Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-sociedad escriba una noticia?

El Manifiesto por una Sociedad Responsable de Dircom apuesta por asumir conductas y valores "más allá de la legalidad"

09/06/2010 18:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La Asociación de Directivos de Comunicación (Dircom) ha presentado este miércoles en Madrid su 'Manifiesto por una Sociedad Responsable' en el que, entre otros objetivos, se apuesta por asumir conductas y valores responsables "más allá de la legalidad".

En el documento --que pretende establecer el posicionamiento público de los directivos de comunicación en materia de responsabilidad social corporativa (RSC)-- se asegura que una sociedad es responsable "cuando todas las organizaciones comparten una apuesta común por los valores y conductas que las legitiman y hacen sostenibles en el tiempo; y cuando todos los grupos de interés asumen el compromiso y coherencia de su defensa".

Por ello, el manifiesto defiende la importancia de "unas conductas extendidas, de acuerdo a los valores vigentes, a las actividades y a las organizaciones, tanto públicas como privadas".

Además, afirma que para que la RSC "sea creíble en cualquier organización, debe adoptar unas conductas que han de ser soportadas por unos procesos y procedimientos, desarrollados a tal fin, que sean coherentes con sus actividades, actitudes y acciones; transparentes para sus grupos de interés y evaluables a lo largo del tiempo".

En este punto, entiende que han de participar todas las partes interesadas "para proporcionar unas referencias de actuación acordes con sus valores y expectativas, y en concordancia con la actividad que realizan y los productos o servicios que, en su caso, prestan".

En el caso de la responsabilidad de las Administraciones Públicas, Dircom señala que va "más allá del cumplimiento de la Constitución y la legalidad, asumiendo unos valores y conductas, en sus relaciones con los ciudadanos, que provoquen su legitimación social".

En cuanto al Consejo Estatal de Responsabilidad Social de las Empresas, el texto indica que debería "orientar sus cometidos y actividades hacia el impulso, conocimiento y significado de la Responsabilidad hoy, de todas las Administraciones y organizaciones públicas, y a su consecuente implantación" por lo que aboga por establecer unos procedimientos de actuación "claros y transparentes".

Además, la metodología y estándares de reporte de la RSC, tanto de las empresas, como de las otras organizaciones sociales, "deberían propiciar unos procedimientos de formalización, auditoria, verificación y certificación, mucho más sencillos para facilitar la compresión, comparación, interpretación y conocimiento".

CREACIÓN DE VALOR

Según Dircom, la RSC de las empresas "es una forma de crear valor reconocido por sus grupos de interés, y por tanto no es una liberalidad, sino una necesidad inherente a su subsistencia, diferenciación, discriminación y competitividad". Por ello, estima que "no necesita tutelas ni intromisiones externas".

El documento apuesta por "preservar, frente a cualquier tentación reglamentista, el carácter libre y voluntario del conjunto de actuaciones sociales, medioambientales y de cualquier otra naturaleza" al considerar que "corresponde a la sociedad civil premiar o castigar estas actuaciones".

Por último, el manifiesto subraya que la RSC que cada empresa adopta "constituye un elemento esencial de singularización pública y de relación con sus grupos de interés, por el conjunto de valores y conductas de ciudadanía que hoy asume, y por tanto, de inserción en la sociedad como agente de cultura, civilización y progreso".


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-sociedad (107905 noticias)
Visitas:
124
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.