Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Vega Media Press escriba una noticia?

Informe Banderas Negras 2009 Murcia: "La crisis, una oportunidad para la costa"

01/08/2009 21:56 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Como cada verano desde 1999, Ecologistas en Acción presenta su informe de “Banderas Negras” para dar a conocer de forma pública la situación de nuestras costas

En el informe de 2009 hay un aumento generalizado del número de banderas negras y puntos negros concedidos en las costas del país. Concretamente se han otorgado un total de 311 Banderas Negras a lugares con una degradación ambiental alta y con grandes amenazas sobre sus ecosistemas y socio-economía, así como un total de 392 Puntos Negros a lugares con pequeños o puntuales impactos que agravan la situación.

En este marco, la Región de Murcia se sitúa en el cuarto puesto en cuanto a banderas negras otorgadas a las comunidades autónomas, siendo la provincia costera española con más banderas negras concedidas en 2009.

La crisis actual, a pesar de afectar especialmente al sector urbanístico, principal motor de desnaturalización de la costa, no ha supuesto un abandono real del modelo insostenible aplicado a la costa en los últimos años. Prueba de ello son las numerosas banderas negras concedidas este año por proyectos urbanísticos. Siguen pues los procesos de desnaturalización de la costa muy por encima de la capacidad de carga del territorio costero.

Como situaciones a destacar a nivel general: la aceleración del proceso de mediterranización de la costa norte peninsular, y la redundancia del modelo en toda la costa mediterránea.

Ante esta situación de grave degradación costera, las administraciones públicas central, autonómica y local, se han empeñado en aplicar la receta de más construcción (principalmente en forma de obras públicas) como modo de generar empleo, aunque sea de mala calidad y gran temporalidad, destruyendo el patrimonio natural y contribuyendo de manera muy importante a la progresiva destrucción del propio turismo costero, según Ecologistas en Acción

Precisamente esta mala decisión ha provocado una reactivación de proyectos de macropuertos industriales y de pasajeros, que son las infraestructuras más peligrosas para el mantenimiento de un perfil costero sano.

Mientras, Ecologistas en Acción considera que se está desaprovechando una buena oportunidad para efectuar el necesario cambio de modelo, como única posibilidad para garantizar el futuro de los pueblos costeros y de la biodiversidad marina.

Por ello, este año se solicita a las administraciones competentes y a la propia sociedad, un cambio de modelo social y económico. Modelo que debe basarse en el estudio de la capacidad de carga del territorio y sus ecosistemas y, con programas de restauración ambiental y reconversión de sectores altamente depredadores como el turismo y la construcción. Además, Ecologistas en Acción, exige que se comience de forma urgente a gestionar adecuadamente el mar para proteger actividades en peligro como la pesca tradicional.

VALORACIÓN DE LA SITUACIÓN EN LA REGIÓN DE MURCIA

La Región de Murcia comprende una zona del litoral con grandes valores medioambientales. A pesar de ello, es de las costas más castigadas del territorio nacional y del mediterráneo en particular. La gran proliferación de urbanizaciones, el turismo masivo, los vertidos incontrolados, en su gran mayoría a la laguna del Mar Menor que año tras año sufre de manera más grave las consecuencias de la mala gestión provocando una gran pérdida de calidad; la especulación sin límites de políticos y promotores, etc hace que en la Región aparezcan 32 Banderas Negras y 70 Puntos Negros, situándose en el panorama nacional como la cuarta comunidad autónoma con más banderas negras y como primea provincia costera más galardonada.

Ecologistas asegura que las Banderas Azules concedidas por la Fundación Europea de Educación Ambiental "carecen de toda credibilidad"

Aunque en general la situación de la Región de Murcia se puede resumir en la ampliación general de las zonas ya construidas y la amenaza de los diferentes espacios protegidos que aún permanecen sin urbanizar, destacan tres casos que revelan las diferentes fuentes que producen la degradación de nuestras costas:

El Mar Menor: La maltratada “Joya de la corona”.

