Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Wizfun escriba una noticia?

Estrategias para conseguir un aumento

13/01/2012 22:20 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Se basan en cinco puntos clave, que usan la psicología

El que quiera sobrevivir a los retos que la sociedad de los 4 millones de parados le presenta deberá saber las claves para hacer que su presencia sea mas valiosa y sus servicios mas cotizados que los del resto de compañeros. De ahí que se imponga una renovación de las viejas fórmulas de marketing personal.

En el agitado mundo laboral hay una serie de reglas de oro que todo aquel que desee triunfar debe observar con dedicación sin dar nada por hecho, y mucho menos las reacciones de los demás frente a nuestras propuestas. Es una especie de las cinco llaves que abren todas las puertas. Siempre y cuando no se sea un impresentable o un ignorante manifiesto.

Para aspirar a un puesto de trabajo, y luego mantenerlo o crecer en el, es necesaria mucha mano izquierda (diplomacia se la llama) y unas grandes dosis de paciencia, pues sabido es que las prisas y precipitaciones no conducen a nada válido, y si a trabajos mal presentados y decisiones mal tomadas. Es preferible sentarse con uno mismo y si es posible delante de un espejo y autoconvencerse que lo que vamos a emprender o a mantener es una de las tres cosas mas importantes en nuestra vida. Cada cual sabe sus prioridades, pero debe haber una cierta flexibilidad de conceptos para ir ajustandolas a las necesidades de la empresa, siempre y cuando haya unas ciertas garantías de que el trabajo nos convcence y complace, pues sería del todo punto negativo el ekmprender la aventura sin tener las cosas claras o accediendo a una oportiunidad laboral que ni nos convcence ni nos llenna: eso es una pérdida de tiempo personal y una tomadura de pelo empresarial, que, tal y como están los departamentros de RR.HH, no nos van a consentir, porque los/as encargados de evaluar nuestras posibilidades o medir nuestro rendimiento ni son tontos ni estan para perder el tiempo con romances y falsas expectativas.

El asunto de la subida salarial, tal y como lo entendíamos, ha pasado a mejor vida con la crisis y hay que ingeniárselas para llevar todos los ases en la mano una vez ubicados en una empresa, pues es una cuestión de estrategia el conseguirla o no que tan solo de nosotros va a depender.

De la lectura del siguiente artículo de Yahoo Finanzas tal vez se puedan sacar conclusiones acertadas y una serie de trucos que nos pueden ayudar a encontrar el tan anhelhado trabajo, o, en su defecto, el medrar una vez conseguido, en menos tiempo del que normalmente emplearía un funcionario en buscarlo y ubicarnos en el.

El tiempo en que la empresa era quien proponía una subida, pasó a la historia. En crisis, quien quiere un aumento, se lo tiene que ganar. Según la empresa de gestión de recursos humanos Adecco, ese sería el mejor regalo para el 37 por ciento de los participantes en su V Encuesta ¿Qué le pedirías a tu empresa por Navidad?, publicada a finales de diciembre de 2011. La bajada de sueldo sería, para un 67 por ciento de los encuestados, el carbón. Unos datos muy similares a los reflejados en un estudio publicado en enero de 2010 por el portal de empleo Monster, según el cual el 40 por ciento de los españoles estaría dispuesto a pedir a su jefe un incremento en sus retribuciones ese año.

Pero, ¿cómo pedir un aumento? Es la pregunta que se hacen muchos trabajadores hoy día que ven cómo sus logros profesionales no se corresponden, en muchas ocasiones, con la retribución económica que perciben en un mercado laboral marcado por los recortes. En cualquier caso, tal y como escribió en su día el autor francés Georges Pèrec en su obra El aumento, este es un reto que puede superarse de forma diferente según la manera de afrontarlo.

Con el objetivo de lograr el éxito en este empeño, el portal de empleo Laboris se ha hecho la misma pregunta en su sección de noticias y consejos. El sí del jefe depende, en gran medida, según este portal, de cómo se pida ese aumento y de que el interesado sepa justificar y argumentar las razones por las que cree que lo merece. La clave: ser creativo y, sobre todo, sincero.

..."son los candidatos que mejor negocian los que ganan más"..

Pero eso no basta. Según recoge el portal Monster, el empleador no lanza su mejor oferta de sueldo a la primera y son los candidatos que mejor negocian los que ganan más. Por otra parte, las personas que se atreven a negociar su sueldo de forma constructiva son mejor valorados por los reclutadores que quienes no se atreven a negociar, según Robin Pinkley, coautor de la obra Consigue el sueldo que vales.

Así, obtener un aumento de salario es difícil, pero no imposible. Eso sí, es importante disponer de una buena estrategia.

Argumentación convincente y razonable. Es necesario, según los consejos de Laboris, exponer argumentos de modo convincente y razonable, "sin hacerse la víctima" y evitando "agravios comparativos" con los compañeros.

Saber cuándo, cómo y por qué pedir el aumento. Hacerlo cuando el ejercicio presupuestario se ha cerrado, resta posibilidades. Hay que aprovechar, aconseja Laboris, situaciones como un ascenso para reclamar un aumento salarial acorde al incremento de responsabilidades. El trabajador debe hacer valer los logros alcanzados o el tiempo transcurrido desde la última revisión salarial. Según Monster, el empleado debe también tener en cuenta la política salarial de la empresa, así como la situación económica de ésta.

Poner precio al trabajo. Antes de solicitar esa modificación salarial, el interesado debe tener clara la subida que desea. Aunque la empresa tiene la última palabra, esto le permitirá negociar, según recoge Laboris.

Nadie es imprescindible. Si el trabajador no quiere arruinar sus posibilidades, no debe amenazar con abandonar su trabajo. Tampoco debe pedir un incremento si no tiene motivos para hacerlo, según Monster.

Hacerse imprescindible. Según Ramón Fauría, mentalista y entrenador en persuasión y motivación, el trabajador que desee un aumento de sueldo debe tratar de "crecer de manera que añada valor a los que le rodean. El aumento vendrá solo". No basta con hacer bien el trabajo, "hay que desplegar cierta estrategia o política". Averiguar los aspectos cruciales para la empresa, hacer que los demás se sientan bien consigo mismos o hacerse visible de forma "elegante y sutil" son otras de las bazas para alcanzar el objetivo, según el experto. Fauría aconseja, así mismo, desarrollar cualidades como auto conocimiento, mente estratégica y reflexiva, seguridad, empatía, capacidad de adaptación y tolerancia al conflicto o perseverancia. A ello hay que añadir, a su juicio, una buena imagen, humor y un lenguaje persuasivo, "palabras e imágenes y emociones poderosas".

Si, con todo, no logra convencer a sus superiores, al trabajador le queda un último recurso: pasar a la ofensiva, ya que, según un estudio publicado en la revista americana Journal of Personality and Social Psychology, los trabajadores agresivos y maleducados perciben al año un salario un 18 por ciento superior al de aquellos trabajadores que son educados y agradables. La clave, según el estudio publicado en 2011, estaría en que aquellos son también más activos en la negociación salarial.


Sobre esta noticia

Autor:
Wizfun (353 noticias)
Visitas:
1044
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.