio Prada.

Este último ha apuntado que este segundo encuentro aborda, desde un "punto de vista multidisciplinar, el reconocimiento de las víctimas como referencia obligada para construir una sociedad basada en la tolerancia y en el respeto a los derechos humanos, lo cual es de un interés insoslayable".

Más sobre

"INTEGRAR A LAS VICTIMAS"

Según ha manifestado, "recomponer una comunidad traspasada por la violencia requiere, en primer lugar, integrar a las víctimas, lo cual sucede cuando se les reconocen sus derechos amenazados y la vigencia de las injusticias causadas".

"El reconocimiento de la injusticia cometida es un gesto moral que -según ha dicho Prada- tiene siempre una peligrosa carga política, ya que no podemos recordar la injusticia pasada sin denunciar toda forma de hacer política que asuma como normal avanzar sacrificando a los más débiles".

Por su parte, Ugarte ha asegurado durante la presentación que el trabajo a favor del reconocimiento social de las víctimas del terrorismo es un "imperativo moral" para la sociedad vasca "y muy especialmente para las instituciones públicas".

En este sentido ha indicado que, "después de cuatro décadas de acción continuada del terrorismo de ETA y de las acciones de otras organizaciones terroristas, sus consecuencias no se limitan a la grave conculcación de derechos humanos fundamentales sino que han generado un conjunto de comportamientos y actitudes, que, en diversos grados y formas, justifican, amparan y reproducen los esquemas propios de una cultura de la violencia.

Según ha dicho, "la construcción de sociedades sin violencia, sin conculcaciones de derechos humanos, sin horror, requiere un esfuerzo colectivo y un proceso gradual de concienciación social y de búsqueda de soluciones creativas para la resolución de los conflictos y de los problemas de convivencia.

Ugarte ha asegurado que los que desean las tres organizaciones promotoras es "alimentar crítica y positivamente las políticas públicas en torno a la paz, los derechos humanos y las víctimas del terrorismo".

En ese sentido, ha señalado que a los promotores les animan principios entre los que se podrían destacar la pretensión de separar "radicalmente" la resolución del problema de la violencia de la solución del "conflicto de identidades de carácter político".

También se marca como objetivo que se comprenda "el efecto devastador de la cultura política del nacionalismo vasco radical y su grado de influencia en la acción política cotidiana", la deslegitimación "social y política del terrorismo" o el tejer un "sólido compromiso cívico por la educación para la paz y los derechos humanos, en necesario diálogo con las instituciones que representan a toda la ciudadanía vasca".


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-nacional (165963 noticias)
Visitas:
73
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.