Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-cultura escriba una noticia?

Un libro ofrece "una nueva visión" del Alcázar a través de las últimos estudios y excavaciones

25/06/2010 15:25 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image La directora general de Bienes Culturales de la Junta de Andalucía, Margarita Sánchez, junto con el alcaide del Patronato del Real Alcázar, Antonio Rodríguez Galindo, ha presentado hoy el libro 'El Alcázar de Sevilla. Reflexiones sobre su origen y transformación durante la Edad Media', realizado por el profesor Miguel Ángel Tabales, en la que se ofrece, a través de la Memoria de Investigación Arqueológica 2000-2005, "una nueva visión del conjunto, distinta a las que nos movió entrar en él".

En este sentido, en rueda de prensa celebrada hoy en Sevilla, Tabales explicó que se trata de un trabajo colectivo y denso, que ha sido posible gracias a la colaboración de instituciones como la Junta de Andalucía, a través de la Consejería de Cultura, el Patronato del Alcázar, la Universidad de Sevilla, Huelva y Córdoba, o el Instituto Andaluz de Patrimonio Histórico.

Asimismo, informó de que la memoria, finalizada en 2006, ve ahora la luz como primera entrega de una serie de cinco documentos monográficos que resumen entre siete y 14 informes de memorias arqueológicas correspondientes a las diferentes campañas de trabajo. Del mismo modo, explicó que la publicación se basa en tres apuestas metodológicas. Así, apuntó el análisis de la topografías histórica, el 'leit motiv' del trabajo, esto eso, la transformación constructiva del conjunto monumental y la comprensión de la conexiones urbanísticas entre cada fase estudiada y la ciudad. En este sentido, indicó que desde entonces se ha desarrollado un nuevo programa de investigaciones basado en el subsuelo y en la preexistencia en el Alcázar hasta la época islámica.

El director del proyecto de investigación arqueológica del Real Alcázar de Sevilla desde 1997 afirmó que los resultado, en virtud de estos estudios, son "diversos y ricos" y señalo que desde el punto de vista científico se puede hablar de "la construcción de una secuencia histórica que abarca desde el siglo VIII antes de Cristo hasta el XIV después de Cristo, esto es, 3.000 años de historia "muy compleja que ha ido definiendo el Alcázar como un conjunto irregular, hermoso y difícil de comprender".

Por otro lado, resaltó que se han podido recuperar materiales que formarán parte en un futuro de salas históricas y artísticas del conjunto monumental, que muchos sorprenderán por "su significado y calidad". Además, subrayó que dos aspectos desde el punto de vista científico "menos importantes, aunque si desde el patrimonial", se recogen en la publicación como es la "recuperación de espacios emblemáticos como el Patio de Doncellas o las portadas del Palacio Primitivo del Rey Pedro I".

Resumiendo cada fase de trabajo, concluyó que "se tiene una nueva visión del conjunto, distinta a las que nos movió entrar en él, pues se creían en un modelo de evolución que ahora se ha "matizado y reinterpretado".

"REPLANTEAR LA HISTORIA DE LA CIUDAD"

En cuanto a los descubrimientos, el profesor de Historia de la Construcción y de Arqueología y Construcción en la Escuela Universitaria de Arquitectura Técnica de la Universidad de Sevilla dijo que hay que "replantearse la historia de la ciudad constantemente sobre todo a nivel urbanístico y con referencia a los materiales, pues el desconocimiento que hay por más que se haya escrito sobre ella desde la época islámica hacia atrás es increíble, pero cierto en comparación con otras ciudades".

En este sentido, señaló que los hallazgos arqueológicos del Patio de Banderas --ruinas de un edificio romano del siglo I antes de Cristo-- revolucionó "el conocimiento de la ciudad protohistórica, imperial e, incluso, la republicana romana, de la que se tenía mínima constancia". Si bien, precisó que los análisis de este libro inciden sobre períodos posteriores, esto es, desde el siglo XI hasta el XIV, desde su fundación hasta la mayor transformación.

Por otro lado, hizo hincapié en el estudio realizado en el año 2000, en el que se ponía en evidencia el planteamiento del modelo de "superposición del primer edificio cristiano sobre el principal almohade, un hecho que pasó desapercibido, pero que dará que hablar en un futuro".

Desde el punto de vista histórico y científico este trabajo rescata, según manifestó, tres aspectos importantes. Así, con respecto a la etapa previa a la construcción del Alcázar, apuntó el hecho de que en el años 2000 se descubriera el edificio romano Imperial del siglo II en al Patio de Banderas.

En el análisis del Alcázar islámico, subrayó la localización del modelo de transformación, esto es, un edificio que contaba con una hectárea en el siglo XI, pasó a tener 17 dos centurias más tardes. Además, apuntó los análisis de carbono y de cerámica retrasaron su fundación del siglo X, al siglo XI.

Así, con respecto a la tercera parte, el Alcázar cristiano, destacó que a partir de la Conquista y las grandes transformaciones de Pedro I se observa que "la gran transformación responde a un esquema de nueva planta y no a la reutilización de espacios anteriores".

PATIO DE BANDERA

El profesor Miguel Ángel Tabales afirmó, en referencia a los trabajos de excavación que se están realizado en el Patio de Banderas, que se han ampliado hasta la mitad de la plaza, alcanzando las medidas de cien metros cuadrados y cinco de profundidad, en los que "intentarán seguir localizando restos de la Edad del Bronce". Además, confesó que pretenden, ya que se ha datado en el siglo I antes de Cristo, en tiempos de la República Romana, un edificio, "entender su función en el contexto de la ciudad y, por último, aclarar un dato emotivo para la ciudad como es que conocer si definitivamente se está excavando en una basílica paleocristiana o no".

Por último, tanto la directora general de Bienes Culturales, Margarita Sánchez, como el alcaide del Patronato del Real Alcázar de Sevilla, Antonio Rodríguez Galindo, destacaron la importancia del trabajo para mejorar el conocimiento sobre el conjunto monumental, así como la topografía urbana de la ciudad y la historia del Alcázar, que es historia de Sevilla.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-cultura (54197 noticias)
Visitas:
74
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.