Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-economía escriba una noticia?

Ingenieros de Garoña piden a la Eurocámara que apoye que la planta siga operativa hasta 2019

24/06/2009 13:49 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Cuatro ingenieros de la central nuclear de Santa María de Garoña pidieron hoy a varios eurodiputados europeos en Bruselas que la Eurocámara apoye que la planta siga funcionando de manera "duradera" --por lo menos durante una década más-- porque el propio Consejo de Seguridad Nuclear avala que ésta "puede operar de forma segura y fiable por lo menos hasta el 2019" en su reciente informe técnico sobre la fiabilidad de la planta, adoptado por "unanimidad".

En declaraciones a los medios previas al encuentro, el ingeniero Rodrigo Cuesta explicó que, además de presentar los argumentos técnicos que avalan la continuidad del funcionamiento de la planta, trasladarán a los eurodiputados que "el hipotético cierre" de la central podría abocar "al paro" a "un gran número de personas" de las más de 1.000 que ocupan empleos directos e indirectos relacionados con la central, muchas de ellas menor de 31 años porque "el 30% de la plantilla" tiene menos de esta edad.

Su posible cierre podría tener además un efecto "muy negativo" para los "ingresos y el desarrollo económico" de "la comarca del Valle Tobalina, Miranda del Ebro y Medida" en su conjunto.

Por otra parte, Cuesta rechazó la idea que podría barajar el Gobierno de conceder a la central nuclear una permiso de licencia por un plazo que oscila entre dos y seis años al considerar que ello puede desincentivar "el gran número de inversiones" para modificar "diferentes sistemas" de la central con el objetivo de "cumplir con la normativa de diseño actual de nuevas centrales". "Somos la única planta en el mundo que lo va a hacer y eso supone una gran cantidad de inversión", recordó.

"Si nos dan un permiso de tres o cuatro años... ¿Qué inversiones haríamos, cuáles no?", se preguntó el ingeniero de Garoña.

Preguntado por las inversiones necesarias en la central para garantizar el almacenamiento de los residuos nucleares, Cuesta aseguró que la "modificación para poder albergar futuros elementos combustibles" no plantea "ningún" problema. "Es uno de los puntos del informe del Consejo de Seguridad Nuclear", recordó.

"No entendemos exactamente en qué se basan esas peticiones" del Gobierno para pedir nuevos informes técnicos al Consejo Nuclear de Energía "con un informe completamente objetivo encima de la mesa en el cual (el Consejo de Seguridad Nuclear) valora que durante 10 años podemos seguir operando de manera fiable". "Creemos que no puede plantear un escenario que contemple una reducción de ese plazo", explicó.

Asimismo, el ingeniero recordó que otros países europeos que han solicitado permisos de explotación para poder mantener operativas sus centrales nucleares "hasta los 60 años" se les ha concedido permisos "por 20 años más". "En España la normativa actual nos obliga a solamente poder pedir permisos cada diez años", lamentó.

REABRIR EL DEBATE NUCLEAR EN EUROPA

Además de conseguir el apoyo del Parlamento Europeo para que Garoña siga funcionando al menos una década más, Cuesta explicó que los ingenieros de la central propondrán a la Eurocámara "reabrir" del debate "a nivel europeo" sobre el uso de la energía nuclear. "En ciertos países ya está abierto el debate", subrayó.

En este sentido, defendió que la energía nuclear supone una "solución a los problemas que actualmente tiene Europa en cuanto a dependencia energética exterior" y responde al "triple objetivo" de la UE de garantizar la "competitividad, seguridad y fiabilidad en el suministro" a la hora de impulsar una verdadera política común energética. "Todo eso lo cubre la energía nuclear", remachó.

"Consideramos imprescindible el papel que debe jugar la energía nuclear, sobre todo, para que Europa sea independiente energéticamente de terceros países. Eso logrará una Europa más fuerte, más sólida, más unida y creemos con una capacidad de desarrollo mucho mayor", aseguró.

Asimismo, recalcó que los trabajadores de Garoña defienden que energía nuclear y renovables "deben coexistir". "Consideramos que la energía nuclear es fundamental para poder aumentar la cuota de participación precisamente de las energías renovables", concluyó.

Los ingenieros Rodrigo Cuesta, Aída Montión, Rodrigo González y el operario de la central Jorge Sanz han trasladado sus peticiones a la Eurocámara a varios eurodiputados de la Comisión de la Energía del Parlamento Europeo, concretamente al italiano Gabriele Albertini, a la francesa Françoise Grossetête, a los británicos Giles Chichester y Struan Stevenson, así como a la húngara Edit Herczog y al sueco Gunnar Hökmark.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-economía (114841 noticias)
Visitas:
151
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.