Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Lola Duque escriba una noticia?

Medidas urgentes para recortar gastos

24/06/2011 20:17 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Puede ser paradójico pero nadie va a venir a rescatarnos si no parte de nosotros mismos nuestro propio rescate

La situación económica de nuestro país no está como para tirar cohetes. Nuestra crisis no es anómala si nos comparamos con los países de nuestro entorno. Grecia debe afrontar un segundo rescate y Portugal no ve claro su futuro después de las condiciones que les ha impuesto el Fondo Monetario Internacional.

Sé que la postura de países como Alemanía puede parecer insolidaria cuando piden unas garantías de cambio a las naciones rescatadas o en riesgo de rescate pero aquí y en petit comité voy a lanzar algunas razones que pueden tal vez justificar esta postura.

Es cierto que en España los sueldos no son los de Alemania, pero aquí el número de viviendas en propiedad es muy superior al de otros países europeos, donde la gente vive de alquiler y los precios de estos alquileres no son precisamente baratos. Básicamente el trabajador alemán emplea su sueldo en pagar el alquiler y comer. Si uno se da un paseo por la Europa Central, lo primero que aprecia es que ni mucho menos hay tantos bares ni locales de ocio como aquí. La gente trabaja, termina de trabajar y se va a casa. Eso de salir a comer fuera, sentarse en una terraza y merendar, etc, lo dejan para situaciones muy excepcionales. No hay ni mucho menos el volumen de tiendas que tenemos aquí y tampoco tantas pastelerías ni tiendas de chucherías.

Por otro lado, en España, gozamos de una serie de servicios sanitarios y educativos que otros países no tienen. Aunque nos quejemos una y otra vez, los precios de las matriculas universitarias en España son infinitamente inferiores a los de otros países y si tenemos una calidad aunque a veces también nos guste quejarnos de que podría ser mejor.

Con respecto al tema sanitario, es otro tanto de lo mismo. La atención médica en otros países tiene una cobertura mínima garantizada muy alejada de la nuestra. ¿Alguien duda de esto? ¿Por qué piensan ustedes que los jubilados de Europa deciden afincarse en nuestra tierra cuando saben que si necesitan alguna operación o tratamiento costoso, en su país deberían abonarlo casi integro y aquí les sale gratis total?

Este es el panorama de nuestro país y no sé ustedes, pero yo si quiero seguir gozando de estos recursos. Decía en un artículo anterior que tal vez la crisis nos había afectado más precisamente porque nuestro Gobierno había tratado de mantener las prestaciones sociales y entre ellas, ocupaba un puesto privilegiado el no desatender económicamente a los trabajadores que iban engrosando las listas del paro.

También hacía referencia en un artículo anterior que pensaba que el principal error de Zapatero era el no haber reconocido la delicada situación en la que estabamos, confiando siempre en esos "benditos brotes verdes" que no terminaban de germinar y en no hacer participe al ciudadano de la calle de la necesidad de arrimar el hombro y terminar con los abusos que a pequeña o gran escala según las economías se estaban produciendo.

Les voy a poner un ejemplo que puede ser que dé sentido a este artículo. En muchos países de Europa, los periódicos se venden en la calle en unas vitrinas que la gente abre (pues no tienen candados) y deposita en una especie de hucha al lado, el dinero. Todo el mundo que coge un periódico, no duda en dejar el dinero en la hucha y tanto es así, que por la noche, puedes ver que todavía quedan periódicos. A nadie se le ocurre robar un periódico y no hay ninguna cámara oculta que vigile la urna.

En los autobuses urbanos, la gente se sube y no hay un cobrador que expida los billetes. Los viajeros han comprado su billete en puestos habilitados para ello o su abono mensual. Periódicamente un revisor se sube y todo el mundo muestra su tiket. A nadie se le ocurre montarse en el autobús sin pagar previamente aunque el revisor suba tal vez sólo una vez al mes.

¿Creen que esto podría ser factible en España?

Con respecto al gasto sanitario, creo que hay una serie de medidas de carácter urgente que Zapatero debería poner en marcha ya y sin más dilación. Entre estas medidas, creo que es más que oportuno que todos los pensionistas pagaran un euro ( a título simbólico) por medicamento que sacan de la farmacia. Si se abriesen los estantes de los aparadores de muchos jubilados de nuestro país, más de uno se llevaría un susto porque las cajas de medicinas rebosan, unas caducadas y otras no. Muchos pensionistas tienen añadidos medicamentos en su tarjeta sanitaria que incluso nunca han tomado o que hace tiempo que dejaron de tomar, pero la sensación de ir a la farmacia y que te los den sin tener que dar un dinero a cambio, les da a veces un ligero regustillo de saber que es suyo y les pertenece. De esto podrían hablar muchos farmacéuticos que recogen medicamentos caducados sin abrir en muchos casos, pero claro, ¡esto tampoco les interesa a ellos airearlo!

