Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Juan Padron Sabina escriba una noticia?

Visiones y alrededores

01/08/2009 12:08 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Según un estudio de la profesora Helen Stancey, Elenita para sus amigos, los hombres y las mujeres ven distinto. Naturalmente una vez conocido el estudio, la ministra de Igualdad socialista, doña Bibiana Aido, ha protestado enérgicamente al Foreign Office..

<a href="http://www.flickr.com/photos/31672944@N07/2966114569/" mce_href="http://www.flickr.com/photos/31672944@N07/2966114569/" target="_blank">Look Into My Eyes</a> via Flickr

Según un estudio que ha visto la luz en London… (¿Cómo va a ver la luz un estudio, pollo? Es una forma de hablar. Pues habla usted muy malamente, perdone que se lo diga tan a las claras. Bueno, pues vale, pues me alegro bastante.) Pues eso, que según un estudio de la profesora Helen Stancey, Elenita para sus amigos, los hombres y las mujeres ven distinto. Naturalmente una vez conocido el estudio, la ministra de Igualdad socialista, doña Bibiana Aido, ha protestado enérgicamente al Foreign Office; donde le dijeron que no diera la lata más de lo debido, o además del peñón de Gibraltar se quedarían con toda la provincia de Cádiz. Moratinos no ha podido intervenir en la refriega, porque estaba de idilio con el dictador Hugo Chávez. ¡Qué le vamos a hacer! Según Elenita, o sea Helen, esto de la diferencia visual entre hombres y mujeres viene de antiguo, de los albores de la Humidad y todo, “por una cuestión de programación cerebral derivada de cuando nuestros antecesores masculinos se dedicaban predominantemente a cazar y los femeninos a recolectar”. Aunque Elenita pertenezca al prestigioso Hammersmith and West London College, que parece un trabalenguas, sus conclusiones no harán que baje el precio de las papas ni de los bubangos. (Una hora más en la Península; digo patatas y calabacines en la Península.) Sin embargo, nuestro equipo de Investigaciones Tontas, como estaba aburrido el otro día, ha recogido una serie de visiones de distintos políticos y políticas, con objeto de demostrar la influencia de la Luna en la actividad del escarabajo pelotero. Y ya pasamos a las visiones: El presidente español Rodríguez Zapatero ha visionado al New York Times lo siguiente: “Cuando veo a un trabajador, veo un ciudadano”. El periodista no entendió lo que quería decir, claro. (Nosotros tampoco. Es más, nosotros pensamos que es una tontería más del presidente.) No obstante lo cual cuando se lo explicaron al periodista, don Frank Cisko, entró irremisiblemente en coma profundo. ¡Pobre hombre! Y menos mal que don Frank, el del NYT, no sabe que hasta hace poco cuando Zapatero veía a un terrorista etarra, veía un hombre de paz. Hace unas semanas la señorita Aido, que ya salió antes, visionó que: “Cuando veo un feto humano, veo un repollo. O una coliflor”. (Esto va a ser el calor) Moratinos por sus partes, ministro de Exteriores, lo que ha visionado es que: “Cuando veo un dictador sudamericano de izquierdas, veo a un demócrata como una catedral laica”. (Y no sólo eso, sino que encima les ríe las gracias.) La visión de don Pedro Zerolo cambia radicalmente, sí: “Cuando veo a Zapatero, tengo un orgasmo. Un orgasmo democrático, ¿eh? Que son distintos a los que me proporciona mi marido”. (Eso es vista cansada; o directamente gilipollas.) Rajoy, líder supuesto del PP, ve distinto: “Cuando veo lo mal que lo está haciendo Zapatero, veo que yo lo haría peor. Y entonces me deprimo.” (¡Pues espabila, tortolín!) La visión de Leire Pajín, secretaria de no sé qué del PSOE, va más lejos: “Cuando veo a Zapatero, veo un acontecimiento planetario. E incluso universal, tirando hacia el infinito y más allá”. (Mejor se toma una aspirina esta niña. ¿O no?) Corbacho: “Cuando veo a un empresario, veo a un antipatriota”. (Bueno, pues tú sabrás, pero no creo que CCOO ni UGT vayan a crear ninguna nueva empresa.) Rubalcaba dixtit: “Cuando vi el atentado del 11-M del 2004, vi una ocasión perfecta para poder ganar los socialistas las elecciones cargándome la jornada de reflexión electoral”. (Y en esas estamos, digo seguimos.) Chaves, ex-presidente andaluz y vice apócrifo magnético, sostiene que: “Cuando veo a mi hija trabajando para una multinacional canadiense, veo que necesita inmediatamente una subvención multimillonaria del dinero de todos los españoles. Es superior a mis fuerzas de flaqueza”. (¡Y no hay más tu tía!) Carod Rovira, independentista catalán, no ve tres montados en un burro, ni tampoco cuatro, pero manifiesta que: “Cuando veo una lanza indígena, veo una forma espléndida de tirar un montón de millones del erario, para quedarme con ella y hacerme un tirabuzón”. Don Montilla, presidente de la Generalidad de Cataluña, difiere circunstancialmente: “Cuando veo a Zapatero, veo una hucha sin fondo. ¡Una ganga! Y entonces me aprovecho, claro. Ni que fuera bobo.” (Y tiene razón el Montilla) Nota: la única visión verdadera, de todas las anteriores, es la de Zapatero. (¡Lo sabía! Es que estaba tirado; tampoco se la eche tanto.)

Sobre esta noticia

Autor:
Juan Padron Sabina (56 noticias)
Visitas:
156
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.