Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-economía escriba una noticia?

Noriega Edificación, del grupo Sánchez-Ramade, solicita concurso de acreedores

29/10/2010 19:57 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La Plataforma de Impagados de Noriega Edificación y Obra Civil, en la que se incluyen empresas constructoras y relacionadas con dicho sector, ha recibido este viernes la confirmación, por parte de dicha empresa del Grupo Sánchez-Ramade, de que no ha logrado cerrar un acuerdo con los bancos y, en consecuencia, ha solicitado concurso de acreedores.

Según la información facilitada a Europa Press por dicha plataforma, Noriega Edificación les ha notificado que, "dadas las hasta ahora insalvables discrepancias en las negociaciones con la banca, Noriega Edificación y Obra Civil ha presentado la solicitud de concurso de acreedores ante el Juzgado de lo Mercantil de Córdoba, si bien todavía no existe pronunciamiento judicial al respecto".

La plataforma entiende que, "ante esta situación, ninguna validez tiene ya el acuerdo marco extrajudicial firmado" por el porcentaje requerido de acreedores, aceptando una quita del 40 por ciento en la deuda, de unos 70 millones de euros, que la promotora y constructora del citado grupo empresarial andaluz mantiene con ellos, a la que hay que sumar unos 700 millones de euros más, que Noriega debe a los bancos.

A expensas de lo que determine el juez sobre cómo afrontará Noriega el pago a sus acreedores no financieros, éstos, integrados en la citada plataforma, tendrán la posibilidad de recuperar el IVA, correspondiente a las facturas presentadas a Noriega y no cobradas, en el plazo de un mes desde la publicación en el Boletín Oficial del Estado (BOE) de la declaración del concurso de acreedores.

BANCOS Y DESINVERSIÓN

En este caso ha quedado sin efecto el mencionado acuerdo extrajudicial de Noriega con sus acreedores no financieros, no porque

haya logrado las adhesiones necesarias para que prospere una propuesta anticipada de convenio de acreedores, ya éstos ya habían aceptado cobrar sólo el 60 por ciento de lo que les adeuda, sino porque el Grupo Sánchez-Ramade no ha logrado alcanzar un acuerdo con los bancos sobre la venta de activos propios, para así tener liquidez con la que pagar a los acreedores de la plataforma.

A esto se suma que Sánchez-Ramade intenta negociar con los mismos bancos (BBVA, Caja Madrid, Banesto, Sabadell, Unicaja y CajaSur) el pago o refinanciación de la deuda que mantiene con ellos, de unos 700 millones de euros, a la vez que ha puesto ya a la venta una de las empresas del grupo, Cinesur.

Así, el Grupo Sánchez-Ramade, que es el segundo holding empresarial más importante de Andalucía, "ha recibido varias ofertas de compra por Cinesur", una de las empresas de dicho grupo cordobés, y las está "evaluando", aunque "todavía no ha tomado ninguna decisión" al respecto, en el marco del "plan de desinversión" que ha puesto en marcha.

Según han dicho a Europa Press fuentes conocedoras de la operación, la venta de Cinesur "es una de las posibilidades" que se barajan en el ámbito del citado plan de desinversión, que desarrolla el grupo empresarial para hacer frente a la citada deuda financiera que tiene contraída con diversos bancos.

Las mismas fuentes no quisieron precisar el número y cuantía concreta de las ofertas recibidas para adquirir Cinesur, cuyo valor en el mercado se puede situar entre los 50 y los 60 millones de euros, teniendo en cuenta que su balance es positivo en la actual situación de crisis económica y financiera.

El grupo Sánchez-Ramade, con 4.000 trabajadores y una facturación de 1.406 millones de euros en 2009, ha afrontado los años de crisis con diversas medidas estratégicas y de reestructuración, pero la carga financiera le llevó a iniciar el paso previo al concurso de acreedores con su filial inmobiliaria y constructora, Noriega, que es la que más se ha resentido. Fue el pasado 29 de junio cuando se acogió a la Ley Concursal, solicitando al Juzgado de lo Mercantil el plazo de cuatro meses para negociar una propuesta de convenio de acreedores, que no ha podido cerrar en este último día de dicho plazo de cuatro meses, lo que le ha llevado solicitar la declaración de concurso.

Las demás divisiones de Sánchez-Ramade --no todas, pues algunas han crecido en plena recesión-- también han sufrido con mayor o menor fuerza los efectos de la crisis, pero es la inmobiliaria la que ocasiona más dificultades al grupo.

FUNDADA EN 1932

Cinesur comenzó su andadura en 1932 y actualmente está entre las cinco primeras empresas de España de su sector, tras la fuerte expansión desarrollada a partir de 2001 con la apertura de varios complejos cinematográficos, entre los que destaca El Tablero, en Córdoba. Cuenta con 17 centros, 168 pantallas y más de 32.500 butacas en Andalucía, Extremadura, Castilla-La Mancha y Madrid, y con más de seis millones de espectadores al año.

Recientemente extendió su oferta de salas 3D de última generación a sus principales centros de exhibición, como Córdoba (donde en julio pasado ofreció partidos del Mundial de Fútbol), Sevilla, Málaga y Badajoz. Su última inauguración de un nuevo recinto de salas de proyección fue en Toledo. En paralelo continuó su programa de grandes espectáculos, con una creciente acogida a las transmisiones en directo de ópera y ballet desde grandes teatros de Europa.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-economía (114841 noticias)
Visitas:
148
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.