Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-economía escriba una noticia?

El presidente de Caja Extremadura afirma que "no habrá despidos" y que la integración fortalece a su entidad

27/05/2010 12:46 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

El presidente de Caja Extremadura, Víctor Bravo, confirmó hoy que la integración de la entidad extremeña en un Sistema Institucional de Protección (SIP) junto a Caja Mediterráneo (CAM), Cajastur y Caja Cantabria "no producirá despidos ni situaciones traumáticas en los trabajadores" y "todo se desarrollará con absoluta normalidad".

Bravo, que compareció hoy en rueda de prensa junto al director general, Miguel Ángel Barra, para explicar la decisión del Consejo de Administración de la entidad financiera de aprobar por unanimidad la integración, dijo que debido a la "buena dimensión" de la red de oficinas de la entidad extremeña y a que "prácticamente" no existe solapamiento con las otras cajas, "no se va a tener que hacer ninguna actuación traumática, sino algo puntual y de forma paulatina", matizó, "a través de posibles prejubilaciones".

Según explicó Bravo, a los trabajadores de los servicios centrales que podrían verse afectados debido a que parte de sus funciones pasará a realizarlas un banco resultante que tendrá su sede en Madrid, "se les dará la oportunidad de pasar a estos servicios centrales o se podrán quedar aquí". "Esta integración en el grupo facilitará también que los empleados tengan horizontes profesionales más amplios", aseveró.

En cuanto a las 26 oficinas que Caja Extremadura tiene fuera del territorio regional "habrá que ver si se integran en la red central o se adecuará la forma de prestar el servicio", dijo, y con las cinco oficinas de CAM en Extremadura "se integrarán dentro de los territorios naturales", apuntó en alusión a que en el futuro ninguna de las cajas que integran este SIP contará con oficinas propias en el territorio natural o de origen de cualquiera de las otras integrantes.

No obstante dejó claro que para todos estos procesos se contará con "el compromiso de los sindicatos", con cuyos representantes hay prevista hoy mismo una reunión a los que se informará de los detalles de la integración de la entidad financiera en lo que será el tercer grupo de cajas del país y el quinto grupo financiero, tras BBVA, Banco Santander, La Caixa y Caja Madrid.

MÁS OBRA SOCIAL Y MÁS PRODUCTOS PARA CLIENTES

Igualmente el presidente negó que esta nueva situación afecte a la naturaleza jurídica de las cajas integrantes y manifestó que "no" cree que se produzca "una bancalización" de las cajas ya que "son las cajas las dueñas del banco resultante y no al revés". "No hay razones para temer que se pierda la naturaleza jurídica", insistió.

Recalcó también que Caja Extremadura seguirá manteniendo su compromiso con el territorio, su marca, sus oficinas, e "incluso" verá incrementado el porcentaje destinado a obra social "ya que los beneficios serán mayores en tres puntos", explicó, al tiempo que se congratuló de que la entidad extremeña vaya a tener una participación en el grupo del 11 por ciento, "justo el doble de su peso", por lo que entendió que "ha sido una buena negociación que refuerza a la caja".

Respecto a los más de 700.000 clientes con los que cuenta la entidad extremeña incidió en que "sólo notarán la diferencia para bien" porque "se podrán ofrecer algunos productos complementarios que antes no se ofrecían", dijo Bravo, que también se refirió a la posibilidad de "analizar e incluso financiar" algunos "grandes proyectos para la región que antes no se han podido acometer", aunque no especificó cuáles.

CIFRA TOPE PARA EL FROB

Por todo ello el presidente de Caja Extremadura defendió toda la operación realizada porque "refuerza la entidad extremeña", y aclaró que finalmente se ha decidido acudir al Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), para obtener financiación con un tipo de interés del 7, 5%, porque "aporta capital y solvencia al grupo" y porque "aumentará la competitividad", aunque "no está decidido que se pidan 1.600 millones, sino que esa sería la cifra tope que se baraja", aclaró.

De todas formas, el acuerdo de integración de las cuatro cajas no se cerrará por completo hasta finales de año. Antes hay que redactar el contrato y debe ser refrendado por la asamblea general de cada entidad este verano.

Finalmente el presidente de Caja Extremadura agradeció a los clientes "su confianza", a los empleados "su esfuerzo", y al presidente de la Junta de Extremadura y a los grupos parlamentarios "su colaboración" y "su labor constructiva" que han demostrado en todo este periodo de negociaciones que ha dado como resultado "un gran grupo que ayudará a la vertebración del sistema financiero español", concluyó Bravo.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-economía (114841 noticias)
Visitas:
103
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.