Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-cultura escriba una noticia?

Javier Pérez Andújar retrata la mirada de una niña sobre la II República en 'Todo lo que se llevó el diablo'

12/11/2010 15:05 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El escritor Javier Pérez Andújar retrata la mirada de una niña, que luego se convertiría en su madre, sobre la II República en su última novela, 'Todo lo que se llevó el diablo' (Tusquets), abordando las visiones pedagógicas meses antes de que estallará la Guerra Civil.

En una entrevista concedida a Europa Press, el escritor, nacido en Sant Adriá de Besós (Barcelona), ha señalado que los profesores, maestros y estudiantes de magisterio consiguieron "en parte el sueño" de llevar la cultura a los más pobres, pues, aunque "luego se truncó", lograron acercar libros a los sitios más alejados, abrir escuelas y hacer teatros en las aldeas. "Lo triste es que al final se lo llevó el diablo", ha añadido, explicando que tras éste se escondía "los que hablaban en nombre de Dios, la parte más reaccionaria de la religión y de España".

En este sentido, ha reiterado que se trataban de personas "idealistas que se comprometen físicamente", precisando que tenían "un ideal que lo hacen real". Éstos, según ha señalado, cogieron hicieron con sus manos los paquetes de libros que transportaron en furgonetas por caminos de herraduras y en motos por caminos de cabra, "para hacer real su ideal", ha resaltado.

Pérez Andújar ha apuntado que el asunto de las Misiones Pedagógicas es una "asignatura pendiente con su madre y su familia, pues, descendiente de una familia de pueblo, la madre le contaba que tras la guerra dejó de acudir al colegio, expresándole los sueños que tenía de poder haber contando con libros". Así, ha expresado que ve 'Todo lo que se llevó el diablo' como una forma de acercarle los libros, "vehículos de libertad y justicia poética", ha subrayado.

Del mismo modo, ha manifestado que la novela recoge una fotografía de una España "vuelta patas arribas y con las uñas largas y los dientes afilados, donde cada bando se vigilaba mutuamente con ganas".

El autor de 'Los príncipes valientes' ha apuntado que si hoy se dieran unas circunstancias idénticas a las que se daban en los meses antes a la guerra, "supone" que la clase cultural volvería a "montar la misiones", si bien, ha aclarado que "los problemas actuales no son los mismos, pues ahora no se da la falta de acceso a los libros, sino que ha desaparecido el afán que tenían los pobres por conocer, se ha diluido, ya que ahora la gente no tiene ese escozor por aprender y abrir un libro". "Las misiones tendrían que buscar volver inoculares ese veneno", ha dicho.

Más sobre

La portada, que recoge una instantánea de chicas guapas con revolver, refleja la violencia que recoge el libro, "es lo que había", ha comentado. "La violencia es innata a la Historia, pues la condición humana tiene parte de violencia", ha expresado, apostando porque los libros conviertan ésta en "algo creativo" y eduque.

"SATISFACCIÓN PERSONAL Y FAMILIAR"

Por otro lado, Pérez Andújar ha reconocido que "le gustan las personas", es decir, prefiere escribir sobre personajes que sobre historias complicadas o tramas complejas, abordando géneros humanos.

Con respecto al filón literario que supone la Guerra Civil española, el escritor ha señalado que "no cree que se agote", pues, aunque se haya escrito bastante, si se tienen ideas o reflexiones que puedan convertirse en obras literarias se seguirá escribiendo. "Se ha escrito más sobre el adulterio y nadie se lo pregunta", ha destacado.

'Todo lo que se llevó el diablo' significa, según ha confesado, "la satisfacción de poder devolver a mi familia una épica que me contaron ellos de pequeño". En el plano literario, una novela tan diferente a la anterior supone "una nueva forma de escribir". Así, mientras a la novela anterior ofrece una obra más lírica, descendiente de Umbral y Baudelaire, ahora quería una novela más entremezclada, esto es, "un trayecto del camino andado en la literatura", ha afirmado.

Por último, ha confesado que la obra es un "homenaje personal y familiar", sobre todo, a su amdre y a la época de ella, "cada persona es su infancia y la de su madre es la Republica, que la conoce a través de la mirada de una niña, su madre".


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-cultura (54197 noticias)
Visitas:
101
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.