Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Bel Rossiñol escriba una noticia?

No es lo mismo dejar morir que matar

27/03/2010 21:35 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El día 21 de Febrero hizo cinco años, del asesinato cruel, vejatorio y deshonrado de Terry Schiavo, a petición del marido, y ante millones de impotentes espectadores que nada pudimos hacer para evitar que se cumpliera la orden del juez

No cometió delito alguno, solo enamorarse y casarse, con un hombre que solo quería deshacerse de una esposa enferma, una carga económica, sin duda, para poner en su lugar otra señora Shiavo, una nueva esposa que alegrara su vida.

En la Comunidad Autónoma andaluza se ha reabierto el debate sobre eutanasia si o no. La vida es un regalo de Dios, que debemos cuidar y mantener hasta que solo El quiera quitárnosla... Es fácil hablar así, cuando solo tienes dolores que puedes aliviar con un analgésico. Alguien dijo que la felicidad es el silencio de los sentidos...Pero cuando todos tus sentidos entonan una cacofonía de dolores intensos, que no se silencian con ningún fármaco legal; tienes tantos tubos conectados al cuerpo, que ya no te queda muy claro si eres un humanoide o un electrodoméstico roto; cuando mantenerte vivo es carísimo y no tienes un solo ingreso económico que te permita costearlo; cuando ves que eres una carga para todos y que nadie de tu familia te quiere, porque de hecho, ni tu mismo te reconoces; que te vengan a decir: " ten fe", "resígnate", "DIOS te ama y por eso te pone a prueba" "ofrece tu dolor por tal o cual causa"... Lo se por experiencia, estas palabras no te dan paz, ni serenidad, ni te consuelan, ¡te ponen los nervios de punta! y te dan ganas de levantarte de donde estés, coger por el pescuezo a estas personas que te dicen estas barbaridades y ¡ lanzárlas por la ventana!, pero no puedes y aguantas con la mejor sonrisa o una mueca..

A nadie le gusta ser una carga, ni molestar, ni ver como tu familia se arruina pagando sus cuidados, o como fue mi caso, cuantas familias no quieren arruinarse, y no pagan ni los cuidados mínimos que uno necesita, y ves como la vida se te escapa como agua entre los dedos, víctima de enfermedades muy fáciles de evitar con algo de cuidado y cariño; enfermedades previsibles, de cosas que tienen arreglo, pero nadie quiere hacer nada... Y encima te van diciendo, "pera malvivir así, yo no se porque no pides la eutanasia", o "¡suicídate de una puñetera vez que siempre lo dices pero no lo cumples"!... Un amigo que ya murió hace muchos años por un grave error facultativo algo antes de lo que hubiera durado con su enfermedad degenerativa me dijo: "¿te das cuenta Bel de que ni siquiera puedo pegarme un tiro? " Sus manos inertes, como sus pies inmóviles, me lo confirmaron, ¡no podía ni suicidarse!

Me aterroriza pensar que cuando permitan la eutanasia, muchas personas que optarían por la vida cueste lo que cueste, si pudieran permitírselo, serán sometidas a un constante lavado de cerebro, una avalancha de consejos desatinados, cuantas muertes serán impuestas, ¿cuantos procesos eutanásicos se abrirán en contra de la voluntad del condenado para que dejen de molestar.. ?

Si quieren ¡dejadlos vivir! y si no es posible mantener una absurda situación insoportable respetad su deseo

A lo mejor soy tan tonta porque creo que lo entiendo y no entiendo nada. Para mí, dejar morir es que te desconecten de un aparato que te mantiene vivo, y que al fallarte este aparato te apagues y ya está. Pero si una vez desconectado el o los artilugios ¡oh sorpresa! sigues vivo, (como ocurrió con Karen Ann Quinlan, que después de quince años en coma la desconectaron y permaneció viva varios años más) es que realmente no dependías de esta técnica.

Lo que le hicieron a Terry Schiavo, no fue "dejar morir " fue un asesinato vil y premeditado ejecutado con extrema crueldad indigna de perdón ni expíación. Una vez desconectada, permaneció viva tres semanas sin alimentos ni agua. .. Su mirada suplicaba ayuda a gritos, pero nadie quiso verlo.... Coges a cualquier persona muy sana, la atas a una cama, y la tienes sin abrigo, comida ni agua... ¿hacemos una porra a ver cuanto aguanta?

¿Sabían que hubo un neurólogo Premio Nobel de Medicina en su año, que aseguró que podía curarla, pero que a nadie le interesó esta posibilidad?

Y si Ramón Sampedro hubiese aguantado un poco más, ahora que estaría forrado de euros, que podría vivir como un rey, ¿querría aún dejar este mundo?

Eutanasia si o no, cada cual con su conciencia, pero si uno elije vivir, que no te lo impidan.


Sobre esta noticia

Autor:
Bel Rossiñol (46 noticias)
Visitas:
838
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.