Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Potencia escriba una noticia?

Justicia de chiste

21/10/2009 12:28 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Hoy hemos podido conocer una sentencia del Tribunal Supremo dictada en mayo de este año que deja pasmado a cualquiera: la absolución de una alcaldesa que pagó con cheques sin fondos a dos contratistas. Aunque a priori pueda parecer que la información tiene truco, y que la sentencia judicial debe tener una explicación razonable, lo cierto es que no. Explicación razonada sí, que no razonable. A saber: el magistrado ponente de la sentencia argumenta que los contratistas ya conocían el historial de mal pagador de ese ayuntamiento, porque ya habían trabajado con él anteriormente; que era vox populi la mala situación financiera del consistorio en cuestión, así como sus escasas posibilidades de conseguir recursos económicos; que como profesionales experimentados debían conocer los riesgos de impago por trabajar con esa administración pública; y, en definitiva, que ellos debían haber tomado las precauciones pertinentes para cubrir el riesgo que suponía trabajar con dicho ayuntamiento. En resumidas cuentas, que si usted quiere trabajar con la Administración debe cubrirse las espaldas, porque le pueden estafar con total impunidad.

Por increíble que parezca, esta sentencia sienta una base jurídica para que todos los getas, que no son pocos, que encabezan los miles de ayuntamientos de este país ya no sólo sean los principales morosos, sino además, se conviertan en quinquis de medio pelo porque la justicia les da carta blanca. ¿Se imaginan lo que podría hacer un Julián Muñoz de turno con esta sentencia en la mano? Vamos, construye cuatro Marbellas y liquida a todo dios con talones sin fondo. Ya no le haría falta montar ningún tinglado de lavado de dinero, ni mafias rusas ni nada de nada. Directamente contrata sin pelas y no paga. En fin, luego el Consejo General del Poder Judicial culpa a los medios de comunicación de que los españoles de a pie tengamos una pésima imagen de la Justicia. Pregúntele a los contratistas, fastidiados por la morosidad de los ayuntamientos, si esta sentencia les parece justa.

Más sobre

Además, la setencia no sólo sienta un peligroso precedente en cuanto a la responsabilidad (aunque más bien, irresponsabilidad) de los ayuntamientos ante el cumplimiento contractual, sino la diferenciación que realiza de forma indirecta entre público y privado. Lo habitual es que cuando alquien paga con cheques sin fondo cometa un delito, ¿por qué si lo comete un cargo público no lo es? La argumentación del magistrado, si se aplicara a la vida cotidiana nos llevaría a disparates como por ejemplo el del chico antisistema de Barcelona, que estafó a más de cuarenta bancos pidiendo créditos que no devolvió. Si después de aquella "hazaña" repitiera algo similar, este chico podría argumentar el razonamiento de esta sentencia, incluyendo incluso la falta de ánimo de lucro (que también el TS tuvo en cuenta) por su parte, pues el dinero lo donó a diferentes proyectos afines a sus ideas. En fin, un disparate más que pide a gritos no reformar la Justicia, sino dinamitarla y volverla a hacer desde cero. Igual me tachan de radical, pero es que sentencias como esta no es que le den mala imagen a la Justicia, es que hacen de España un chiste. Lo malo es que con la que está cayendo no estamos para chistes.


Sobre esta noticia

Autor:
Potencia (26 noticias)
Fuente:
potenciainfraestructuras.blogspot.com
Visitas:
180
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.