Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Pececito escriba una noticia?

La Crisis de los Pescadores

06/12/2010 22:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Los chinos descubrieron la inflación... ¿qué descubrieron los pescadores?

Todas las mañanas del mundo los pescadores de una hermosa villa marítima madrugaban y se echaban a la mar para hacerse con sus capturas.

Cierto día los pescadores se dieron dando cuenta de que por sus mares los peces cada vez estaban más y más grandes, y que si ponían la misma carnada en anzuelos mayores conseguían capturas superiores y mejores beneficios con la misma inversión. ¡Qué negocio!

Poco a poco fueron probando con anzuelos cada vez más grandes, y como conseguían que los peces picaran poniendo la misma cantidad de carnada, fueron aumentando progresivamente el tamaño de los aparejos y pescando peces mayores.

Todo iba fenomenal. Las bodegas se llenaban antes. Trabajaban menos, invertían menos y ganaban más. Podían comprar barcos mayores y enrolar a otros pescadores en sus botes.

El mar fue despoblándose. Poco a poco los peces capaces de morder anzuelos tan grandes fueron pescados y quedaron los pequeños. Alguna vez que otra los pescadores se asombraban al ver cómo peces tan pequeños era capaces de morder anzuelos tan grande, pero bueno, no era su problema. De todos modos eso ya no pasaba tan a menudo y empezaron a llegar a casa sin pesca un día sí y otro también.

Cuando se dieron cuenta estaban viviendo de las rentas que habían acumulado en el tiempo de las grandes capturas. Los pececitos pasaban una y otras vez alrededor de los anzuelos, los olisqueaban con interés e ilusión, los miraban desconsolados y al final seguían nadando en otra dirección porque no podían abrir tanto la boca como para poder comerse lo que les ofrecían.

Al tanto de la situación, los pescadores pronto se vieron con que tenían que decidir entre esperar a que los peces chicos creciesen, para que pudiesen picar en los enormes anzuelos, o en poner anzuelos más pequeños y así poder seguir pescando algo.

"En el mercado inmobiliario los peces grandes están todos pescados, ..."

Acostumbrados a pescar peces grandes, trabajar menos y sacar el máximo partido a la misma cantidad de carnada, muchos pescadores se mostraban reacios a cambiar sus planes. Preferían esperar a que los peces crecieran.

Los pescadores que decidieron cambiar pronto y utilizar anzuelos menores pudieron seguir pescando en un mar esquilmado de grandes capturas.

Los pescadores que no cambiaron a tiempo sus aparejos nunca vieron los peces grandes porque los que cambiaron los anzuelos a tiempo no permitían que los peces crecieran. Antes de que creciesen ya los habían pescado.

En el mercado inmobiliario los peces grandes están todos pescados, hipotecados, y los que quedan son pequeños, pequeñitos, y pretenden pescarlos con anzuelos, precios, que están preparados para peces gordos, cuando en realidad la carnada, las casas, son para anzuelos pequeños, precios bajos, y los pescadores lo saben. Además la mar no está tranquila, sino embrabecida y traicionera.

Amigo, si quieres vender, baja el precio. Nadie te va a dar la salvajada que estás pidiendo por la o las casas que tienes en venta. Los que podían pagarla ya no están disponibles. Si no lo bajas tranquilo, que tú o el banco se la /las quedarán. Los que estén dispuestos a bajar harán el negocio por ti.


Sobre esta noticia

Autor:
Pececito (1 noticias)
Visitas:
927
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.