Hay algo que debe cambiar en nuestros políticos pero fundamentalmente hay algo que debe cambiar en cada uno de nosotros si queremos seguir disfrutando de las prestaciones sociales que tenemos

Creo que esa medida simbólica de abonar un euro por cada medicamento que saquen los pensionistas puede disuadirles y concienciarlos de la importancia de contener el gasto sanitario y usar los recursos adecuadamente.

Por otro lado, tambien en el terreno sanitario, creo que se hace urgente empezar a penalizar la utilización de los servicios de urgencias de los hospitales cuando realmente no es una urgencia y puede atenderse a la persona en la consulta ambulatoria. No es lógico que la gente acuda al hospital buscando chequeos médicos cuando no son necesarios y si esto no es capaz el ciudadano de a pié de entenderlo y racionalizarlo, de alguna manera habrá que regular el abuso que a lo que lleva es a que se tengan que recortar servicios prioritarios.

Volviendo al tema del turismo sanitario europeo, creo que el Gobierno de Zapatero tiene que ponerse mucho más serio y equiparar las prestaciones en función de las que dichos ciudadanos recibirían realmente en su país y el resto, pasarles la factura.

Otro tema importante en cuanto a medidas de ahorro es el control mucho más estricto de las empresas. Será que algo yo no entendí bien, pero la normativa para acabar con el empleo sumergido, me resulta paradójica. Se les da un tiempo a los empresarios para regularizar a sus trabajadores y ponerlos en nómina y se les exige que facturen con IVA ¿ acaso es que eso estaba permitido y tiene que venir esta ley para modificarlo? ¿ Por qué ese fraude nunca se ha perseguido? ¿por qué hace falta una nueva ley para perseguirlo? Indirectamente, sacar esta ley es considerar todo lo anterior como "faltilla leve".

Claro está que ¿que responsabilidad podemos pedirle a un pueblo que asiste anonadado al enriquecimiento de muchos de sus políticos y que incluso despues de ser pillados, siguen en sus puestos y naturalmente no devuelven nada de lo que se apropiaron?

Hay algo que debe cambiar en nuestros políticos pero fundamentalmente hay algo que debe cambiar en cada uno de nosotros si queremos seguir disfrutando de las prestaciones sociales que tenemos. Con la picaresca de que un pequeño abuso puede justificarse por lo que otros roban, ¡ no vamos a ningún sitio!

Cuando contratemos un servicio, debemos pedir factura y que está refleje el IVA aunque sea algo más lo que paguemos. El acumulo de esos pequeños o grandes fraudes individuales es lo que hace que se diluya esa responsabilidad que todos tenemos en el crack económico.

Creo que flaco favor están haciendo los sindicatos a los trabajadores cuando llevan al límite la situación y defienden a ultranza posturas inmovilistas amparándose en medias verdades. Pienso que los sindicatos tendrían que ser mucho más valientes y del mismo modo que tratan de buscar un dialogo con la patronal y la administración, deberían también establecer un dialógo claro con los trabajadores animándoles a rendir mucho mejor en sus puestos, no causar baja médica cuando no exista motivo y concienciarlos a que en la vida de la empresa su colaboración y aptitud va a ser decisiva.

Pero para esto, para los sindicatos gozar de esa fuerza, lo primero que tiene que suceder es que sus dirigentes y los enlaces renuncien a esos privilegios que han ido atesorando año tras año y más aún desde que entraron a cobrar en nómina por el propio Estado. Se que es más que difícil dar ese paso, pero todo discurso sindical queda vacío de contenido cuando detrás pones la mano en los Presupuestos Generales del Estado.

He hablado muchas veces de un código ético que debería asumir cualquier persona que pretendiese dedicarse al trabajo político y en este caso, esa honradez y esa trasparencia creo que es el único valor que si fomentamos de forma generalizada puede ayudarnos a salir de esta crisis.

Con la picaresca de que un pequeño abuso puede justificarse por lo que otros roban, ¡ no vamos a ningún sitio!

Más artículos en:

http://www.fatiguitasdecai.es


Sobre esta noticia

Autor:
Lola Duque (130 noticias)
Visitas:
1426
Tipo:
Opinión
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.