Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Antonio Rodríguez Jiménez escriba una noticia?

Incidente en el aire. Un F-18 español y un Su-27 ruso se miden en el cielo del Báltico

14
- +
18/08/2019 14:26 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El destacamento español al BAP acaba de tener el incidente más sonado hasta la fecha con el encontronazo entre uno de los F-18 del Destacamento Vilkas y un caza Su-27 de escolta a un avión VIP. El caza ruso realizó una peligrosa maniobra para expulsar de zona al avión español

Filmado por las cámaras de la televisión rusa el incidente aéreo ha podido verse en todo el mundo y a puesto en la palestra la actividad de la misión de Policía Aérea del Báltico, BAP, que la OTAN desarrolla en las Repúblicas Bálticas y la tensión medida que existe con la aviación rusa que realiza en la zona multitud de vuelos sin identificar tanto para testar las defensas de la alianza, provocando el despegue de los cazas aliados en Alerta Scramble, como para provocar y dar fe que sigue allí con todo su poderío.

Cronología del evento. La alarma

Es la primera hora de la tarde del pasado 13 de agosto cuando el Centro de Operaciones Aéreas Combinadas, CAOC, sito en Uedem, Alemania, desde el cual la OTAN controla el cielo del norte europeo, detecta tres trazas de vuelo sobre aguas internacionales en el Mar Báltico. El traspondedor de una de ellas replica como el de un Tu-214 de transporte VIP en dirección a Kaliningrado, sin embargo las otras dos ni responder al traspondedor, ni se conoce su plan de vuelo, ni responden a la radio aunque los sensores los identifican como dos cazas Su-27 "Flanker" de fabricación rusa.

Al no haber respuesta de estas trazas el CAOC ordena a la base Lituana de Siaulay, la más cercana a las trazas detectadas, que despeguen los dos aviones que tiene permanentemente en situación de scramble 15, deben despegar antes de quince minutos tras sonar la alarma, a identificar las trazas desconocidas y reconocer cual es su auténtica naturaleza.

La alarma suena en Siaulay y los pilotos corren a sus aviones, auxiliados por sus mecánicos y armeros ponen los cazas en funcionamiento y antes de quince minutos los interceptores están en al aire, ese día y de casualidad el servicio de alerta corresponde al Destacamento Vilkas, Lobo, del Ejército del Aire español que con un Destacamento de la Fuerza Aérea de Hungría con sus Jas-39 "Grippen" mantiene la BAP en Siaulay.

Así son dos F-18 del Ala-12, uno de ellos el de matrícula 12-26, los que salen al aire a interceptar a los intrusos. Hasta este instante todo el proceso de localización, alerta y despegue en Scramble por parte del BAP ha sido modélico y siguiendo las normas internacionales para localizar e identificar a toda nave desconocida que circule por el espacio aéreo.

Interceptación y confrontación

Al poco tiempo de vuelo sendos F-18 alcanzan la formación a interceptar, como se prevé son un Tu-214 y dos Su-27 que le sirven de escolta y en ese momento la situación se altera pues el Tu-214 el personaje que transporta es el Ministro de Defensa de Rusia, general de ejercito Serguei Soigú, que con su séquito y un plantel de periodistas se dirigía a Kaliningrado a realizar una inspección.

Es entonces cuando la situación se altera pues es el F-18 con matrícula 12-26 el que se acerca demasiado al transporte desde arriba y por babor y es entonces filmado por los periodistas que acompañan al ministro ruso dejando así un informe en video del suceso. 

 

Repentinamente el caza español cabecea y quiebra a babor y entonces vemos a uno de los Su-27 ascendiendo en dirección al F-18 por su panza en un claro intento de expulsarlo, en argot aeronáutico esta maniobra se cono ce como el "empujón" y consiste en dirigirse hacia el avión contrario de forma visible para alejarlo con la amenaza de chocar con él.

El F-18 elude el choque abriéndose a la izquierda y después realiza una ascensión pronunciada apartándose más de  la formación permaneciendo a mayor altitud mientras el caza ruso evoluciona por debajo.

En las imágenes se aprecia como un Su-27 expulsa al F-18 del área mediante la técnica del "empujon"

El video entonces cambia de imagen y nos muestra al "Flanker" volver a su posición normal de escolta al lado del avión VIP y ya no hay rastro del F-18. Todo hace suponer que este y su pareja se han retirado y la formación rusa sigue su vuelo con normalidad.

Y efectivamente así es, pues tanto los F-18 volvieron a Siaulay sin mayores complicaciones como los vuelos rusos alcanzaron Kaliningrado sin contratiempos.

Ya ocurrido el suceso la polémica empezó a gestarse después cuando los hechos se hicieron públicos.

Debate. Ambos bandos sacan sus conclusiones

A unos días del incidente ambos bandos parece haber sacado provecho del suceso, pues por parte rusa las imágenes del Su-27 "empujando" al caza español han salido en todos sus informativos y agencias de noticias y todos los noticieros han anunciado como sus fuerzas aéreas han expulsado a un "caza de la OTAN", noticia que se ha dado con evidente orgullo y satisfacción por parte rusa que suma así un nuevo incidente favorable.

Solo este año Rusia ha actuado ya dos veces de la misma manera contra aviones occidentales en enero contra un F-15 estadounidense en el Mar de Barents y hace un par de meses en el Báltico contra un F-16 de Holanda también en el contexto del BAP.

Sendos incidentes parecen calcados al presente, caza OTAN que se acerca a verificar un vuelo VIP ruso no identificado y los Su-27 de escolta que los expulsan mediante el "empujón", ahora le ha tocado a un F-18 español lo que certifica que los rusos son bastante quisquillosos para proteger a sus VIP, si la interceptación es de cualquier otro vuelo en trasbordo el avión ruso interceptado sigue su curso de modo indiferente mientras interceptor e interceptado se fotografían mutuamente.

 Por parte occidental el Gobierno Español ha declinado toda la responsabilidad en la OTAN al ser el BAP una operación de la alianza y esta ha destacado en comparecencia publica lo rutinario de la operación, una identificación cotidiana sin más trascendencia, legitima desde sus inicios y realizada satisfactoriamente y sin complicaciones, defendiendo en todo caso la profesionalidad de los pilotos del Ejército del Aire, EDA, y la brillantez de su actuación.

Por otro lado tras analizar el video en el EDA hay una sensación de satisfacción al verificar como el piloto del F-18 realiza la maniobra para eludir al Su-27, pues primero realiza una guiñada para eludirlo pero después asciende y al ganar altura obtiene una situación ventajosa tácticamente que le permitiría entrar en combate con ventaja contra los Su-27 que evolucionan más abajo a menor altitud con lo que son vulnerables a un ataque desde arriba, esto claro de haber el asunto degenerado en un incidente armado de consecuencias imprevisibles.

Extraoficialmente la maniobra ha sido calificada de "magistral" y aunque no se confiese existe una cierta sensación de orgullo por ello.

Con todo el incidente parece ya zanjado aunque no existe ninguna seguridad que nuevos sucesos similares puedan acontecer en el futuro.


Sobre esta noticia

Autor:
Antonio Rodríguez Jiménez (136 noticias)
Visitas:
788
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.