Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-nacional escriba una noticia?

Guerra dice que el PP tiene "alergia a la democracia" y que en su apertura de curso en Valencia había "algún chorizo"

06/09/2009 14:05 1 Comentarios Lectura: ( palabras)

Advierte que el espíritu reformista del G20 "se está desvaneciendo" y pide una política fiscal redistributiva y recuperar la planificación económica

PINAR DE RODIEZMO (LEÓN), 6 (EUROPA PRESS)

El ex vicepresidente del Gobierno y presidente de la Fundación Pablo Iglesias, Alfonso Guerra, acusó hoy al PP de tener "alergia a la democracia" porque "confunde corrupción con inquisición" y afirmó que durante la cena que fue su acto de apertura de curso político la semana pasada en la plaza de toros de Valencia hubo no sólo "mucha butifarra y mucha morcilla", sino también "algún chorizo".

Durante su tradicional intervención en la XXX Fiesta Minera astur-leonesa, celebrada en el pinar de Rodiezmo (León), lanzó duras críticas al presidente de la Comunidad Valenciana, Francisco Camps, del que dijo que "salió desmelenao" y que había perdido el control de su cerebro" durante ese acto, en el que participó el presidente del PP, Mariano Rajoy. "¿Qué le habría dado 'el Bigotes''?", se preguntó. Guerra aludía así a uno de los imputados del 'caso Gürtel', en el que la presunta implicación de Camps ha sido archivada por el Tribunal Superior de Justicia de su comunidad.

Ante miles de personas reunidas por el sindicato minero SOMA-FIA-UGT, Guerra recordó además que Camps "iba del brazo de los obispos" para criminalizar a las mujeres que abortan y protestar contra el matrimonio homosexual.

LA QUE ESPÍA ES AGUIRRE

Además, Guerra tachó a Rajoy de 'Mister no', porque "dice que no a todo lo que venga del Gobierno y no ayuda a salir de la crisis" y acusó a los 'populares' de dedicar el verano de lanzar acusaciones y denunciar "desde un bar de playa" la "pequeña cosa" de que el Gobierno les está espiando.

En este punto, el ex vicepresidente recalcó que los 'populares' "claro que son espiados, pero por ellos mismos, por el Gobierno de la Comunidad de Madrid". "Hace falta ser cínico, doña Esperanza espiando y dice que les espía el Gobierno de España", le dijo a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre.

Así, afirmó que lo que le ocurre al PP es que tiene "alergia a la democracia" y "no la ha asumido todavía", porque piden al Gobierno que detenga a los ladrones salvo "que sean del PP". "Entonces eso es la inquisición", afirmó, enumerando varios casos de presunta corrupción que pesan sobre el PP en Madrid, la Comunidad Valenciana, Murcia y Mallorca. Para Guerra, el PP sólo lleva a España "a la derrota", mientras que el Gobierno ha asumido la tarea de "colocar a España entre los países más prósperos".

El ex vicepresidente criticó que mientras el Gobierno "anuncia una subida de impuestos a las grandes fortunas" el PP dice que eso es "una traición a España". "Será una traición al bolsillo de los ricos, no a los españoles", manifestó, y llamó a recuperar las ideas socialistas para evitar lo que ha sucedido en las elecciones al Parlamento Europeo, en las que venció la derecha en toda Europa. A su juicio, esto fue así porque "el pensamiento progresista en los últimos 40 años en Europa ha cedido a la ola conservadora".

Por eso, opinó que es hora de "recuperar palabras olvidadas como planificación económica" porque la economía tiene que orientarse y "no puede estar desregulada" y de proclamar que "es el momento del retorno del Estado" y de una política fiscal redistributiva.

CRITICA A MINISTROS DE G20 Y EMPRESARIOS

Guerra criticó a los ministros de Finanzas del G20 que ayer decidieron no poner un límite a los 'bonus' de los directivos bancarios aunque ellos sean los responsables de actual crisis. "Vuelven a las andadas", dijo, y alertó de que "se está desvaneciendo" el "espíritu reformista" del capitalismo que la comunidad internacional parecía tener hace menos de un año. "Cuánta más riqueza se crea peor se reparte", aseveró el dirigente socialista.

Pero además, dirigió críticas a los empresarios españoles al asegurar que si Francia y Alemania ya están saliendo de la crisis y España no es porque en estos países los empresarios dedican parte de sus beneficios a reinversiones y a I+D, mientras que en España lo único que hacen la mayoría de ellos es "repartir beneficios".

Por ello, afirmó que aunque él está dispuesto a hablar de "reforma laboral" también hay que hablar del "comportamiento de los empresarios" que parecen creer que los costes laborales son todo el coste de producción y, para ello, llamó a la movilización de los intelectuales de izquierdas y también de la sociedad.

CAMBIAR LA PAUTA CONSUMISTA

De hecho, dijo que todos los españoles tienen algo de responsabilidad en la crisis --"algunos más que otros naturalmente"-- porque "España ha vivido por encima de sus posibilidades", y ha "producido 100 y consumido 110", endeudándose para conseguir el resto. Por eso, afirmó que hay que cambiar la "pauta de conducta consumista", no los "mileuristas que no pueden prescindir de lo que consumen", pero sí los que son más ricos.

Guerra, que se vio obligado a interrumpir su discurso dos veces por la llegada del presidente del Gobierno y secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero --que sólo escuchó el final de su intervención y las críticas al PP--, pidió también al Ejecutivo que no planifique a cuatro años, aunque ese sea el periodo entre elecciones, sino "a 40 o 50 años", para cambiar el modelo económico y también para combatir el cambio climático.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-nacional (165963 noticias)
Visitas:
117
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

×
¿Desea borrar este comentario?
Borrar
0
+ -
Responder

unomas (07/09/2009)

Guerra si que es un chorizo junto al hermanisimo juen guerra