Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Redacción Política escriba una noticia?

La tumultuosa relación de amor entre España y Cuba

26/11/2016 20:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

La relaciones entre España y Cuba, aunque a ratos tumultuosas o frías nunca dejaron de ser estrechas por la importancia de los lazos personales que se mantuvieron siempre como lo ha resaltado el propio rey de España al saludar la memoria de Fidel Castro.

La Historia y las historias

"Inclusive hoy buena parte de los cubanos tiene dos o tres o cuatro abuelos españoles", explica Carlos Malamud, catedrático de Historia de América en la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), especialista de las relaciones entre ambos países.

"Una vez más, la gran cercanía entre Cuba y España hace que todo lo que afecte a Cuba se sienta como propio en España. Con este cariño compartido por ambos pueblos, cubano y español, reciba mi más sincero pésame", dijo el rey Felipe VI este sábado.

Y es que después de ganar su independencia de España, Cuba, que fue colonia entre 1492 y 1898, no dejó de ser destino de los españoles.

image

Después de la guerra de independencia cubana la "emigración española va a América Latina... también a Cuba, sobre todo de gallegos y asturianos porque no encuentran una razón para no ir. Porque no era una guerra de un pueblo enfrentado a otro. No interrumpió ni las relaciones familiares ni personales, ni las de la base", explica el también historiador Carlos Gil Andrés.

El "cordón umbilical" se mantuvo incluso cuando menos se esperaba: durante la etapa en la que gobernaban el dictador Francisco Franco en España y Fidel en Cuba. Aunque el régimen franquista aborrecía el marxismo, no dejó nunca de comerciar con Cuba, incluso después de la expropriación de intereses españoles a finales de los años 1960.

Franco y Castro

Para Franco, que era de Galicia como el padre de Fidel Castro, "podía ser un hijo díscolo pero Cuba no dejaba de ser parte de nosotros", dice Carlos Gil Andrés: "Hay una herencia española anti-norteamericana".

Según varios medios de prensa españoles, Fidel Castro incluso decretó tres días de luto cuando murió el dictador en 1975.

En 1992, Fidel Castro viajó oficialmente a España e incluso estuvo en su tierra natal con un ex ministro de Franco: Manuel Fraga.

Más sobre

Los mejores momentos fueron según Carlos Gil Andrés cuando el socialista Felipe González dirigía una España que entraba ya en la Comunidad europea (1982-1996).

Y los peores se dieron con el conservador de José María Aznar (1996-2004), quién impulsó la posición común europea que desde 1996 condicionaba toda cooperación con la isla a avances en derechos humanos.

"Las derechas ponían el acento en +esto es una dictadura+, la opresión a los derechos humanos y hablaban de presos políticos (...) Y al revés, la izquierda .... en los avances en educación, en sanidad? y el que no haya gente por la calle muriéndose de hambre?", explica Carlos Gil Andrés.

Las estrechas relaciones económicas

Las empresas españolas siguen en buena posición por el "know how" acumulado, explica Carlos Malamud.

Los últimos datos disponibles, de 2014, muestran que España era entonces el tercer proveedor de Cuba, por detrás de Venezuela y China. Unas 230 empresas están implantadas en el país mediante delegación comercial y unas 34 como empresa mixta, según el ministerio de Asuntos exteriores. En 2015, se batió un récord en las cifras de exportación española (964 millones de euros).

Aunque ya no se ven tantos turistas españoles como en los años 2000 - en 2005 fueron 194.000 - la cifra vuelve a estar al alza. En 2014 fueron 77.000.

Dos mundos y mucha influencia

"Quienes marcaban la continuidad en las cumbres iberoamericanas eran la presencia del Rey de España y Fidel Castro", resume Carlos Malamud.

"Eran proyectos y planteamientos totalmente distintos. España nunca tuvo (en el siglo XX) un proyecto hegemónico y Castro sí lo tenía. Lo que tenía España y eso coincidía con Cuba era una política regional de alcance global y salvo Estados Unidos y China los demás países no la tenían", añade.

Ahora "España pretende mantener las buenas relaciones con Cuba y de eso se trata. No va a haber grandes cambios", considera Carlos Matamud.

Muchas fueron sin embargo las críticas hacia la diplomacia española cuando perdió una gran oportunidad al no utilizar su lazos para mediar entre Cuba y Estados Unidos, antes de que reanudaran sus relaciones en 2014, consideran analistas.

Pese a todo Madrid si influyó indirectamente en la distensión, impulsando negociaciones con la Unión Europea.


Sobre esta noticia

Autor:
Redacción Política (31941 noticias)
Fuente:
AFP
Visitas:
3789
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.