Esta laguna salada, de importancia internacional, sufre la mayor concentración de impactos de toda la Región de Murcia, siendo un fiel reflejo de la inexistente gestión ambiental del Gobierno Autonómico.La Manga del Mar Menor es ya un caso histórico de urbanismo descontrolado cuyo conocimiento va más allá de nuestras fronteras. La laguna salada del Mar Menor sufre año tras año la presión del sector urbanístico, en todo su perímetro, y por tanto una pérdida de valores naturalísticos y ambientales grave. A pesar de tener 5 figuras de protección nacionales e internacionales (Área RAMSAR, LIC, ZEPA, Parque Regional de Salinas y Arenales de San Pedro y Paisaje Protegido de Espacios Abiertos e Islas del Mar Menor), éstas no parecen razones suficientes para acelerar la definitiva aprobación del PORN que suponga restricciones al desarrollo urbano-turístico y de las actividades que se desarrollan tanto dentro, como en el entorno de la laguna. El descontrol y falta de regulación de la navegación y fondeo en toda la laguna se ve reflejado en las embarcaciones que permanecen semihundidas y abandonadas y sirven de nefasta presentación para algunos puntos del Mar Menor. Estas embarcaciones producen un daño paisajístico y una imagen de degradación negativa para el propio turismo, además de provocar la contaminación del agua debido a las pérdidas de combustible. Su retirada debería producirse de manera urgente, tratándose además de una zona tan sensible, pero que no se gestiona adecuadamente a pesar de las figuras de protección que presenta.

A esto se suman los proyectos de Lo Poyo y “Novo Carthago” con numerosas irregularidades jurídicas y tramas de corrupción que están siendo investigadas por los tribunales y que suponen un varapalo más para la zona. Además del PGMO de Cartagena, aprobado este año, y que supone una recalificación de todos los suelos agrícolas que existen entre Isla Plana y la Azohía, en total, la urbanización de unos 10 km de costa; todo esto a pesar de las alegaciones presentadas por Ecologistas en Acción y ANSE.

La interesante iniciativa surgida en 2007 desde la Demarcación de Costas para crear la “Comisión del Mar Menor”, un paso esperanzador hacia la conservación de esta laguna tan castigada; ha quedado por desgracia en una mera declaración de intenciones debido a la falta de asignación de presupuestos, ausencia de seguimiento continuo y en general el poco efectivo funcionamiento de la comisión, a lo que hay que añadir la falta de interés y la firme oposición de la Administración Regional.

AIR Marina de COPE: Un proyecto irracional e insostenible.

La Actuación de Interés Regional de Marina de Cope, en la que se proyecta una macrourbanización que ocuparía un área de 21 millones de metros cuadrados, en una zona de gran valor ambiental, para la que se ha desprotegido una parte del Parque Regional de Cabo Cope-Calnegre, sería el paradigma del modelo insostenible aplicado en la costa durante años y que hipoteca nuestro futuro esquilmando nuestros recursos. Esta actuación enlaza con la innecesaria Autopista Cartagena-Vera; la cual no ha llegado ni al 17% de los 7.000 vehículos diarios de media que se preveía la utilizasen, quedándose en una media de 1.620 vehículos, demostrando una vez más los intereses urbanísticos escondidos detrás de esta gran inversión.

Macropuerto de El Gorguel: Un ejemplo del empeño privado en promover proyectos inviables, innecesarios y con irreparables daños ambientales y socioeconómicos.

El proyecto de creación de un Macropuerto de Contenedores en El Gorguel, promovido por la Autoridad Portuaria de Cartagena, es otro ejemplo más del empeño privado en promover proyectos inviables, innecesarios y con irreparables daños ambientales y socioeconómicos. A este proyecto se oponen numerosos colectivos vecinales y asociaciones ecologistas, debido al gran impacto en el medio terrestre, marino, áreas de interés geológico, patrimonio cultural minero y paisajístico e interferencia con el proyecto de la Regeneración y Adecuación ambiental de la Bahía de Portman, calificada como Actuación de Interés Regional; y considerada desde Ecologistas en Acción como una deuda histórica.

Por último Ecologistas destaca que los “galardones” concedidos por la Fundación Europea de Educación Ambiental, conocidos como “Banderas Azules”, carecen de cualquier credibilidad, se basan en meros aspectos turísticos y no evalúan con rigor el estado medioambiental real de las playas. No es extraño, por tanto, que playas con banderas azules cuenten con nuestra catalogación de Bandera Negra o Punto Negro. Así como la “Q” de calidad (19 playas en la región), certificado otorgado por el Instituto para la Calidad Turística Española, otorgada a las playas con mejores servicios de seguridad, limpieza y ocio; relacionadas con servicios o productos turísticos; dejando a un lado el estado ambiental de las mismas.


Sobre esta noticia

Autor:
Vega Media Press (2 noticias)
Visitas:
260
Tipo:
Nota de prensa
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.