Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ep-sociedad escriba una noticia?

Testigo asegura que los ancianos "solían hablar bien" de los responsables de la residencia de Carmona (Sevilla)

09/06/2010 17:07 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Un testigo aseguró este miércoles que los ancianos "solían hablar bien" de la pareja responsable de la residencia de Carmona (Sevilla) que ha sido detenida por la Guardia Civil, dentro de la operación 'Yayo', por presuntos malos tratos a 14 de los ancianos residentes.

En declaraciones a Europa Press TV, una vecina cercana al chalet de La Rinconada donde fueron hallados estos 14 ancianos puso de manifiesto que ella no observó nada extraño y que cuando conversaba con alguno de ellos "estos solían hablar bien de los dueños de la residencia".

Por su parte, la dueña de una venta situada a escasos metros del chalet donde se encontraban los ancianos, explicó que a su local solían acudir "alguno de ellos" y que se encontró "sorprendida" por la noticia.

En este sentido, la dueña de esta venta comentó que "cuando venían, se tomaban su cafelito y hablaban mucho con nosotros. Eran muy buenos, necesitaban cariño.... pero nunca contaron nada malo de ahí". Asimismo, un trabajador de la zona mostró su extrañeza por lo ocurrido porque "ese chalet siempre estaba cerrado, nunca he visto a ningún anciano fuera del chalet, ni sabía que ahí hubiese ancianos".

Y es que agentes de la Guardia Civil del Equipo Mujer-Menor (Emume) de Policía Judicial de la Comandancia de la Guardia Civil detuvieron hoy, dentro de la operación 'Yayo', a dos responsables de una residencia ubicada en la localidad sevillana de Carmona por presunto maltrato a 14 ancianos.

LOS HECHOS

Según informó el Instituto Armado en un comunicado de prensa, todo comenzó cuando se recibió una llamada anónima al teléfono de Atención a las Personas Mayores, dependiente de la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social, en la que se comunicaba que en una residencia ubicada en Carmona se estaban cometiendo supuestos abusos a los ancianos.

De este modo, la Consejería, a su vez, comunicó los hechos a la Fiscalía, que encargó el caso a los especialistas del Emume de la Guardia Civil, quienes iniciaron una investigación para comprobar el informe de la Consejería. Así, los agentes verificaron que los residentes no se encontraban en la residencia, por lo que las primeras pesquisas se encaminaron a averiguar el paradero de los 14 ancianos que se encontraban en la misma.

Una vez que se ubicó a los ancianos en un chalet de La Rinconada, se realizaron gestiones para comprobar los datos aportados en la llamada anónima. Fruto de una laboriosa investigación, se conoció que la residencia era ilegal y carecía de cualquier tipo de autorización para dedicarse a esa actividad.

En la nota, la Benemérita informó de que estos malos tratos consistirían en falta de cuidados higiénico-sanitarios; mala alimentación sin ningún tipo de control de nutrición; tratamiento médico inadecuado con administración "abusiva" de fármacos; trato "abusivo" a los ancianos, "al ser tratados como cosas y no como personas", así como control económico "irregular" de los residentes.

Los guardias civiles pudieron conocer que a una anciana enferma residente en estas instalaciones podían estar medicándola sin ningún tipo de control sanitario. Ante la posibilidad de que esta persona pudiera empeorar gravemente su estado de salud, se decidió reclamar al Juzgado de Guardia de Carmona una solicitud de entrada y registro.

TRASLADO A OTRAS INSTALACIONES

Al registro acudieron, además de los investigadores del Emume, inspectores de la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta de Andalucía, médicos especialistas en geriatría de la Consejería de Salud de la Junta e inspectores de Trabajo, que constataron lo denunciado.

Por tales hechos, se detuvo a M.R.S., de 59 años, y a su pareja sentimental, R.B.N., ambos residentes en Carmona, a los que se le imputa un supuesto delito de maltrato.

Los ancianos, bajo la coordinación de la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social, han sido trasladados a diferentes centros, en concreto uno al Hospital Macarena; siete a la residencia de ancianos de Montequinto, y seis a la de Heliópolis, ambas dependientes de la Junta de Andalucía.


Sobre esta noticia

Autor:
Ep-sociedad (107905 noticias)
Visitas:
76
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.