Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que www.criterioliberal.com escriba una noticia?

La nave de los locos

07/11/2010 17:53 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

"Aquella ansia de hacer dinero a todo trance, de considerar a España como a una finca, me molestaba". Pío Baroja. El sabor de la venganza.

Estamos en época preelectoral y, parece, que los teléfonos suenan en las casas de muchas personas para que "uno" se sume a un partido y otro, y así presentarse, electoralmente, por un partido u otro; sin darse cuenta de que los partidos "alternantes" son cada uno una "gamella" del yugo con el que se ha sujetado a la sociedad española: las "cornales" con las que queda bien sujeto el ciudadano son los "aplaudidores" de los distintos partidos.

Soy de los que cree, como muchos, que debería haber listas abiertas en todos los ayuntamientos y en todos los parlamentos, pues eso desatascaría, en gran parte, la situación institucional y económica de España. El hecho es que no es así, para nuestra desgracia. Y digo esto porque conozco un concejal en uno de los pueblos de España donde las "listas son abiertas" porque el pueblo tiene menos de 150 habitantes.

Ya lo han llamado por teléfono los "representantes" de los dos grandes partidos para que vaya en sus listas, y aún no se ha decidido, lo cual le honra; cuando me lo contó yo le pregunté: pero ¿no sabes que los dos grandes partidos están, presuntamente, corruptos? Y me contestó que sí, pero ¿qué iba a hacer?

El problema de la presunta corrupción en España es el siguiente, le expliqué: por cada voto dado a un partido se le dan varios céntimos, que sumado a lo que se le da por cada concejal y alcaldía, etc... suman muchísimos millones de € uros; eso, todo, sale de los presupuestos del Estado, y sale de tu negocio. O sea, tú te vas empobreciendo cada día, o cada año, más, para "pagar" todo este despropósito.

Por supuesto, las personas que te han llamado a ti por teléfono, continué diciéndole, viven de esos presupuestos, o sea, de tu empobrecimiento, y del mío; además no creas que cobran un salario "mileurista", sino que cobran mucho más y todo ello "por no hacer nada"; o sea: llamarte a ti (y a otros) por teléfono cuando se acercan las elecciones para "recoger" el dinero que se les da por los votos.

En definitiva, que no es como una empresa donde el empresario "recoge" el fruto de su esfuerzo; o un obrero que "recoge" el fruto de su trabajo: no. Es como "jugar con unas cartas marcadas a un juego en el que siempre ganas".

Más sobre

En estos momentos de crisis, y sin crisis, ellos siguen cobrando de los votos conseguidos, y de ahí que tienen que conseguir votos porque si no, no cobran o no reciben el dinero de la "subvención"; y no es lo mismo que los vendedores ambulantes, de cualquier producto, que tienen que ir por los pueblos o barrios a vender; y si no venden su negocio se va a pique: no, estos "cobran" por cada voto emitido a "su" partido, y por cada concejal, etc.

Pero aún hay más: una vez obtenida representación, el partido también "cobra"; y es igual que el país vaya bien o mal. El dinero entra en sus arcas: los dirigentes se hacen más ricos, si cabe; y tú, si entras a formar parte del juego, no te haces más rico: tu sigues teniendo su negocio, cada vez más pobre o tu salario cada vez más bajo, y a cambio "tu concejalía", a la cual se le ha puesto un valor, va para el partido.

Pero te puedes "afiliar" al partido; ahora bien, no creas que vas a "decidir" nada dentro de dicho partido: los grandes municipios, capitales de provincia, parlamentarios, etc., esos cargos ya están decididos por gentes "mediocres" que no han hecho nunca nada y que viven de lo que se le da al partido en las elecciones más del "sueldo" por ser "gran"-Alcalde, o "gran"-Parlamentario, el cual por supuesto no representa al país sino a "su partido". Pero tú no representas al partido, pues no decides nada en él, sino que eres (o serás) utilizado para que "el partido" cobre más dinero para que esos plutócratas vivan mejor que tú.

Además, si no les llega el dinero de la "subvención" de las elecciones, tendrán "poder" para subirte los impuestos de tu empresa o negocio, con lo cual te empobrecerás más aún; y aunque "estés en el partido" no podrás decir ni decidir nada porque si no te levantarán un expediente disciplinario. Si te arriesgas a que te lo hagan, te irás fuera del partido y en las siguientes elecciones ya no te presentarás, con lo cual perderás el favor de ... Si tu empresa o negocio va mal no podrás acudir a nadie; y si antes, "dentro del partido", se te podría hacer algún chanchullo, ahora no tendrás esa "oportunidad", pues ya no "¡conocerás a nadie!", ni nadie te "conocerá" a ti.

Tienes la opción, y solución, de hacer una "lista independiente", le continué diciendo; y ahí ya se entristeció más que cuando le dibujé la escena anterior: ya no se atrevía, ni él ni ninguno por "el qué dirán" y "¡cómo nos vamos a enfrentar a los grandes!", y por último dijo un argumento que "me molestó a mí", que no tengo intereses en el pueblo: "¡es que no nos darían ninguna subvención!"; y mi respuesta fue la siguiente: ninguna subvención te la dan si re presentas con ellos, pues sólo quieren el dinero de los presupuestos de las elecciones, y no van a dar nada al pueblo; aparte, si te presentas como independiente, quizás por ganarte o ganaros sí os den alguna subvención.

Acabé diciéndole: sé que esta es la España que hay, pero ¿es esta la España que queremos? De ti y de mí depende el que acabemos con toda esta situación, con este fatalismo.

Antonio Fidalgo Martín

Secretario de Cultura del CDS

Criterio Liberal. Diario de opinión Libre.

Sobre esta noticia

Autor:
www.criterioliberal.com (1605 noticias)
Visitas:
146
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.