Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Francis Bullion escriba una noticia?

Nikole Kidman: Una forma femenina en busca de múltiples contenidos

21/06/2009 11:56 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Nikole Kidman se dispone a encarnar a la cantante Dusty Springfield en la gran pantalla

De Nicole Kidman, forma cautivadora y fugazmente cautiva de sus sucesivos pigmaliones, lo que más cautiva es la mirada. Mirada intensamente azul, oceánica que clava en nuestra pupila su íntimo desafío: “Defíneme si puedes”. Y es que ella se resiste al encasillamiento mejor que nadie. Nicole Kidman, actriz consumada, es el gran espejismo que te reta a que la definas para desmentirte luego. Una mujer es siempre el continente que la imaginación o el deseo puebla de contenido, de signos, de inscripciones, de fantasmas. La piel o corteza terrestre tatuada por el sueño. Nicole Kidman es más bien una isla encantada en el mar de los sargazos donde encallan casi siempre los buques insignia del cine. Una isla coralina que se desplaza y unas veces aparece en un sitio y otras en otro. No podemos situarla en el mapa. Ella es la actriz experimental por antonomasia y se somete paciente a todos los experimentos de los ingenios con mucho o poco genio a ver si descubren algo. Es la que mejor nada en las aguas adocenadas del cine. La que mejor ha sabido sortear los escollos de la fama que últimamente se dedica a consagrar en serie a muñecas de porcelana o mejor dicho, de silicona. Y es que últimamente cuando vas al cine parece que has ido a una tómbola donde se sortean muñecas (o muñecos) idénticas o idénticos, sólo que allá los visten los grandes modistos. Se distinguen simplemente por el hábito que no hace al monje ni a la monja. Ninguna otra podía encarnar mejor a Diane Arbus, la extraña fotógrafa obsesionada por lo extraño en esta nueva versión del cuento de la Bella y la Bestia que es “Retrato de una Obsesión” de Steven Shainberg. Ella es la Bella, claro; no podía ser otra.

Más sobre

¿Se perderá en el laberinto desquiciado de espejos idiotas en que se está convirtiendo el arte? Ahora parece que va a interpretar la vida de una cantante notable que triunfó en los 60, Dusty Springfield, que probablemente nunca fue tan célebre como ella. Los guionistas de cine siempre han entrado a saco en la vida de las celebridades (ahí está el canónico género del Biopic para los canonizados por la fama) para pergeñar sus guiones. ¿Pero se está dando el caso de que las estrellas interpreten a otras estrellas menos famosas? ¿Quién recuerda a Dusty Springfield fuera del Reino Unido? Ahora quizás se produzca un pequeño “revival” ¿Llegará a darse el caso en que una estrella interprete su propia vida? (Es la única vida que le interesa a la gente. La vida de los famosos) ¿La vida de la Jolie, interpretada por la Jolie, por poner un ejemplo? Eso sería la reoca. Esto es algo que hasta ahora sólo ha pasado en el caso de los y las cantantes que a veces cantan su propia vida, o lo que es peor los chismes que acerca de ella se cuentan. Así como si hicieran una ilustración musicada de las revistas del corazón, que no son del corazón sino de más abajo. Nunca me han interesado los Biopic. La vida de la gente real me parece demasiado irreal. Sólo la vida de los personajes de ficción me resulta más real que la vida (cuando está bien contada, claro está). ¿Se hundirá, se perderá Nicole Kidman en ese gran naufragio y esa gran desilusión obra de ilusionistas que es el cine actual? Siendo como siempre ha sido la tabla de salvación de todos los experimentadores náufragos, yo apostaría que no.


Sobre esta noticia

Autor:
Francis Bullion (17 noticias)
Visitas:
585
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.