Globedia.com

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-nacional escriba una noticia?

Los ministerios están renegociando el alquiler de los edificios que ocupan para rebajar los 100 millones que pagan

27/05/2012 11:55
0

Los ministerios han comenzado ya a dar los primeros pasos para rebajar la factura de 100 millones de euros que pagan en su conjunto por los alquileres de los edificios que ocupan y que no son de titularidad pública. Uno de los contratos más significativos por su coste es el de las Torres Agora. En este caso, el Ministerio de Asuntos Exteriores quiere lograr una rebaja del 20 por ciento en los 8 millones que paga anualmente. De momento, Defensa ya ha ahorrado 300.000 euros y el Ministerio del Interior, prevé rebajar sus gastos por este concepto en un mínimo de 700.000 euros este año.

Según el Inventario General de Bienes Inmuebles, la Administración General del Estado dispone de casi 55.000 edificios. Sin embargo, a pesar de esa cifra y de que hay patrimonio sin utilizar, cada año se pagan 100 millones de euros en alquileres. Según explicó la vicepresidenta del Gobierno en su comparecencia en el Senado, sólo en el centro de Madrid, en el interior de la M-30, hay patrimonio inmobiliario si utilizar por valor de 500 millones de euros.

Por este motivo, el Gobierno aprobó en marzo llevar a cabo un Plan Integral de Gestión de ese patrimonio. El primer paso que se ha dado en esta dirección se ha producido hace unos días, con la constitución de la Comisión de Coordinación Financiera de Actuaciones Inmobiliarias y Patrimoniales, que depende del Ministerio de Hacienda, y en la que están representados varios ministerios, entre ellos Defensa, Fomento y Exteriores. Los dos primeros son precisamente los departamentos ministeriales con más inmuebles en propiedad.

PRIMERA REUNION DE LA COMISION

En este primer encuentro se acordó, como medida más inmediata para el ahorro de costes, la renegociación de los alquileres, pero ésta estará encuadrada en un plan más amplio para la optimización de los espacios públicos dependientes de la administración central mediante una gestión integral de los mismos.

Para ello, ese mismo día se dio también la orden de realizar, a través de una aplicación web, un listado de los edificios que cada Ministerio tiene en propiedad y en alquiler y los espacios libres de que dispone con el objetivo de cruzar datos entre Ministerios y lograr sinergias en el aprovechamiento.

Tras la orden, todos los ministerios se han puesto manos a la obra en la recopilación de datos y en la renegociación de contratos. Esto último incluso, con la perspectiva, en algunas ocasiones, de poder dejar en un futuro los espacios alquilados para reubicarse en edificios públicos.

EXTERIORES NEGOCIA REBAJA DEL 20 POR CIENTO

Este por ejemplo, es el caso del Ministerio de Asuntos Exteriores, que ya ha comenzado a renegociar el alquiler de las Torres Agora, un complejo de dos torres de 14 plantas, con más de 30.000 metros cuadrados y tres sótanos con capacidad para 500 plazas de aparcamiento, propiedad de Inmobiliaria Colonial.

Las fuentes gubernamentales consultadas por Europa Press aseguran que este es precisamente uno de los alquileres más costosos. Su precio se negoció en el pico alto del boom inmobiliario, en el año 2003, y el Ministerio que dirige José Manuel García Margallo está pagando ahora 650.000 euros al mes, lo que supone 8 millones al año. Desde 2004, que es cuando los diplomáticos ocuparon el complejo, el Gobierno ha pagado 64 millones de euros.

Ahora, Exteriores quiere rebajar la factura como mínimo un 20 por ciento, lo que supondría, pasar a pagar 6, 4 millones de euros anuales. Pero además, y según las fuentes diplomáticas consultadas por Europa Press, la intención es llegar a un acuerdo con la propiedad para dejar el edificio en un futuro, ya que la idea es volver a Marqués de Salamanca, donde estaban originalmente, si se hacen las reparaciones necesarias.

Otro de los departamentos alquilados que Exteriores quiere reubicar en patrimonio público es la Dirección General de Asuntos Consulares, que antes estaba en Torres Agora, pero por una cuestión operativa se trasladó a la calle Ruiz de Alarcón, donde ocupan 4.000 metros cuadrados.

DEFENSA HA AHORRADO YA 300.000 EUROS

Por otro lado, el Ministerio de Defensa ya ha logrado rebajar su gasto en alquiler en más de 300.000 euros tras la integración de la empresa pública Ingeniería y Servicios Aeroespaciales (INSA) en la sociedad estatal Ingeniería de Sistemas para la Defensa de España (ISDEFE). El cambio implica que las dos sociedades compartirán sede.

Al margen de esto, Defensa cuenta como fuente de financiación la venta de inmuebles que gestiona el Instituto de Vivienda, Infraestructura y Equipamiento de la Defensa (INVIED), aunque es un patrimonio que se va reduciendo. Así, si entre 2005 y 2008 aportó 300 millones de euros cada año, en 2009 aportó 50 millones y en 2010 sólo seis millones.

INTERIOR REBAJA 700.000 EUROS

En el Ministerio del Interior, el espacio que ocupa se divide en dos apartados, por una parte los servicios centrales y por otra, los inmuebles de Policía y Guardia Civil, donde según indican fuentes de este departamento ministerial, la mayoría son instalaciones propias. Aún ya se están renegociando algunos contratos.

Y en lo que se refiere a los servicios centrales, buena parte son recursos propios, pero cuentan con dos edificios alquilados que generan un gasto de 1, 7 millones anuales. En uno de ellos, el contrato tiene vigencia para varios años, pero el otro finaliza cuando acabe el año y, según informa este Ministerio, se va a poner fin a esta relación contractual, lo que supondrá un ahorro de 700.000 euros.

El Ministerio de Justicia tiene un total de 125 contratos de alquiler, pero sólo algunos de estos son edificios enteros, el resto son dependencias más pequeñas. No obstante, los servicios del departamento que dirige Alberto Ruiz Gallardón ya están estudiando qué alquileres concluyen, dónde reubicar determinados servicios en espacios propios y los arrendamientos que renegocian.

En la misma tarea se encuentra el Ministerio de Fomento, que tampoco descarta abandonar algunos inmuebles que tiene alquilados y agrupar su actividad en otros en propiedad. Este departamento cuenta con muchas sedes repartidas por todo el país y está realizando el diagnóstico en estos momentos.

Educación y Cultura también está en la misma tónica, aunque admiten que con algunos de los edificios que ocupa la parte relativa a Cultura están teniendo más dificultades.

Comentarios

No hay comentarios, se el primero en