Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-economía escriba una noticia?

Los sindicatos acusan a Rosell de "no atreverse" a pactar la negociación colectiva por una "rebelión interna"

02/06/2011 21:09 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image Los secretarios generales de CC.OO y UGT, Ignacio Fernández Toxo, y Cándido Méndez, han acusado al presidente de la CEOE, Juan Rosell, de "no atreverse a dar el paso" para pactar la reforma de la negociación colectiva debido a una "rebelión interna" de parte de la cúpula de la patronal.

"La presión medioambiental y un cierto temor escénico han podido contribuir a que la presidencia de CEOE no se haya atrevido a dar el paso para el acuerdo", explicó Méndez en rueda de prensa conjunta con Toxo tras anunciar la ruptura de las negociaciones con la patronal para reformar la negociación colectiva después de varios meses de contactos.

Pese a la negación de Rosell de que el fracaso de los contactos bilaterales se viera marcado por el resultado de las elecciones municipales del 22 de mayo, el secretario general de CC.OO aventuró que la victoria del PP en la mayoría de municipios "animó" a sectores empresariales más duros de la patronal a "extremar" las exigencias.

Pero Toxo fue más allá al asegurar que la postura "con límites más duros" de la CEOE también estuvo condicionada por las condiciones del rescate a Portugal. En este sentido, desveló que ambos elementos fueron puestos encima de la mesa por parte de la patronal en la reunión del pasado lunes, cuando la negociación empezó a deteriorarse.

"Es lamentable que no se llegue a un acuerdo, cuando lo estábamos acariciando", expresó sin ambages Toxo, a lo que su homólogo de UGT agregó: "La patronal ha buscado desesperadamente tiempo para no tomar una decisión".

MUTUAS COMO PIEZA DE "INTERCAMBIO".

Méndez se refería así a la introducción en la negociación sobre las mutuas y el absentismo, que Toxo resumió muy claro: "Preguntamos a Rosell cuál era su 67 en esta negociación, y dijo mutuas", en un intentó por clarificar los puntos "necesarios" para intentar acercar el pacto.

"Se asumió discutir mutuas y absentismo como pieza de intercambio", reconoció el líder de CC.OO, quien afirmó que esta condición supondría el "abandono explícito" en la negociación de la ultraactividad y el decaimiento de convenios, y que la CEOE cediera en su pretensión de no aplicar convenios a directivos y autónomos.

En este punto, advirtió de que el intento patronal de excluir de convenio a empleados con responsabilidades en las empresas dejaba fuera a un tercio de los trabajadores, al tiempo que lamentó el "cambio de postura" de la CEOE en la reunión del pasado 30 de mayo.

"Se comprometieron sin saber qué estaban comprometiendo", reprochó con referencias explícitas a la patronal madrileña (CEIM), para más tarde avisar de que en los contactos sobre empleo juvenil la patronal debería "corresponder" sus compromisos con lo que "pueden asumir".

RUPTURA YA EL LUNES.

"Con mutuas y absentismo estaba prácticamente cerrado un acuerdo útil y eficaz", lamentó Méndez, para después admitir: "Hoy hemos dado por concluida la negociación, pero la ruptura se produce realmente el pasado lunes".

Para el líder de UGT, la propuesta escrita remitida por CEOE el pasado lunes corría "hacia atrás las agujas del reloj" y las fechas del calendario previsto, con lo que "sepultaron" la negociación colectiva en el punto de partida de "meses atrás".

Una vez fracasado el intento de cerrar los cambios de los convenios mediante un acuerdo, la iniciativa pasa ahora al Gobierno, que espera aprobar la reforma el próximo 10 de junio. Los sindicalistas dejaron claro que en este decreto "ni entramos ni salimos", si bien aconsejaron actuar con "tiento y equilibrio".

DECRETO "CON TIENTO".

"El Gobierno debe aprender de errores pasados que son presentes", proclamó Méndez recordando los efectos de la reforma laboral. Eso sí, Toxo recordó que, de legislar, el Gobierno rompería la "tradición europea" de reservar la negociación colectiva a empresarios y sindicatos. "Que no pague los platos rotos si intenta contentar a todos", avisó.

Por último, Toxo descartó "interferencia alguna" sobre el proceso de diálogo por parte del PP. "No creo en la teoría de la conspiración, no creo que la estrategia del PP pase por dinamitar la negociación colectiva", concluyó.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-economía (114841 noticias)
Visitas:
174
Tipo:
Suceso
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Organizaciones
Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.