Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-deportes escriba una noticia?

Manel Comas: "El Cajasol es un equipo de la Federación, que, con la ACB, es un matrimonio roto"

27/05/2009 18:51 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Manel Comas, que fue el entrenador con el comenzó la actual temporada el Cajasol, para posteriormente ser cesado, comentó hoy, en una entrevista con Europa Press que el equipo hispalense "es un equipo" de la Federación Española de Baloncesto, la cual, con la ACB, mantiene un "matrimonio que está roto", por lo que augura que la situación desembocará en "un conflicto".

Y es que el catalán, fiel a su costumbre de hablar claro, no dudó en analizar el motivo por el que la entidad cajista cosecha, año tras año desde hace una década, fracasos reiterados en sus propuestas deportivas.

"Cajasol es un proyecto hiperinteresante, que lo tiene todo para ser un club grande, pero que no lo logra aunque no sé por qué circunstancias, dado que a lo largo del tiempo se ha demostrado que no es un problema de entrenador ni de jugadores. El primer problema que tiene el Cajasol es que no tiene una idea clara de lo que quiere ser. Cajasol y lo subrayo, por desgracia, cada día es un elemento cambiante en el cual no hay continuidad en nada, pese a tener un presupuesto importante dentro de la Liga. Y me duele --añadió-- porque es un gran proyecto pero no hay manera de reconducirlo".

Así, Comas confesó que no observó diferencia o cambio "para nada" en el club, en las dos estancias (2006-07 y 2008) que ha pasado recientemente en el banquillo hispalense. "He llegado a la conclusión de que es un club que, cuando le sacas del apuro, pasas a ser, entre comillas, Dios, y luego, por cuestiones de carácter o porque no eres simpático o lo que sea, cuando empiezas a decir lo que crees que hay que hacer tienes enemigos que no son frontales, sino en la sombra".

Por eso mismo, precisó, el sevillano "es un club en el que las decisiones cuestan muchísimo" de tomar. "Cuando dices --agregó-- algo, eso tiene que pasar por una serie de filtros y, luego siempre, y nunca se sabe quién es, hay alguiuen que está o no de acuerdo, y eso va para atrás. Lo más incomprensible es que, cuando has salvado una situación conflictiva parece que tienes un poder que realmente no tienes, sino que lo tienen otras personas que, precisamente, no es el presidente", comentó.

En este punto, Manel no ocultó su afecto hacia el presidente, Juan Carlos Ollero. "Es un hombre inteligente, amable y buena persona pero creo que alguna vez le falta el carácter de dar dos puñetazos en la mesa y decir 'si me equivoco lo hago yo y con todas las consecuencias'. Me duele mucho, porque el Cajasol lo tiene todo para ser un gran proyecto. Es una casa complicada que la afición no merece, porque ha demostrado millones de veces que está con el equipo, pero no se trata simplemente de decir 'fulanito fuera', es que todo es mucho más complicado de lo que parece"

Por lo tanto, el técnico no duda en poner el dedo en la llaga. "La imagen de Cajasol es horrenda, no hay rumbo ni saben lo que quieren. Pero hay quien está en la sombra, que nunca sale en los papeles que se encarga de que, por lo que sea, esto le va bien que sea así. Sólo quiero pedirle a Juan Carlos Ollero que alguna vez pegue un buen puñetazo encima de la mesa, pero no lo dará, porque es demasiado buena persona. Es una gran persona y a los que manejan los hilos hay que quitarle lo de 'gran' y reducir lo de 'persona', por decirlo de una forma suave", remarcó.

Paralelamente, recordó que aparte de Tau, Barcelona, Madrid y Unicaja "que también tiene una dependencia vamos a llamarla ciertamente política, porque todas las cajas tienen un cierto elemento político" e, incluso, por encima del Joventut, el sevillano es el siguiente club en potencial.

