Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que www.criterioliberal.com escriba una noticia?

Así se gasta el dinero público

03/01/2011 17:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Son muchos los españoles que, como consecuencia de la crisis económica, viven de la caridad ajena y para matar el hambre tienen que acudir diariamente a los comedores sociales de la Iglesia. Son muchos más de 1, 3 millones los hogares que en España tienen a todos sus miembros activos sin trabajo, y con la prestación del paro ya agotada. Algunos aún cobraban esa pequeña ayuda de 420 euros que, aunque no era mucho, serviría para tapar algún hueco. Pero a partir de ahora, José Luis Rodríguez Zapatero ha decidido retirar esta ayuda, en busca de un ahorro de cara a la necesidad de controlar el déficit.

El 21 de febrero de 2010, en un mitin del PSOE andaluz celebrado en Málaga, Zapatero dijo con cierta energía: ‘ Conmigo de presidente jamás habrá en este país recortes sociales.’ Semejante compromiso, que fue aplaudido a rabiar por las huestes socialistas que asistían al acto, duró exclusivamente dos meses. El 12 de Mayo, por imposición directa de Bruselas y del Fondo Monetario Internacional, Zapatero sube a la tribuna del Parlamento y con el rostro demudado anuncia que "debemos hacer un esfuerzo extraordinario". Y pone en marcha el mayor recorte social de la democracia. Los salarios del sector público se reducirán una media de un 5% y se congelaran durante el próximo año y se suprimirá la revalorización de las pensiones durante 2011, lo que pone fin a 25 años de subida garantizada por ley de estos emolumentos. Además del denominado "cheque-bebé", decide suprimir también esos 420 euros de ayuda que recibían los parados que ya no disponen de ingresos y han agotado la prestación correspondiente.

Si la falta de liquidez obliga a Rodríguez Zapatero a reducir en 6.045 millones de euros la inversión pública y en otros 600 millones la ayuda oficial que se venía aplicando al desarrollo, ya puede ser crítica la situación de los ciudadanos españoles y hasta pasar hambre, que el Estado no podrá darles de comer y mucho menos remediar cualquier otro tipo de necesidades. El dinero que logra reunir el Gobierno a base de vaciar los bolsillos de los sufridos pensionistas, lo que birla a las madres y a los dependientes y lo que sablea a los trabajadores públicos, o se lo llevan los sindicatos de clase o se destina a cubrir supuestas necesidades de más allá de nuestras fronteras. Y los ministros de nuestro Gobierno son especialistas en descubrir todo tipo de carencias por esos mundos de Dios.

Hace pocos días concedían a Marruecos una importante ayuda de 800.000 euros, para organizar un festival de Hip Hop, una especie de música afroamericana creada en Estados Unidos a finales de 1960. Una semana después, es Bibiana Aído, la antigua ministra y hoy secretaria de Estado de Igualdad, la que da 1.340.000 euros a diversas organizaciones no gubernamentales para el seguimiento y apoyo de varios proyectos de cooperación al desarrollo, dentro del marco del Programa Internacional "Mujeres y Desarrollo". Se trata de promover un feminismo radical y, como no podía ser de otro modo, promocionar los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres de varios países de Hispanoamérica. Las cantidades de dinero destinadas a cada proyecto vienen reflejadas en el Boletín Oficial del Estado del pasado 17 de diciembre.

Para el programa de Nicaragua se destinan 144.300 euros. Se trata de que las mujeres nicaragüenses hagan frente a la violencia y a la discriminación y se institucionalicen entre ellas las políticas de género y, a la vez, se promocionen los derechos sexuales y reproductivos de las mismas. Otras Organizaciones No Gubernamentales de Desarrollo se llevaron otros 144.300 euros para afianzar el fortalecimiento político del liderazgo de las mujeres en Colombia y su desarrollo desde una perspectiva de género. Y también, como no, para el "empoderamiento político y económico de las mujeres chocanas". Se asignan 68.600 euros para promover en el Perú el cumplimiento de obligaciones y compromisos con relación a los derechos humanos de las mujeres y el principio de igualdad de género.

Otro pellizco de nada menos que 147.500 euros se destina a luchar en Honduras para desarrollar "las capacidades locales de las mujeres" y el feminismo y para luchar contra la violencia de género y la salud sexual y reproductiva de las jóvenes y mujeres empobrecidas. La cantidad de dinero público asignado para desarrollar en El Salvador el feminismo y la política de género y el empoderamiento económico y político de la mujer, asciende a la respetable suma de 178.400 euros. Reciben 169.200 euros las ONGD que van a luchar en Paraguay para el "mejoramiento del acceso y disfrute de los derechos sexuales y reproductivos de las niñas" y adolescentes y para la lucha contra la violencia de género.

Otras organizaciones se llevan una partida de 177.700 euros para influir políticamente en Ecuador. Se busca "la promoción y defensa de los derechos de las mujeres con particular énfasis en mujeres indígenas", la promoción política y empoderamiento de todas las mujeres ecuatorianas y también de las trabajadoras sexuales. Para el fortalecimiento en Guatemala "del liderazgo de las mujeres Mayas", "potenciar el acceso, uso y apropiación social de las tecnologías" y luchar contra la violencia, se destinan 150.300 euros. Se asignan 159.700 euros para aquellos organismos que se van a preocupar de atender a las mujeres en riesgo dentro de Bolivia y prevenir la violencia y promocionar y defender sus derechos sexuales y reproductivos. Sería sumamente interesante saber cuántos euros, de todo este dinero, se quedan en el bolsillo de las ONGD intermediarias y cuántos van a parar a los destinos finales, indicados en el BOE citado.

A pesar de la crisis, las concesiones de ayudas y subvenciones por parte del Gobierno no cesan. En la actualidad, es muy raro encontrar un Boletín Oficial del Estado en el que no haya alguna concesión de este tipo, sea de mayor o menor entidad. Así vemos que en el BOE del pasado día 29 de diciembre, el Instituto de la Cinematografía y las Artes Visuales, dependiente del Ministerio de Cultura, ha otorgado a distintas empresas productoras de cine, bastante más de los 3.000.000 de euros. La película "Mentiras y gordas", en la que figura como guionista la actual ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, se han visto agraciadas con 1.000.000 de euros, en concepto de ayudas para amortización de largometrajes. La película "Abrazos rotos", de Pedro Almodóvar, recibió también, y por el mismo concepto, otro millón de euros de los fondos públicos. Hay más películas agraciadas, pero con cantidades significativamente más pequeñas.

Ni que los miembros del Gobierno de Zapatero tuvieran asumido, como dijo en una ocasión la ex ministra de Cultura Carmen Calvo, que "el dinero público no es de nadie". Y si piensan que el dinero público tiene dueño, están convencidos de que forma parte del patrimonio del Estado, lo que no es verdad. Los dueños de ese dinero público somos los contribuyentes. El Estado no tiene ningún dinero estrictamente suyo, y mucho menos desde que se privatizaron aquellas empresas públicas que eran productivas. El Estado simplemente gestiona esos dineros que, vía impuestos, ponemos los ciudadanos en sus manos. Y en consecuencia debe administrarlos bien, de acuerdo con las leyes, y no derrocharlo de manera tan irresponsable como suele hacerlo. Cuando hay dinero en la caja, hay que mirar por ello, y cuando no lo hay, no se puede gastar lo que no se tiene, como viene haciendo habitualmente este Gobierno.

José Luis Valladares Fernández

Criterio Liberal. Diario de opinión Libre.

Sobre esta noticia

Autor:
www.criterioliberal.com (1594 noticias)
Visitas:
438
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.