Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-economía escriba una noticia?

Globalvía, Ferrovial y Sacyr compiten por una autopista en Irlanda por 200 millones

04/03/2010 19:28 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Globalvía, filial de concesiones de FCC y Caja Madrid, Ferrovial y Sacyr Vallehermoso inician mañana la puja por el contrato de construcción y posterior explotación de una autopista en Irlanda, un proyecto valorado en unos 200 millones de euros.

Se trata de la N-11 Arklow-Rathnew, que incluye un enlace con la N-7, y que supone mejorar un tramo de vía existente y la construcción de uno nuevo, lo que en total afecta a 16, 5 kilómetros de vía, informaron a Europa Press en fuentes del sector.

Las tres firmas españolas lideran tres de los cinco consorcios que mañana viernes presentarán sus correspondientes ofertas a la National Roads Authority, la autoridad de carreteras irlandesa.

Globalvía acude al proyecto en consorcio con la australiana Macquarie y las constructoras locales P. Elliott & Company y Wills Bros, mientras que Ferrovial lo hace a través de su filial de autopistas Cintra y en alianza con Siac Construction.

De su lado, Sacyr Vallehermoso forma consocio con la británica Bilfinger Berger y Uberior Infraestructura Inversiones, una filial de Bank of Scotland.

Sus respectivas ofertas competirán así con las que está previsto presenten los consorcios liderados por la también británica Balfour Beatty y la austriaca Strabag.

Con la eventual consecución de este contrato los grupos españoles reforzarían la presencia con que ya cuentan en el mercado de concesión de carreteras en Irlanda.

REFORZAR PRESENCIA EN EL PAÍS.

En concreto, Globalvía y Sacyr tienen en consorcio dos vías en el país. La primera de ellas, la M-6 Galway-Ballinasloe, se puso en servicio el pasado mes de diciembre, y la segunda (la M-50 de circunvalación de Dublín) está previsto que se inaugure el próximo mes de octubre.

De su lado, Ferrovial, a través de su filial de autopistas Cintra, explota la N4-N6 Kinnegad-Kilcock, ya en servicio, y la M-3 Clonee-Norte de Kells.

La vía por la que ahora compiten forma parte del segundo programa de inversión en carreteras de Irlanda, puesto en marcha en febrero de 2009 por importe total de 1.000 millones de euros, y para ejecutar en colaboración con la iniciativa privada.

La National Roads Authority prevé seleccionar una oferta finalista ('preferred bidder') para la N-11 el próximo mes de octubre y cerrar la financiación antes de que concluya el año.

En este sentido, y dada la actual coyuntura del mercado, la autoridad de carreteras de Irlanda ha lanzado un novedoso sistema de licitación y adjudicación de la vía, que supone que sean las ofertas finalistas del proyecto quienes presenten un esquema de financiación en vez de presentar uno en cada una de las ofertas iniciales.

De esta forma, las autoridades irlandesas dan también tiempo a la esperada recuperación del mercado financiero y de capitales en tanto seleccionan los oferentes finalistas para el proyecto.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-economía (114841 noticias)
Visitas:
257
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.