Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-nacional escriba una noticia?

La Izquierda abertzale presentará la semana próxima su alianza con EA

11/06/2010 19:07 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La izquierda abertzale tiene previsto presentar la semana próxima su acuerdo de colaboración para conformar un polo soberanista en el País Vasco y Navarra junto a Eusko Alkartasuna, según informaron a Europa Press fuentes cercanas a las conversaciones. En esta puesta de largo escenificará un paso más en su proceso de distanciamiento de la violencia, pero por el momento, el mensaje no será el de una ruptura total con las acciones de la banda terrorista ETA.

Este ha sido el principal punto de discusión: el modo en el que se marcarán distancias con el uso de la violencia, requisito imprescindible que estableció EA al inicio de las conversaciones hace ya meses. De hecho, según las fuentes consultadas, el modo en el que se afronte este punto clave, será el termómetro para medir el compromiso en lo que al distanciamiento de ETA se refiere.

Por ello, estas mismas fuentes advirtieron de que la izquierda abertzale aprovechará las expectativas creadas para demostrar que su paulatina independencia de la banda no se ha estancado. De lo contrario, el proyecto soberanista nacería viciado desde el inicio y el papel de Eusko Alkartasuna al aceptar un acuerdo de mínimos quedaría en entredicho. Desde la izquierda abertzale saben que su rechazo a los atentados deberá ser claro y explícito si quieren superar el filtro de la legalidad, pero eso no se producirá la semana que viene.

De momento, el pronunciamiento pretende ser un escalón más y tener una puesta en escena similar que la de la Declaración de Alsasua del 14 de noviembre y la declaración de Pamplona del 24 de abril, donde se abogó por la apertura de un nuevo ciclo en el País Vasco sin la injerencia de ningún tipo de violencia.

Este paso se enmarca en un momento en el que buscan dar un impulso al proceso y para ello se han marcado el mes de junio como clave para avanzar en la apuesta posibilista. En ningún caso, la escenificación de esta alianza sufrirá más retrasos que la semana próxima, precisan las mismas fuentes.

LA RESPUESTA DE ETA

De hecho, según los plazos iniciales que se había marcado el entorno de Batasuna, la alianza con EA ya debería ser una realidad. No obstante, la respuesta negativa con la que ETA contestó a la oferta de alto el fuego emitida por los mediadores internacionales en Bruselas a finales de marzo supuso un obstáculo para el calendario marcado. La reacción de la banda en su comunicado del Aberri Eguna generó dudas entre EA y al mismo tiempo reforzó a esa minoría en la izquierda abertzale que sigue sin compartir las posturas más posibilistas.

Una vez consolidado el proyecto entre la mayoría de sus bases, el principal objetivo es convencer a la banda terrorista y atraerla a sus posiciones para cerrar este cambio político sin rupturas internas ni escisiones. Al menos ese es ahora el objetivo inmediato de la izquierda abertzale antes de emitir mensajes de fuerza ante el Gobierno.

Para la celebración del acto, se había pensado inicialmente Pamplona, pero ahora no se descartan otros lugares. Tanto Batasuna como EA defenderán que se trata de una alianza estratégica para los siete territorios pensada a largo plazo en el marco de un proyecto de cambio político irreversible. Pero desde ambas formaciones no se obvia la proximidad de las elecciones municipales de 2011 y buscarán llegar a esa cita con garantías de legalidad.

LA CLAVE DE NAVARRA

Otro factor significativo y que también ha ralentizado los tiempos es el nuevo escenario que se abrirá en Navarra a partir del momento en el que EA y Batasuna escenifiquen su alianza. Uno de los puntos clave será el papel de Aralar y su postura hacia esta nueva estrategia.

Desde el inicio de las conversaciones la formación que dirige Patxi Zabaleta ha sido clara en su decisión de no dar ningún paso hasta que Batasuna condene de forma clara la violencia. Pero en el mismo sentido, en caso de producirse, Aralar estudiaría la invitación cursada para sumarse al proyecto, nunca antes.

En ese caso, el futuro de Nafarroa Bai, coalición que este viernes integran EA y Aralar en Navarra se torna incierto. Aralar sigue apostando de manera firme por esa coalición al igual que un sector importante de la militancia de EA en Navarra, según las fuentes consultadas que añaden que otra opción para la comunidad foral sería la inclusión de Batasuna en la coalición, siempre y cuando se hiciese efectiva la ruptura con ETA.

FRENTE SINDICAL Y POPULAR

Al menos a un segundo nivel político ya se han dado espacios de entendimiento entre simpatizantes de las tres formaciones. Un ejemplo es la plataforma 'Hamaika Bil Gaitezen' que se define como abertzale y progresista y que aglutina distintas sensibilidades de la izquierda abertzale. Precisamente el pasado sábado esta plataforma celebró una asamblea en Pamplona con la presencia del portavoz de la izquierda abertzale en la comunidad foral, Xanti Kiroga.

Además de los múltiples encuentros que la izquierda abertzale está manteniendo con distintos sectores en Navarra, en los últimos días han sido varios los pronunciamientos a nivel de base en sintonía con la apertura de un nuevo proceso sin injerencias de la violencia. Es el caso del sindicato LAB que el pasado sábado también celebró un acto en la capital navarra el que se posicionaron a favor de este proyecto, aunque sin llegar a escenificar una ruptura con la violencia etarra. El acto de la semana próxima no será un repetición de este.

También el martes en Pamplona, la iniciativa ciudadana 'Hamaika bil Gaitezen' y 'Ezker Soberanista' presentaron una manifiesto en el Hotel Tres Reyes en el que abogaban por la vía "exclusivamente pacífica y democrática" para lograr la independencia. La representante de Ezker Soberanista, Nekane Garmendia, al ser preguntada por el modo en que podría materializarse en Navarra ese cambio político, Garmendia señaló que "Nafarroa Bai está bien, pero tal vez puede aglutinar más fuerzas".

Este tipo de movimientos se engloban en el objetivo de la izquierda abertzale de demostrar a ETA que en la sociedad vasca y más concretamente en los sectores progresistas e independentistas a nivel político, sindical, juvenil y popular demandan un cambio de ciclo.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-nacional (165963 noticias)
Visitas:
188
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.