"Al final, se va a demostrar quiénes son los que torpedean el tema. Hay alguien que no tiene ni puñetera idea de este juego, y alguien que prioriza ideas personales por encima de ideas globales y, a partir de aquí, ningún club puede funcionar. Una vez un consejero me dijo que no se puede dejar en manos de los técnicos hacer el equipo. Así funciona el club", sentenció.

NOMBRAMIENTO DE LEO CHAVES.

Pero Manel Comas no pasó por alto el reciente nombramiento de Leo Chaves, hermano del vicepresidente tercero del Gobierno, Manuel Chaves, como director general del Cajasol. "Eso es una consecuencia de lo que he dicho anteriormente: se quita una Consejería (de la Junta de Andalucía) y, automáticamente, se coloca. Creo que eso tiene otras connotaciones, no sólo políticas, sino más graves. Tengo un gran respeto a Leo Chaves que ha sido entrenador, pero de un equipo que estaba en regional o en tercera o segunda división andaluza y ya me contarás lo que sabe hoy en día del mercado global", subrayó.

Comas apuntó directamente a la clave que, desde su punto de vista, puede determinar muchas cosas en el futuro inmediato del equipo hispalense. "Aquí lo que hay es un punto claro: que en estos momentos, dentro de la ACB, hay un equipo que tiene una incidencia clara de la Federación y, a partir de aquí, se va a generar un conflicto. Lo digo hoy y, aunque no soy muy pitoniso, normalmente esas aseveraciones que hago, se cumplen", advirtió.

Y, para que no queden dudas de su convencimiento, el técnico ahondó en su opinión. "En estos momentos Cajasol, con Leo Chaves y con todo lo que viene detrás de Leo Chaves, es un equipo de la Federación y está claro que la Federación y la ACB son puntos contrapuestos. Entonces, que cada uno se atenga a lo que se tenga que atener. Yo digo lo que pienso, porque en esta vida hay que decir lo que piensas. Qué hay detrás de todo ese movimiento, que la gente se lo pregunte".

También sacó a relucir el barcelonés otro aspecto. "Hay un señor que dijo hace unos días que en Sevilla hay grandes dirigentes del baloncesto, bueno, y cómo no están en otros clubes. Lo que digo es que, en estos momentos, Cajasol está intervenido por la Federación Española que, con la ACB, tiene una buena relación, a nivel de espejo, pero tampoco es que se amen y el matrimonio si no está roto, llevan separados bastante tiempo, a pesar de lo que se pueda decir", recalcó.

Volviendo a lo personal, Comas repasó algunos asuntos que ocurrieron durante su paso por el banquillo cajista. "Se han destruido dos equipos. Me echan por el tema del 'NAF' ('Negro Atlético Fraudulento') --cuando criticó con dureza al pívot Demetrius Alexander-- que es una excusas que no sirve para nada porque luego resulta que tengo que volver, a pesar de que salí de ahí con una patada en el culo. Al siguiente año hicimos una segunda vuelta en que nos metemos en Europa y, de cambiar dos jugadores, cambiamos seis, y luego seis más, que se han cambiado durante la temporada y no sé por capricho de quien. Es que el problema es tener una línea", insistió.

Por último, y, al margen de lamentar que tampoco exista una política de cantera digna de tal nombre en el club, Comas destacó el cariño que le sigue mostrando "cientos de aficionados del Cajasol con sus mensajes en Facebook y cuestionado sobre qué cree que le espera a Pedro Martínez, con ese conflicto que él ha augurado, su sucesor en el banquillo del Cajasol, fue tan sincero como siempre.

"Pedro, si no tiene un apoyo importante dentro del consejo, va a sufrir. Es muy buen amigo mío y un gran entrenador y no me voy a poner a decirle lo que tiene que hacer. Pero tengo claro que Pedro, con esa coyuntura que se presenta, lo va a pasar mal. Otra cosa es lo que decida hacer, que yo voy a respetar al cien por cien", concluyó.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-deportes (121424 noticias)
Visitas:
182
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.